Secciones
Patronato

Patronato: A sumar minutos de juego 

El delantero de Patronato Germán Rivero reconoció que en el primer amistoso sintió la prolongada inactividad. A su vez destacó aspectos positivos del juego.

Jueves 15 de Octubre de 2020

El cuerpo exhibe un progreso jornada a jornada después de un extenso parate provocado por la pandemia de coronavirus. El diagnóstico es diferente luego de realizar la evaluación del juego que marcó el inicio de la serie de amistosos. Y en el primer juego formal Germán Rivero sintió los meses de inactividad. Así lo reconoció el delantero de Patronato.

“Físicamente me estoy sintiendo cada vez mejor, aunque en el amistoso ante Atlético Rafaela noté mucho el parate de competencia. En el entrenamiento tenía una referencia, pero en el partido fue otra cosa. Tengo que pulir detalles para tener menos equivocación y estar siempre al juego del equipo”, analizó el Gringo en rueda de prensa a través de la plataforma Zoom.

Patronato Semana 8.jpeg
Germán Rivero, que llegó como refuerzo, sigue adaptándose al mundo Rojinegro.

Germán Rivero, que llegó como refuerzo, sigue adaptándose al mundo Rojinegro.

Rivero entiende que la postergación de fecha de inicio de la Liga Profesional beneficiará al Rojinegro. Le permitirá gozar de tiempo para disputar otro encuentro en la búsqueda de la mejor puesta a punto. “El amistoso me hizo ver en qué situación estaba parado y qué detalles faltan para estar a la circunstancia que pide el entrenador y el equipo. Hubo jugadas que no las resolví bien o no aguanté el balón. Esos detalles en la semana los estoy trabajando, como todos los ejercicios específicos para cada puesto”, aseveró.

Rivero valoró pasajes positivos del Santo ante La Crema. “La idea es seguir las especificaciones que nos da el entrenador al pie de la letra para mantener el juego durante todo el campeonato. Creo que vamos bien, por buen camino, porque en el amistoso hicimos cosas que hemos entrenado”, resaltó.

El Gringo se perfila para iniciar el campeonato en el 11 inicial. Le saca una luz de ventaja a Junior Arias, el atacante que espera el alta médica para sumarse a los trabajos de pretemporada. Rivero observa que la competencia con el uruguayo será diaria. “Junior tuvo la mala suerte de estar infectado de Covid, pero él tiene una ventaja al haber disputado una cantidad importante de partidos en Primera y entiende mucho más el juego. Es una pelea diaria y hay que trabajar. Es cuestión de romperse el alma para poder jugar el fin de semana”, interpretó el atacante, que viene de una destacada performance en el campeonato de La Nueva Nacional.

Por último, el bonaerense reconoció que tendrá la difícil misión de reemplazar a Cristian Tarragona, pero no le esquiva al desafío. “En lo personal uno de los objetivos es estar a la altura de aquellos jugadores que se fueron. Después tal vez no me toque hacer goles, pero puedo ayudar al equipo a sumar puntos y ganar partidos”, cerró.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario