Pais
Martes 01 de Mayo de 2018

Triaca confirmó que el fondo de cese laboral reemplazará a las indemnizaciones tradicionales

El ministro de Trabajo, Jorge Triaca, destacó este lunes como uno de los objetivos centrales de los proyectos de reforma laboral enviados por el Ejecutivo al Senado de la Nación el de "generar un vínculo entre trabajadores y empleadores que priorice el consenso" en lo que atañe a la formalización del empleo y a las indemnizaciones.

"El proyecto que mandamos al Congreso tiene una mirada integral", indicó el ministro, e insistió en que buscan "generar vínculo entre trabajadores y empleadores que priorice el consenso y no el conflicto", y "eso tiene que ver con la formalización de trabajadores" por un lado, y por el otro, la creación de "un fondo de cese laboral", vinculado con las indemnizaciones.

Este fondo sería "administrado por los sindicatos en conjunto con el empleador", indicó Triaca en declaraciones a Radio Mitre y agregó que el principal objetivo de las iniciativas remitidas el viernes al Senado es "darle previsibilidad al trabajador y al empleador".

"Cada convenio tiene la posibilidad de recurrir a este fondo de cese y cada sector define el alcance del mismo", indicó Triaca, por lo que "sólo cuando estos convenios lo quieran, el fondo de cese reemplazaría la indemnizaciones tradicionales".

El ministro indicó que hay "cinco sectores con mayor nivel de trabajadores en la informalidad: construcción, empleo rural, pequeñas industrias, comercio y personal doméstico", y agregó: "El foco no es solamente la formalización sino también mejorar los procesos de fiscalización".

En tanto, al ser consultado sobre su relación actual con la CGT, el ministro de Trabajo sostuvo que dialoga "con todos los sectores", aunque pueda "haber diferencias", y expresó que en el Gobierno son "muy prudentes dejando que los procesos de unidad se hagan de manera propia".

El Gobierno envió el viernes pasado al Senado tres capítulos del proyecto de reforma laboral que comenzarían a ser debatidos en comisiones los primeros días de mayo y que incluyen una modificación en el cálculo de las indemnizaciones que había sido resistida en diciembre último.

El primero de los proyectos a los que accedió ámbito.com se refiere a la regularización del trabajador no registrado así como a la rectificación de la real remuneración o de la real fecha de inicio de la relación laboral.



Qué dicen los tres proyectos que envió el Ejecutivo a la Cámara alta

El Gobierno envió este viernes al Senado tres capítulos del proyecto de reforma laboral que comenzarían a ser debatidos en comisiones los primeros días de mayo y que incluyen una modificación en el cálculo de las indemnizaciones que había sido resistida en diciembre último.

El primero de los proyectos se refiere a la regularización del trabajador no registrado así como a la rectificación de la real remuneración o de la real fecha de inicio de la relación laboral.

En el texto se propone la extinción de la acción penal y liberación de las infracciones, multas y sanciones de cualquier naturaleza correspondientes a dicha regularización y la baja del Registro de Empleadores con Sanciones Laborales (REPSAL) a aquellos empleadores que blanqueen a sus empleados.

El proyecto plantea que las relaciones laborales deberán efectivizarse dentro de los 360 días contados desde la reglamentación de esta ley.

El proyecto indica que "podrán incluirse en el presente régimen las deudas que se encuentren controvertidas en sede administrativa, contencioso administrativa o judicial, a la fecha de publicación de la presente ley en el Boletín Oficial".

En tanto que el demandado "se allane incondicionalmente y, en su caso, desista y renuncie a toda acción y derecho, incluso al de repetición, asumiendo el pago de las costas y gastos causídicos".

También se prevé la condonación de la deuda por capital e intereses cuando aquella tenga origen en la falta de pago de aportes y contribuciones con destino a los Subsistemas de la Seguridad Social.

El segundo de los proyectos establece la creación del Sistema de Prácticas Formativas para los estudiantes y nóveles graduados de la Educación Superior, y los estudiantes de la Educación Permanente de Jóvenes y Adultos, en todos los casos mayores de 18 años, a cumplirse en Empresas o Instituciones públicas o privadas, con excepción de las empresas de servicios eventuales aún cuando adopten la forma de cooperativas.

El artículo 16 determina que la duración y la carga horaria de las prácticas formativas se definirán en general en los Convenios Colectivos de Trabajo y en particular en el convenio de Práctica Formativa, en función de las características y complejidad de las actividades a desarrollar con un máximo de hasta 12 meses y con una carga horaria de hasta 30 horas semanales.

La iniciativa propone que "los practicantes reciban una suma de dinero en carácter no remunerativo en calidad de asignación estímulo".

"Esta asignación se calculará tomando como referencia el salario básico neto del convenio colectivo aplicable a la empresa, y será proporcional a la carga horaria de la práctica formativa", consigna el proyecto.

El último de los proyectos de ley crea la Agencia Nacional de evaluación de Tecnologías de Salud (AGNET) como organismo descentralizado en el ámbito del Ministerio de Salud, con autarquía económica, financiera, y personería jurídica propia.


Respecto a su incumbencia, sostiene que competerá a la AGNET la realización de estudios y evaluaciones de medicamentos, productos médicos e instrumentos, técnicas y procedimientos clínicos, quirúrgicos y de cualquier otra naturaleza destinados a prevenir, tratar o rehabilitar la salud, a fin de determinar su uso apropiado, oportunidad y modo de incorporación al conjunto de prestaciones cubiertas por el sector público y el Programa Médico Obligatorio.

Comentarios