Pais
Viernes 01 de Junio de 2018

YPF y Dapsa se harán cargo del gerenciamiento de la empresa Oil

La resolución la tomó ayer el juez Javier Cosentino. Satisfacción y alivio en los trabajadores por la continuidad de trabajo de la petrolera

Santa Fe.-El juez Javier Consentino, que entiende en la causa de la quiebra de Oil Combustibles, definió adjudicar a las empresas Destilería Argentina de Petróleo (Dapsa) e YPF SA la gestión de la empresa en marcha en los términos que estaba pautada en la oferta. En rigor al manejo lo va a tener YPF, a través de la empresa Dapsa, quien se encargará del abastecimiento de toda la red de estaciones de servicios.
El traspaso tendría lugar el jueves y por el momento la empresa Dapsa tendrá a su cargo el manejo de las estaciones de servicios, mientras que YPF tendría a su cargo los muelles y la refinería.
"Es un día de satisfacción y alivio, porque además de la continuidad laboral de los trabajadores, la refinería nació como YPF y hoy va a seguir siendo YPF", contó ayer a la tarde a La Capital Héctor Brizuela, secretario de Asuntos Legales del gremio.
"La expectativa que teníamos hasta ahora hoy ha tenido una resolución favorable del juez dando la continuidad de la empresa a Dapsa e YPF", aseguró el dirigente gremial, quien enseguida abundó: "Siempre nos pareció una de las ofertas más sólidas, y el juez, después de un minucioso análisis de todas las propuestas, ha concluido en que la más firme, la que va a permitir que este proceso se realice con la seguridad que requiere la continuidad y además la que va a garantizar las cuestiones ambientales, lo brinda esta empresa con mayoría de capitales nacionales".
Consultado sobre si la idea es reactivar la refinería, Brizuela comentó que "en principio eso es una tarea pendiente, porque de las ofertas presentadas YPF afirmaba que a la refinería la pondrían en marcha si le daban los estudios de factibilidad para eso".
No obstante, el dirigente celebró el hecho de que sea YPF la empresa que se haga cargo del manejo de la petrolera que fuera propiedad de Cristóbal López, por la "solvencia técnica y financiera". "A partir de ahora los trabajadores tenemos que plantear de la manera más firme y responsablemente posible que lo que queremos es refinar, y poner en marcha la refinería y para que ese proceso no quede apagado definitivamente, porque ni el país ni la provincia están en condiciones de darse ese lujo".
El juez le otorgó cinco días a los interventores para que definan las cuestiones contractuales para que YPF se haga cargo plenamente del gerenciamiento. "Desde allí comenzaremos a dialogar con las caras visibles de YPF para ver cómo se empieza con las actividades y cómo llevar el producto a las estaciones de servicios. Y también en esas primeras reuniones vamos a plantearle la necesidad de mantener a los trabajadores al ciento por ciento y la necesidad de que se estudie con la mayor responsabilidad posible poner en marcha los muelles y la refinería", contó Brizuela.
La petrolera Oil emplea a 400 trabajadores, cuenta con una red de 360 estaciones de servicios, una importante flota de camiones y vehículos, un puerto, la refinería e inmuebles, entre otras propiedades, pero además –y hasta que en el proceso de quiebra no sean separadas– es dueña de acciones de otras empresas del Grupo Indalo, como los medios de comunicación.
Cuando en unos meses se licite para la venta definitiva de Oil Combustibles, el juez también le otorgó el derecho a Dapsa e YPF de "igualar la mejor oferta de compra de un tercero que pueda presentarse, ya sea por la totalidad o parte de las instalaciones de Oil, y para el abastecimiento exclusivo de la red comercial de bandera Oil".

Plazos y canon
El plazo otorgado por Cosentino para esta operatoria es de 60 días, pero extendible por otros 60 días, con lo cual se asegura tener OCSA en actividades durante los cuatro meses que se tomará para decidir el futuro definitivo de la compañía.
La propuesta de YPF y Dapsa ofrece afrontar en forma directa el abastecimiento exclusivo de combustible de la totalidad de la red de estaciones de servicio de bandera de Oil, garantizando la disponibilidad de productos de la más alta calidad, a precios de mercado y en condiciones de competitividad para los operadores de estaciones de servicios, tomando a su cargo el riesgo de la operación comercial.
También asume la explotación para su propias actividades y/o de terceros la totalidad de los activos logísticos en la terminal fluvial, disponiendo de personal propio de amplia experiencia y trayectoria en la actividad para la supervisión de las tareas que se lleven a cabo en las instalaciones de la planta fluvial de propiedad de Oil con personal propio.
Ofrecieron reprocesar sin costo los stocks de combustible en sus instalaciones a fin de colocarlos en condición comercial. Ello, sin perjuicio de acordar la compra de los volúmenes de fueloil y gasoil existentes, en las condiciones en que se encuentran, a valores corrientes de mercado.


Valoración del juez

El juez ponderó esta propuesta por sobre las del resto no solamente debido a los aportes comprometidos, sino a lo que sostiene es un "plus económico" que no debe ser soslayado y respecto del cual ninguna de las otras oferentes se han expedido y que tiene que ver con que Dapsa e YPF han ofrecido generar valor sobre los stocks de gasoil y fueloil "reprocesando sin cargo esos productos para su comercialización".
Los interventores han hecho una estimación aproximada sobre este concepto que alcanzaría la suma de 500.000 dólares a 700.000; además de ofrecer la compra del stock a valores de mercado. El abastecimiento de la red de distribución es otro tema altamente sensible analizado por Cosentino. Al respecto asegura que Dapsa e YPF garantizan, sin condicionamientos y asumiendo el riesgo de la operación, el abastecimiento de la "totalidad" de la red de estaciones de servicios de bandera Oil con combustibles de calidad. "Es difícil esta decisión, como tantas otras que han sido adoptadas".

Comentarios