Secciones
Pais

Con una buena demanda inició la nueva temporada de cruceros

Los viajes de este tipo con mayor demanda son los que van hasta Río de Janeiro. El costo por persona oscila los 2.100 dólares. Se puede financiar y hay descuentos en compras anticipadas

Domingo 09 de Noviembre de 2014

Este mes arrancó al temporada de cruceros y ya se están vendiendo a la vez los paquetes para la temporada 2015/2016.
Tradicionalmente, hacer un viaje de este tipo fue una opción vinculada al lujo y para selectos destinatarios que estaban en condiciones de pagar un producto suntuoso.
Con el correr del tiempo, adecuándose a las condiciones del mercado, esta alternativa se tornó más accesible para una mayor cantidad de público. Trabajadores con un sueldo promedio pudieron alcanzar el disfrute de alguno de los itinerarios de los grandes buques, que a bordo ofrecen todo tipo de servicios y una atención de primer nivel.

 

 

 

Precio más conveniente

 


La posibilidad de pagar el paquete en cómodas cuotas fue uno de los alicientes para que más gente pueda cumplir su sueño de viajar en crucero. Y si bien en la actualidad no están tan de moda como hace un par de años atrás, la demanda es sostenida y hay quienes prefieren recorrer distintos destinos de este modo, con todo al alcance de la mano, incluyendo un shoping, un cine, piscinas, locales bailables, restaurantes, y un montón de comodidades más incluidas en el precio.
Las agencias de viaje brindan la posibilidad de empezar a pagar el viaje en crucero a través de extensos planes y si se abona de manera anticipada, se pueden obtener beneficios convenientes.
En este sentido, quienes comienzan a desembolsar las cuotas desde un año antes de la fecha en la que comienza la travesía, pueden llegar a ahorrar hasta un 45%.
“Hay rutas que se pueden comprar desde este mes para obtener buenas tarifas y acceder a las promociones. Por lo general los cruceros se compran con un año de anticipación. A fines de 2013 empezamos a vender los cruceros que van a tomar los pasajeros a partir de ahora hasta fin de año y también durante enero y en febrero, y ya estamos vendiendo para la temporada verano 2015/2016”, contó a UNO Laura González, encargada de ventas de este tipo de productos en una agencia de Paraná.
“Los más buscados en la actualidad son los que van hasta Río de Janeiro, en Brasil, pasando por Punta del Este. En todos los casos parten desde el puerto de Buenos Aires”, agregó.
Los precios varían según el itinerario y su duración. “Los que llegan a Río de Janeiro son paquetes de entre siete y nueve noches y tienen un costo de aproximadamente 2.100 dólares finales, que incluyen la Resolución General (RG) 3.550, las tasas de embarque y demás. Se puede abonar en pesos con un dólar a un valor de 8.56 pesos y además financiar, según las tarjetas de los bancos, hasta en 12 cuotas sin interés, aunque con una comisión bancaria de entre el 3 y el 5% del monto”, explicó la vendedora.
Asimismo, señaló: “Hay otras opciones de cruceros que van más al norte de Brasil, hasta Salvador de Bahía. Ese paquete incluye 13 noches y es un viaje muy atractivo. En ese caso el precio oscila los 3.000 dólares por persona”.
Por su parte, Oscar Basa, propietario de otra de las agencias de viaje de Paraná, comentó que “también tienen gran demanda los que se denominan minicruceros, que duran tres noches y van a Punta del Este”. En este caso, hay que pensar en gastar un poco más de 1.000 dólares.
Según contó el empresario, este tipo de viaje se requiere mucho para pasar las Fiestas, sobre todo para recibir el Año Nuevo. “Hay clientes que buscan esta fecha para ir con su familia y de este modo poder estar todos juntos, ya que en la ciudad después del brindis los hijos suelen irse a otro lado y los padres quedan solos; en cambio así no”, contó como anécdota.
Ambos referentes indicaron que a quien le gusta viajar en crucero, luego de concretar su primer viaje se anima a una ruta más extensa y a conocer otros lugares. “La ruta más larga es un trasatlántico que dura 22 noches y termina en Savona, recorriendo parte de Europa”, contó por último Laura.

 

 

 


Viajar con bebés

 

 


Reservar un crucero es para muchos el sueño de toda una vida, y para otros probar una forma diferente de viajar.
En el caso de aquellos matrimonios con niños de corta edad es una buena opción, debido a la seguridad que hay en este tipo de emprendimientos.
Para quienes tienen un bebé, viajar en crucero es una opción ideal: se recorren playas y ciudades pero siempre con la seguridad de estar en el barco, con todas las comodidades.
En la embarcación hay piscinas, restaurantes, clubes para chicos, entretenimientos y hasta babysitter y médico abordo.
Los mejores cruceros para hacer con bebés son los que tienen una duración apropiada que podría ser de siete días.

 

 

 

 

Empresas que redujeron su oferta


Tanto Oscar Basa como Laura González, ambos referentes de agencias de viajes en Paraná, coincidieron en señalar que la demanda de cruceros se redujo con respecto a otros años, debido al panorama económico, aunque aclararon que esto ocurrió también con otro tipo de viajes.
En este marco, la empresa italiana Costa Cruceros informó a fines del mes pasado, a través de un comunicado, que debido a las “dificultades comerciales” y de la “coyuntura económica de la región”, decidió realizar una reprogramación de sus itinerarios en Sudamérica para la próxima temporada. Como consecuencia de esta “reprogramación”, cancelará cuatro salidas del Costa Pacífica desde Buenos Aires.
La empresa, afectada hace dos años por el accidente de su buque Costa Concordia en aguas italianas, precisó, según el sitio ARG Noticias, que “Costa Pacífica anticipa su regreso a Europa y se cancelan las salidas desde Buenos Aires del 27 de febrero y el 7, 10 y 18 de marzo”.
Las salidas canceladas desde Buenos Aires tenían como destino a Angra Dos Reis y Punta del Este.

 

 

 

 

Servicios que incluyen


Por lo general, aunque existen opciones de viajes con todo incluido, la mayor parte de los cruceros no incluyen en el precio de contratación la bebida. Sin embargo, se puede adquirir de manera opcional un paquete que se abona directamente en la agencia donde se compra el producto. “Las bebidas se compran todas aparte y el pasajero puede optar por un paquete de bebidas, que incluye por ejemplo seis botellas de vino, tres tintos y tres blancos, le dan alguna botella de agua y lo compra con anticipación. Va en gusto, porque muchas veces hay gente que no toman alcohol o bebe poco y no lo ve como una necesidad de un gasto aparte”, señaló Laura González, referente de una agencia de viajes de Paraná. A su vez, aclaró: “Sí se incluyen las comidas, los entretenimientos, la animación, todos los servicios dentro del barco. Es prácticamente como un hotel cinco estrellas con todo incluido, que tiene entretenimientos, espectáculos, cine. El pasajero puede estar muy cómodo mientras está arriba del barco”.
González comentó que es “una opción que tiene un consumidor definido: los que más la prefieren son personas grandes, que buscan descansar. También los matrimonios con chicos, ya que hay babysitter desde los 4 años en adelante y actividades para los chicos; hay club kid en casi todos los barcos. Para adolescentes también es una buena opción, porque hay boliches a la noche con teenagers hasta la medianoche”.
“Es para un público en particular, más sedentario. No es un destino para sugerirle como prioridad al pasajero que le gusta andar y recorrer las ciudades, porque uno hace puerto pocas horas y después se vuelve al barco. Con un crucero uno visita los destinos, pero no los llega a conocer”, manifestó.
Por otra parte, comentó que hay excursiones que se pueden adquirir aparte y también hay opción de comprarlas de manera anticipada en la agencia de viajes.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario