Secciones
chicas

Las chicas entrenan aprendiendo a jugar

GeoFut creó el grupo femenino. Las chicas se reúnen martes y jueves en la sede del club Belgrano. La propuesta apunta a potenciar la parte técnica

Viernes 05 de Noviembre de 2021

El constante crecimiento del fútbol femenino le permitió a las chicas conquistar un espacio donde puedan entrenar aprendiendo a jugar a la pelota. De esta manera, el Grupo de entrenamiento orientado al fútbol (GeoFut Paraná) creó un equipo de trabajo destinado, exclusivamente, para ellas. Las actividades se llevan adelante martes y jueves en la sede central del Club Atlético Belgrano. Asisten al predio quienes habitualmente participan los fines de semana en los torneos libres, pero también quienes desarrollan sus primeros pasos en esta disciplina.

Las clases son guiadas por Jorge Falcón, uno de los ideólogos del proyecto deportivo junto a Dante Smidt y Lucio Rodríguez, uno de los asistentes en los trabajos de campo. A las 15.30 las alumnas ingresaron al complejo de césped sintético. De entrada tomaron contacto con el balón. Posteriormente la rutina incluyó ejercicios de estaciones intermitentes y zona media para, finalmente, retomar con la redonda.

“A inicios de 2019 iniciamos con un equipo de trabajo masculino. Con el correr del tiempo sumamos más grupos, pero estaba la demanda del grupo femenino que viene jugando en las ligas libres con una cantidad enorme de equipos. En octubre nos largamos con las chicas. Hoy tenemos más de 20 alumnas entrenando. Hay chicas que están pidiendo nuevos horarios para sumarse. De a poco nos estamos largando con esta forma de entrenar porque siempre nos habíamos dedicado al grupo masculino, donde tenemos más de 100 chicos. Ahora nos estamos adaptando con el equipo femenino”, relató Falcón, en diálogo con Ovación.

Geo Fut femenino.jpg
Las chicas junto a los entrenadores, antes del inicio de una nueva jornada de entrenamientos

Las chicas junto a los entrenadores, antes del inicio de una nueva jornada de entrenamientos

Las nubes cubrieron el cielo durante la siesta. El mal tiempo y la amenaza de lluvia no alejó a las pibas del campo de juego. Si el profesor no suspendía la clase, no había motivos para regresar a casa. “Entrenan a pleno, dejan todo en la cancha”, resaltó Falcón. “Son fanáticas del fútbol y de la actividad que se desarrolla los sábados en los torneos libres. Por eso están a full con el entrenamiento”, añadió.

“En este espacio apuntamos a darle seriedad al trabajo. En muchos clubes se le resta importancia al fútbol femenino y se lo deja de lado. Por eso apuntamos a darle la relevancia que amerita, brindar una buena cancha y muchos trabajos con balón para que aprendan aspectos técnicos, que es lo que más les cuesta”, explicó el profesor.

El entusiasmo de las chicas alimenta las ganas de progresar. Ellas impulsan a los entrenadores a desarrollar nuevas metodologías de trabajo. “Están todo el día preguntando para adquirir nuevos conocimientos. Muestran mucho entusiasmo y nos exigen buscar nuevas alternativas para la pedagogía técnica para que progresen en el día a día”, señaló.

El campo de juego se dividió en dos sectores. En un costado un grupo realizó trabajos de zona media. En otro lado las pibas se calzaron el balón bajo la suela y eludieron los conos ubicados sobre el sintético. “Realizamos trabajos de escuelita o ejercicios que son los que se desarrollan en los juveniles de AFA. Por suerte aprenden muy rápido”, remarcó el instructor, que inmediatamente subrayó la resistencia y la predisposición al entrenamiento de las alumnas. “Le damos una rutina y quieren más. Siempre quieren seguir entrenando. La resistencia y las ganas que le ponen es genial”.

GeoFut femenino.jpg

“Muchas chicas antes practicaban otro deporte. Hoy se vuelcan al fútbol como una alternativa para pasar el fin de semana. Hay ligas que tienen un montón de participantes y cada vez se arman más equipos. Nuestra idea no es que solamente vayan a jugar, sino que lo hagan adquiriendo conocimientos sobre la parte técnica, reglamentaria y un montón de cosas más para que puedan disfrutar de las jornadas”, valoró el profe.

El grupo femenino de GeoFut reúne a chicas entre 18 y 35 años que cuentan realidades diferentes en el balompié. “Hay chicas que juegan muy bien al fútbol y que necesitan más entrenamiento en lo físico. También están quienes nunca jugaron al fútbol, pero querían moverse y utilizaron este espacio de entrenamiento que es más entretenido, con trabajos con pelota, circuitos intermitentes y ejercicios de zona media, de resistencia. Vamos mechando un poco de todo para que todos los entrenamientos sean entretenidos. Además el grupo que se formó es hermoso. Las chicas después se juntan a jugar encuentros en otro predio y meten tercer tiempo juntas. Liman un poco las distintas realidades que tienen en la cancha”, concluyó.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario