Ovacion
Miércoles 26 de Septiembre de 2018

Sin reuniones hace un mes en la LPF

El último cónclave de delegados de la Liga Paranaense de Fútbol fue el 28 de agosto. Los clubes pidieron explicaciones a través de una nota.

La Liga Paranaense de Fútbol está en caída libre, por los problemas internos que hay entre los dirigentes que no pueden limar asperezas desde hace más de dos meses y eso complica el andar del fútbol hogareño. Desde que asumió la nueva Comisión Directiva encabezada por Alejandro Schneider, no hubo cambios y todos han sido problemas para la nueva mesa.


Desde los problemas personales de la máxima autoridad por evasión de dinero con la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), hasta los que vienen ocurriendo en la LPF que lo llevó a culminar con una reunión de delegados el 28 de agosto cuando el tesorero del ente local pidió la palabra.



La fecha mencionada fue el último cónclave que se desarrolló en el salón principal de Córdoba 53, donde se encuentra la sede de la LPF. Una noche caliente que no terminó de la mejor manera porque el tesorero comenzó a hablar de los problemas económicos que tiene la casa madre del fútbol local y la máxima autoridad no lo dejó seguir con su discurso dando por finalizada la reunión. Desde aquel 28 de agosto los problemas siguen creciendo en los pasillos de la sede local, el tema económico es lo principal y la comisión directiva no se ha reunido para poder solucionar las distintas problemáticas.


Carlos Acosta, tesorero, junto a otras autoridades de clubes que militan en el certamen local se vienen reuniendo hace más de dos meses para poder recibir explicaciones de la máxima autoridad. Y eso por eso que junto al presidente de Sportivo Entre Ríos otro nueve clubes firmaron una nota, que fue recibida el 20 en la LPF, pidiendo que se ponga día y horario para una nueva reunión de delegados. Los clubes más importantes de la ciudad, Patronato y Paraná, por medio de su representantes figuran en la firma.

¿Por qué no se pone fecha de reunión? Esa es la gran pregunta de todos los dirigentes del fútbol local, que poco saben de lo que pasa puertas adentros del ente regulador local que anunció, a través de su presidente, que iba a ser una liga abierta, algo que no viene sucediendo. Autoridades de los clubes que hoy forman parte de la Comisión Directiva se encuentran en total desacuerdo con decisiones que se vienen tomando dentro del salón presidencial.


La idea de ellos es buscar que la liga sea más participativa, algo que no ocurre desde hace más de cinco meses y necesitan la transparencia. "Vamos a luchar por una liga mejor, queremos transparencia en todos los sentidos, hoy no hay eso", expresó la máxima autoridad de Toritos, que además es vicepresidente segundo. Por otro lado el tesorero de la LPF dijo a Ovación: "Se toman resoluciones unipersonales que pueden ser un peligro para el futuro de nuestra liga. Los presidentes se deben reunir y tomar soluciones importantes para solucionar el día a día de nuestro fútbol local". Todo lo que se anunció quedó en la nada tras una presentación del Torneo Oficial 2018 al mejor estilo Champions League, quedó solamente en aquella noche.


Además de la mesa directiva de la LPF hubo reunión intima entre el presidente, vicepresidente, secretario, junto a la presencia de delegados de algunos clubes que no figuran en la lista los dirigentes que firmaron pidiendo por la Reunión de Delegados. Solo resta esperar y volver a estar presente en un nuevo cónclave para saber que sucederá con el ente regulador local en lo que resta de 2018, en un año para el olvido.

Comentarios