Dictadura
Viernes 12 de Abril de 2019

El Gobierno recibió archivos desclasificados sobre la dictadura

Se trata de documentos fechados entre 1975 y 1984. Es la última entrega de cuatro y provienen de 16 agencias diferentes, entre ellas la CIA y el FBI

El ministro de Justicia y Derechos Humanos, Germán Garavano, recibió ayer en Washington la cuarta entrega de documentos desclasificados relacionados con abusos a los derechos humanos cometidos por la última dictadura militar en la Argentina. La documentación, más de 40 mil páginas reunidas en seis CD, tiene la particularidad de casi no tener tachaduras (censura), a diferencia de otras entregas, y a la vez incluye materiales anteriores a la irrupción militar y luego de la caída del gobierno de facto. Llamó la atención que no participaron del acto representantes de organismos de derechos humanos, entidades que iniciaron el pedido de desclasificación.
De acuerdo a lo detallado por el ministerio que conduce Garavano, se trata de la mayor entrega por parte de Estados Unidos a otro país de material desclasificado en cuanto a su volumen y calidad de archivo. David Ferriero, archivista nacional de los Estados Unidos, le entregó en mano al ministro una caja blanca con seis CD con todo el contenido de los archivos, un 97% sin ningún tipo de censura, un porcentaje considerado muy elevado. Lo que permanece secreto, se destacó, está relacionado con otros países. "Este proyecto es fundamental, atravesó dos administraciones, involucró 30.000 horas de trabajo por parte 320 personas", dijo el funcionario estadounidense.
Durante la entrega, Ferriero leyó un mensaje del presidente Donald Trump dirigido al jefe del Estado argentino, Mauricio Macri. "Es mi esperanza que esta desclasificación ayude a los argentinos en el proceso de sanar sus heridas", destacó el mandatario norteamericano.
Los documentos entregados provienen de 16 agencias del gobierno de los Estados Unidos, incluidas la CIA y el FBI, lo que pone punto final a un proceso que llevó largos años de gestiones de parte del gobierno argentino y los organismos de derechos humanos. Las anteriores entregas se hicieron en agosto y diciembre de 2016 y la tercera en abril de 2017, como parte de un proceso de apertura del secreto iniciado durante la presidencia de Barack Obama. Hasta el momento, el gobierno norteamericano entregó unos 6.000 documentos relacionados con personas desaparecidas durante la dictadura en Argentina.
Los documentos fueron entregados en una caja de madera, color blanco antiguo, atada con una cinta blanca. El acto se desarrolló en Washington en la Agencia de Archivos Nacionales y Administración de Documentos de los Estados Unidos.
Garavano calificó el hecho como algo "histórico" ya que se trata de la "mayor entrega de documentación, que es información que ha sido desclasificada y que el gobierno argentino pondrá a disposición del Archivo Nacional de la Memoria, para que pueda ser analizada".
El funcionario analizó que de esta manera, "se concluye una etapa de muchos años donde el gobierno de Estados Unidos, durante dos administraciones, ha ido entregando información".
En el mismo sentido, consideró que "es importante trabajar la relación hacia el futuro de ambos países, los que respetan la voluntad popular y las democracias".
El pedido original de levantar el secreto sobre este material que puede echar luz sobre los años de la represión militar provino de los organismos de derechos humanos argentinos, entre ellos el CELS y las Abuelas de Plaza de Mayo. Ayer, sin embargo, no hubo representantes de esas organizaciones en el acto.
Fuentes diplomáticas recordaron que "luego de que en 2002 el Departamento de Estado de los EE.UU. hizo entrega a la Argentina de una tanda de 4.677 documentos desclasificados relacionados con la última dictadura, desde 2016 continuó un proceso de desclasificación que tuvo tres instancias de entregas".
En marzo de 2016, durante la visita oficial del por entonces presidente de EE.UU. Barak Obama, los organismos de derechos humanos le solicitaron una nueva desclasificación. La nueva entrega se produjo en agosto de ese año.
En aquella oportunidad, se entregó un único documento de 1.081 fojas, en el que se unificaron documentos del fondo de la Biblioteca Carter.
En diciembre de 2016, en una ceremonia privada en el Archivo Nacional de la Memoria, el embajador norteamericano Noah Mamet entregó la segunda tanda de documentos al secretario de DD.HH., Claudio Avruj. Fueron 502 fojas digitales, cuyas fechas extreman van de julio de 1975 a junio de 1987.
En abril del 2017, en el marco de la visita de Macri a EE.UU., su par, Donald Trump, entregó 813 documentos y más de 119 documentos de los capítulos correspondientes al volumen "relaciones exteriores de los Estados Unidos sobre América del Sur" para el período 1977-1981.
Además, las autoridades dispusieron la desclasificación de 648 documentos del Archivo Histórico de la Cancillería referidos a la OEA-ONU, los cuales fueron analizados por la Comisión para la Memoria Histórica. En la actualidad, en el sitio http://desclasificacion.cancilleria.gob.ar/ se encuentran más de 6.800 documentos públicos y secretos emitidos por la Cancillería entre 1976 y 1983.  

Comentarios