Entidades
Sábado 09 de Junio de 2018

Sportivo Urquiza siguió con los festejos

En el marco de los 92 años de vida institucional ayer hubo un sin fin de actividades en La Floresta. Participaron directivos, figuras de todos los tiempos y la familia Fortinera.

Dicen que la pasión la encienden los hinchas y así parecen entenderlo los de Sportivo Urquiza.
La populosa entidad afincada en el barrio de La Floresta cumplió el domingo 10 de junio 92 años de vida institucional.
Ayer hubo una extensa jornada con acontecimientos variados. Por la tarde futbolistas que fueron parte de planteles históricos deleitaron a la concurrencia.
Aun con el sol dándoles abrigo, los más chicos disfrutaron de una chocolateada con facturas y dibujaron piruetas en peloteros instalados para la ocasión.
Entrada la noche en el gimnasio cerrado Enrique Ángel Albertini se desarrolló un partido de voley mixto.
También, bajo techo hubo espacio para un campeonato de penales femenino y el futsal como para que las fiesta de la V Azulada sea realmente completa y como lo merece.
UNA CUESTIÓN DE FAMILIA. En Enrique Ángel Albertini, Sportivo Urquiza tuvo a una personalidad ilustre, un destacado dirigente y un presidente ejemplar en el periodo 1989/1992. Hoy ya no está pero dejó un legado que tiene como conductor a su hijo Darío: "Para mi y para toda la familia Albertini, Sportivo tiene una gran importancia desde lo sentimental; ocupó y ocupará un lugar importante en nuestras vidas. Mi padre fue el que nos inculcó el amor a un club tan particular como Sportivo", manifestó el periodista.
"Hoy siento orgullo del recuerdo que dejó mi papá Enrique en el club ya sea por su gestión como presidente o en la función de simple colaborador. Cada paso que dio en Sportivo Urquiza lo di a su lado, es algo que me marcó muchísimo. A pesar de sus ocupaciones siempre se hizo un tiempo para dárselo a Sportivo Urquiza", prosiguió.

azulada
<b>Un gran recuerdo.</b> Darío Albertini rememoró la gestión de su padre Enrique en la <i>V Azulada.</i>
Un gran recuerdo. Darío Albertini rememoró la gestión de su padre Enrique en la V Azulada.
Durante la gestión de Albertini se dio un progreso importante en la institución de La Floresta: "El mérito de mi padre fue dar recursos propios, generar otros y acercar gente a colaborar con Sportivo. Mi viejo inspiraba confianza por eso cuando convocaba a gente a apoyar a Sportivo prácticamente no tenía rechazos. Eso hace que ex jugadores, directivos de otros tiempos e hinchas tengan un buen recuerdo", afirmó.
En la parte final el Negro aseguró: "Nunca dejé de ser hincha de Sportivo. En mi condición de periodista en más de una ocasión me tocó apartar el sentimiento del trabajo, pero nunca del corazón. Siempre estaré ligado a Sportivo Urquiza en memoria de mi papá Enrique y mi hermano Carlos que ya no están. Para mí es un orgullo ser de Sportivo y que los Albertini siempre fuimos de la mano con un club con tanto pasión".
UN GRAN PRODUCTO. Sergio Barrios es uno de los muy buenos futbolistas formados en la cantera de la V Azulada al servicio de la LPF, equipos de Entre Ríos y clubes de la región: "Sportivo Urquiza fue como mi segunda casa", afirmó el ex volante al marcar la representatividad de la V. "Desde los 5 años que empecé a ir a la cancha a ver todos los partidos", agregó

mago
<b>El Mago.</b> Sergio Barrios habló de su pasado como jugador.&nbsp;
El Mago. Sergio Barrios habló de su pasado como jugador.

Su estreno con la camiseta del club de sus amores se dio en una época en la que los experimentados eran mayorías: "Debuté en Primera División con 15 años; jugué Argentino B con Sportivo. Tuve la fortuna de salir campeón en varias oportunidades. También dirigí en Primera y muchas categorías del club", comentó.
Barrios es un apellido patentado en Sportivo: "Para mí y para mi familia Sportivo tiene un significado importante. Mi padre y mi hermano jugaron en el club. Sportivo fue mi club, el que me permitió jugar en 17 equipos diferentes", concluyó.


Comentarios