Secciones
Policiales

Condenas de prisión para los procesados por violento asalto

Diego Armando Rodríguez fue sentenciado a 10 años de prisión, y Débora Tablada a ocho por el robo a un familia del centro de Paraná y balear al hombre en la espalda, en abril de 2011.

Miércoles 28 de Noviembre de 2012

Tres personas (dos mujeres y un hombre) recibieron condenas en el juicio por el violento asalto sufrido por una familia ocurrido en abril de 2011. Se trata del robo a la familia Pacheco, en la zona de Victoria y San Luis de Paraná, a cuyos integrantes los abordaron una mañana cuando salían a trabajar. Como consecuencia del robo y de la resistencia que ofrecieron las víctimas, en la fuga el ladrón disparó contra el padre de la familia en la espalda, quien fue asistido a tiempo.
 

Antes de este debate, una de las acusadas, Natalia Castillo, fue condenada en un juicio abreviado. Ayer la Sala 2 de la Cámara del Crimen de Paraná adelantó el veredicto para lo dos acusados que no aceptaron el juicio abreviado: Diego Armando Rodríguez, de 24 años, y Débora Tablada, de la misma edad, recibieron penas de 10 y ocho años de prisión respectivamente por los delitos de Robo calificado por el uso de arma de fuego y Homicidio en grado de tentativa.
 

Durante los alegatos, el fiscal de cámara Rafael Cotorruelo afirmó que los tres acusados por el hecho sorprendieron a Eduardo Pacheco, su esposa e hijos cuando salían en la mañana del 15 de abril de 2011 a trabajar. Pese a los golpes y amenazas con las armas de fuego, mediante los cuales les reclamaban dinero y elementos de valor, la familia opuso una férrea resistencia, y se trabaron en lucha con los ladrones. Según el fiscal, antes de retirarse con dinero, y sin ninguna necesidad, Rodríguez le disparó a Pacheco por la espalda, “con una clara intención de matar”, aunque la herida no fue letal. Cotorruelo había pedido 12 años de prisión para Rodríguez y nueve para Tablada. Si bien lo jueces Ricardo Bonazzolla, Marcela Badano y Marcela Davite aplicaron penas un poco menores, coincidieron con el planteo de la Fiscalía, aunque habrá que esperar los fundamentos del fallo, que se darán a conocer el 4 de diciembre.
 

Por su parte, el defensor de Rodríguez, Marcos Rodríguez Allende, había cuestionado en su alegato el accionar policial, y sostuvo que el juez de Instrucción y la Fiscalía fueron engañados por el entonces jefe de la comisaría octava, Omar Catena, y el subjefe, Carlos Benítez, junto al personal de la División Investigaciones de la Departamental Paraná de la Policía. Esto debido a que ante la urgencia de “encontrar un culpable como sea” debido a la gravedad del asalto y las presiones de sus superiores, armaron el escenario para incriminar al acusado.
 

Por su parte, la defensora oficial de Tablada, Lucrecia Sabella, coincidió con aquel planteo, y además dudó del reconocimiento que hicieron las víctimas de la mujer acusada, y planteó que no había pruebas suficientes para condenarla.
 

Otro punto de debate en este caso fue el reconocimiento fotográfico que los testigos hicieron de los acusados en la Policía, el cual fue cuestionado por los defensores ya que habría inducido a señalar a los hoy ya condenados.
 

Rodríguez permanece excarcelado, mientras que Tablada sigue en prisión, ya que cumple otra condena en la Unidad Penal Nº 6 de Paraná.
 

Luego de conocerse la sentencia íntegra con los fundamentos, los defensores observarán si acuden en Casación a la Sala Penal del Superior Tribunal de Justicia.

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario