Hoy por hoy

Parece ser que el problema de todos: es la mufa

Hay una tendencia a simplificar todo y que los problemas son a consecuencia de otro. La mufa está en el fútbol, la política y en el país. Obvio que no es así.

Jueves 24 de Noviembre de 2022

En la Argentina cada tanto aparece con menor o mayor fuerza la existencia de teorías simplistas e insólitas para explicar los sucesos que se registran en el país. En las últimas horas, nuevamente se escuchó que a la Argentina le va mal en lo deportivo, institucional, político, social, económico y educativo, por culpa de unas determinadas personas que son consideradas: mufa.

Esta forma de quitarse la responsabilidad de algo y endilgarla a otros, no es nueva.

Hubo muchos cantantes en la historia, como por ejemplo Juan Ramón, Orlando Vera Cruz y otros consagrados artistas, que fueron tildados de mufa. Seguramente algunos resentidos pertenecientes a grupos reaccionarios o minoritarios, se encargaron en el boca a boca de llevar a colgar este calificativo.

Esta costumbre la mantuvo el finalizar los gobiernos de los 90’ el Kirchnerismo. Con gracia Néstor Kirchner, su esposa y otros entonados dirigentes se tocaban algunas partes de sus cuerpo, a la hora de hablar de Carlos Saúl Menem.

En esa idea sin sustento, ligaban a cualquier referente del neoliberalismo con lo malo. Decir al menos que en el menemismo, todos los gobernadores peronistas, incluidos los de Santa Cruz, juntaron los tacos al riojano, e incluso apoyaron todas las privatizaciones, y ni hablar la de YPF.

Llama la atención que en la actualidad, los integrantes del actual gobierno nacional compuesto según ellos por “científicos”, crean en estas cuestiones ligadas con la supersticiones.

Más allá de esto, desde grupos cercanos al kirchnerismo, nuevamente ponen en foco, que la mala gestión del actual gobierno se justifica a causa de la herencia del antecesor encabezado por Mauricio Macri. Y en parte, tendrán algo de razón, pero lavarse las manos para justificar los malos resultados de la administración de Alberto Fernández y Cristina Kirchner, es caer en un infantilismo que puede ser creído por los sectores sin ningún tipo de formación.

Habrá que decir que la gestión de Macri, fue un desastre, y por ello la población lo castigó con el voto.

También habrá que recordar a los fomentadores del mufismo, que por estas horas en Qatar, además de Mauricio Macri, se encuentran funcionarios, legisladores nacionales, dirigentes y referentes del gobierno nacional, por lo que si se da entidad a esa estupidez de la influencia de la mala suerte, hay varios personajes a los que se les puede endosar la misma influencia.

El que la pegó de rebote, fue el humorista Martín “Chapu” Martínez. El creador de contenidos que se hizo famoso en el Mundial de Rusia 2018 cuando popularizó el hit “trame la copa, Messi”. En las redes sociales se ganó la fama de “mufa”, que ahora reflotó por su presencia en Doha durante el partido que la Selección Argentina perdió ante Arabia Saudita.

El “Chapu” compartió en las últimas horas un video donde se lo ve completamente angustiado, explicando entre lágrimas el mal momento que está pasando. No se trata únicamente un chiste, sino que en las redes sociales recibió varias amenazas de muerte. Este generó la preocupación suya y de su familia.

Después hablan de un discurso violento, lleno de odio, que profundiza la grieta.

Según dicen los periodistas deportivos, la selección perdió con Arabia Saudita por los errores del director técnico y del bajo nivel de algunos jugadores que no estuvieron preparados para ese partido. Explicar la derrota por la presencia de Macri y el Chapu Martínez, no resiste ningún razonamiento.

Por lo tanto, no se entiende esta campañita o veranito desde algunos sectores del oficialismo para tratar de “entretener” a la población con cuentos de cuarta.

En todo caso, podría decirse que es necesario imponer la mufa, para disimular las peleas internas en el propio gobierno, donde un sector extremo agrede al propio Presidente, transformándolo en casi, una autoridad inexistente y sin poder.

La mufa se busca imponer para tratar de seguir cubriendo los temas que afectan de seriamente a la población. Pero claro, así lo dijeron: es más importante un campeonato mundial que solucionar el problema de la Inflación o la pobreza.

La mufa, no podrá cambiar el presente de las personas que son varios millones que tendrán un sueldo mínimo de 70.000 pesos, cuando para dejar de ser pobres se necesitan simplemente 140.000 pesos.

La mufa no puede ser tomada en serio, como tampoco algunas conclusiones de impresentables que sufre la población.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario