Policiales
Viernes 29 de Marzo de 2019

Con la plata del cuento del tío compraron camionetas, televisores y hasta choperas

La policía desbarató la banda que realizaba estafas a abuelos en Paraná. Hay un jugador de fútbol, la esposa y amigos formando parte de la organización delictiva.

En la tarde de este viernes finalizaron cuatro allanamientos en viviendas de Paraná, con el fin de desbaratar la banda que ejecutaba cuentos del tío a ancianos. En los procedimientos se incautó una camioneta Toyota, electrodomésticos y dinero, quedando vinculados a la organización entre otros un jugador de fútbol de la zona oeste, su esposa y otros allegados y amigos.

Desde la Policía se informó a UNO que la Dirección de Investigaciones emprendió los cuatro allanamientos en viviendas de los barrios Paraná XVI, Humito y Parque Nuevo.

Los investigadores de la División Delitos Económicos avanzaron con los procedimientos luego de que llegaran los informes de las empresas telefónicas que dieron valiosa información sobre los teléfonos utilizados para realizar los cuentos del tío a las víctimas, en general personas muy ancianas.

Todo se inició con el robo de 60 mil pesos a una jubilada de avenida Ramírez. El hecho ocurrió el agosto del 2018 y tras los primeros datos recabados, se sumó el informe con la línea de teléfono usada para llamar.

Desde ese celular se comunicaron con la víctima y tras hacerle creer que era una nieta, se le alertó que iba a pasar el gerente de un banco por la casa de la abuela a retirar los billetes que iban a salir de circulación.

Con la pesquisa el personal a cargo del director de Investigaciones Fabio Jurajuría, reclamó al fiscal en turno y al juez Ricardo Bonazolla los allanamientos en las viviendas de calle: República de Siria; Costa Rica, La Delfina y Cura Gil Obligado.

En las propiedades requisadas fueron correctamente identificados los ocupantes y se dispuso además el secuestro de electrodomésticos, herramientas, computadoras, celulares y hasta una camioneta Toyota que fueron adquiridos con el dinero de las víctimas de los cuentos del tío.

En Cura Gil, se allanó la casa de un jugador de fútbol que milita en un equipo de la zona oeste de Paraná. A criterio de los pesquisas el matrimonio tenía un rol preponderante en la banda.

En esta ocasión desde la Justicia se dispuso identificar a los acusados y supeditarlos a la investigación, por lo que no se ordenó la detención.

Comentarios