Secciones
Mauricio Macri

Los obispos católicos le piden al Gobierno que reparta alimentos

Solicitan declarar la emergencia nutricional ante el "severo aumento de la indigencia, la pobreza y la desocupación" de la mano de la devaluación

Viernes 30 de Agosto de 2019

La Conferencia Episcopal Argentina (CEA) pidió al presidente Mauricio Macri que reconozca la emergencia alimentaria y nutricional en todo el territorio ante la recesión y la crisis económica que padece el país. “Solicitamos se dispongan las medidas necesarias para declarar la emergencia alimentaria y nutricional en todo nuestro país”, indicó el organismo en un comunicado.

A tres días de reunirse con el presidente Mauricio Macri, los obispos advirtieron que en los últimos meses han detectado un “severo aumento de la indigencia, la pobreza, la desocupación”, a lo que se suma el alza indiscriminada de los precios de alimentos de la canasta básica.

“Ante el aumento indiscriminado del precio de los alimentos de la canasta básica, nos encontramos en una situación de emergencia alimentaria y nutricional”, advirtió la Iglesia. Días atrás, durante una reunión con la Comisión Episcopal, Macri pidió a los obispos que lo ayuden a lograr “la cohesión social”.

“Nos encontramos en una situación de emergencia alimentaria y nutricional que afecta esencialmente a los más vulnerables, en especial a los más pequeños”, indicaron.

Aunque la cúpula católica valora que el Estado asista a la ciudadanía “con mayor ayuda alimentaria, no sería suficiente para paliar las deficiencias de este tiempo”.

“Por ello entendemos que es urgente implementar una canasta básica de primera infancia con productos esenciales que puedan ser distribuidos gratuitamente o a costo subsidiado”, señalaron.

Llamativamente, el comunicado no alude a la situación de la vejez, otro de los sectores más castigados por la situación actual.

Esa canasta básica debe incluir medicamentos, vitaminas, leche, otros productos lácteos, carnes, pescados, frutas, verduras, huevos, legumbres y pañales, especificó la CEA.

También indicó: “Resulta urgente aumentar el presupuesto destinado a los comedores y a las huertas escolares, comunitarias y familiares, y a emprendimientos de la agricultura familiar y social”, sugirieron.

La Conferencia Episcopal recordó que el papa Francisco señala la fraternidad como “el principal fundamento de la solidaridad”.

En ese sentido, se necesitan “políticas eficaces que promueven ese principio para que toda persona tenga acceso a la oportunidad de desarrollarse plenamente como personas”.

Tras la reunión que celebró el 27 de agosto con el presidente Macri, la Conferencia Episcopal requirió al mandatario que buscase “soluciones a la grave crisis del momento actual, más allá del desarrollo del proceso electoral”.

El gobierno de Mauricio Macri atraviesa una de las coyunturas políticas más difíciles desde que comenzó su gestión hace tres años y medio ante la inestabilidad económica que disparó el riesgo país y depreció el peso argentino 32% desde las elecciones primarias del pasado 11 de agosto.

Cáritas

Por su parte, Cáritas en un comunicado apoyó la decisión de los obispos. “Si bien el Estado Nacional está asistiendo con mayor ayuda alimentaria, Cáritas coincide en que no es suficiente para paliar las deficiencias de este tiempo. Por ello acompañamos el pedido para que se dispongan las medidas necesarias y se declare la emergencia alimentaria y nutricional”, dijo.

“A tal fin, Cáritas pone a disposición de la comunidad sus recursos humanos y materiales para que más ayuda pueda llegar rápidamente, a través de sus comedores, merenderos, centros barriales y equipos de voluntarios de todo el país”, agregó Cáritas presidida por el obispo de Quilmes, monseñor Carlos Tissera.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario