Corrupción
Jueves 29 de Marzo de 2018

Procesaron a Lázaro Báez por evasión impositiva y lo embargaron en 250 millones

El juez López Biscayart tomó esa medida por el uso de facturas truchas entre empresas del grupo. El procesamiento incluye a dos altos funcionarios de la AFIP de Ricardo Echegaray.

La situación judicial del empresario K Lázaro Báez se complicó este miércoles mucho más cuando el juez en lo penal económico Javier López Biscayart lo procesó y embargó en 250 millones de pesos en una causa por evasión impositiva de más de 80 millones de pesos del Grupo Austral. Mientras Báez pidió su excarcelación al tribunal oral que lo juzgará por la causa de la ruta del dinero K, López Biscayart.


El procesamiento, sin prisión preventiva, incluyó a otros directivos del Grupo Austral y a dos altos funcionarios de la AFIP de Ricardo Echegaray que habían subestimado una pretensión fiscal del Estado en una primera etapa de la causa. El reclamo de 80 millones de pesos es solo por el ejercicio 2010 y se ampliará cuando el magistrado investigue otros ejercicios fiscales.


Entre las empresas del Grupo Austral denunciadas está Valle Mitre que administró el hotel Alto Calafate y otros hoteles de la familia Kirchner.


La causa se había iniciado en el 2013 por una denuncia de la diputada Elisa Carrió por maniobras de evasión impositiva a raíz de convenios celebrados entre las empresas del Grupo Austral: La Estación SA; Don Francisco SA; Kank y Costilla SA; Loscalzo y del Curto Construcciones SRL; Alucom Austral SRL; Badial SA y Austral Construcciones SA con la gerenciadora Valle Mitre SA en las determinaciones del IVA. Además, entre estas empresas se intercambiaron facturas truchas como trampa para no pagar impuestos.


La disolución de la delegación Bahía Blanca, entre otras maniobras evitó que en el 2013 el juez López Biscayart procesara y solo pudo hacerle pagar multas menores a Austral. La AFIP bajo el control de Echegaray omitió darle a ese juez informes con los verdaderos números de la evasión. Recién, tras el cambio de gobierno, se pudo hacer la verdadera determinación de la deuda fiscal. En Bahía Blanca funcionó una usina de facturas truchas vinculadas al ex novio de la vedette Mónica Farro, Juan Suris.

La resolución, a la que accedió Clarín en fuentes judiciales, incluye al presidente del Grupo Austral, Julio Mendoza, a Martín Báez, al contador Claudio Bustos y a los empleados de Austral Ariel Nieto, Mario Delgado y Emilio Martín, entre otros mientras, que otro contador César Andrés fue sobreseído.


En la lista de procesados también figura Emilio Martín y los funcionarios de la AFIP Fabiola Bartra Alonso y Mónica Majhen Otero. En esa causa, Báez se negó a declarar y presentó un escrito preparado por su defensa en el cual expresó que jamás fue presidente ni representó legalmente a la firma, y manifestó no comprender por qué se ha decidido imputarlo a raíz de la reapertura del proceso, luego de que la AFIP, tras el cambio de gobierno, hizo una real determinación de la pretensión fiscal.


En su resolución, el juez dijo que el Grupo Báez a través de "declaraciones juradas engañosas en tanto reflejaron el cómputo de créditos fiscales inexistentes provenientes de la registración de facturas supuestamente apócrifas emitidas por Constructora Patagónica Argentina SA, Grupo Penta & Cia SA, Calvento SA y Valle Mitre SA, mediante las cuales se documentaron operaciones ficticias; y en tanto omitió exteriorizar débitos fiscales provenientes de ventas gravadas.


En cuanto al rol de Báez "en los hechos administraba y decidía el devenir de los acontecimientos de Austral Construcciones SA. Es decir, habría poseído el denominado “dominio social”", aunque el presidente formal era Mendoza, destacó el juez.


Sobre las funcionarias de la AFIP, el juez sostuvo que "lejos de formar la convicción suficiente sobre la verdadera naturaleza de los hechos, ocultaron maliciosamente la verdadera naturaleza del vínculo entre Austral Construcciones SA y Valle Mitre SRL – luego Valle Mitre SA-, con la finalidad de favorecer la evasión de una fracción sustancial de los tributos correspondientes de Austral Construcciones SA y procurar la impunidad de sus responsables. Es decir, tomaron parte de la evasión endilgada a los responsables de Austral Construcciones SA. mediante una de las modalidades típicas".


Ello, por cuanto si la contribuyente engañó y evadió, la actuación de las funcionarias imposibilitó que se pudiera poner fin a ese estado antijurídico, por lo que deberán responder en los términos del art. 13, en función de los arts. 1 y 2 de la ley 24769.


Fuente: Clarin.

Comentarios