PJ
Sábado 26 de Mayo de 2018

El PJ se rearma, pero sin resolver el dilema de Cristina

Massa y De la Sota se anotan en la carrera donde ya está Urtubey. La expresidenta es la que más votos tiene, pero es un escollo para la unidad

Con el salteño Juan Manuel Urtubey decidido a competir por el Sillón de Rivadavia en 2019, empieza a armarse el esquema de precandidatos del peronismo, en el que figuran algunos otros nombres, como los del tigrense Sergio Massa y el cordobés José Manuel De la Sota.
Desde que en 2015 rechazó ser el candidato a vicepresidente del bonaerense Daniel Scioli, el norteño tiene entre ceja y ceja la Casa Rosada, sueño que no oculta desde aquellas elecciones.
Su postulación, virtualmente confirmada, es la que más adhesiones suma hasta el momento, siempre que la reconstrucción del peronismo no incluya una intención de Cristina Kirchner de volver a competir para ponerse la banda y tomar el bastón que dejó el 9 de diciembre de 2015 en una Plaza de Mayo colmada para su "despedida" de la Presidencia.
Con ese objetivo, Urtubey buscó posicionarse desde el primer día de la gestión de Mauricio Macri como el líder y referente de un peronismo renovado y que apueste a la gobernabilidad del país. "El peronismo tiene que volver a enamorar", repite una y otra vez, en público y en privado.
Al encabezar el martes un acto con el jefe del bloque Justicialista en el Senado, Miguel Ángel Pichetto, comenzaron a rondar los rumores y las versiones acerca de la posible confirmación de una dupla entre el salteño y el rionegrino.
La presentación compartida por ambos referentes del justicialismo tuvo como organizador al secretario general de la Asociación del Personal de Organismo de Control (Apoc) Hugo Quintana, quien manifestó que ese dúo "podría ser" una de las ofertas electorales en 2019.
Sin embargo, ayer el sindicalista se mostró "seguro" de que "en el peronismo federal va a haber más de un candidato".
Se trata del líder del Frente Renovador, Sergio Massa, y el exgobernador de Córdoba José Manuel De la Sota. Tras concluir su mandato como diputado nacional y ante el fracaso de su intención de ser senador nacional, el tigrense se llamó a silencio y empezó a mantener distintas reuniones con dirigentes del conurbano bonaerense.
Asimismo, De la Sota también redobló sus recorridas por barrios vulnerables, pero no acompañado por un puntero político sino por referentes eclesiásticos.
Hace 10 días visitó la villa La Cárcova, en el partido bonaerense de San Martín, junto al padre José María Pepe Di Paola, y también caminó por los pasillos de la 21-24, en el barrio porteño de Barracas, en este caso junto al padre Lorenzo Toto De Vedia.
El acuerdo tácito entre las distintas fuerzas políticas definió que la campaña electoral comenzará una vez concluido el Mundial de Rusia: cuando deje de rodar la pelota empezará a girar con mayor velocidad la rueda del peronismo y se podrá determinar si habrá unidad o seguirá la dispersión.

Urtubey y sus aspiraciones
El gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, compartió los festejos del 25 de Mayo junto a su par de Misiones, Hugo Passalacqua, y en búsqueda de proyectarse como una figura del peronismo federal para 2019 dijo que Argentina "mantiene una deuda con el norte". Lejos de la marcha kirchnerista en el Obelisco.
"Hombres y mujeres de nuestra Argentina dejaron todo, hasta su vida, para que hoy podamos ser esta Nación que todavía le debe a nuestro amado norte el reconocimiento de la constitución de la Patria misma". Por eso llamó a seguir construyendo "esa gran Nación que todavía nos debemos".
Radical K, hoy aliado a los gobernadores peronistas, Passalacqua arengó que "hay mucho futuro y hay muchos Urtubey desparramados por ahí, y por eso vale la pena el esfuerzo de hacer homenaje a los patriotas de ayo".

Comentarios