TC 2000

Julián Santero ganó una polémica carrera en Concepción

El mendocino Julián Santero se impuso en Concepción del Uruguay, tras la determinación de los comisarios deportivos. Segundo fue Agustín Canapino.

Domingo 13 de Noviembre de 2022

La última final del año del TC 2000 no defraudó y tuvo de todo en Concepción del Uruguay. La victoria en pista fue para Agustín Canapino pero fue sancionado, y el vencedor terminó siendo Julián Santero.

Julian Santero TC 2000.jpg
Julián Santero se impuso en Concepción del Uruguay.

Julián Santero se impuso en Concepción del Uruguay.

Bajo una climatología amenazante, la 12ª y última prueba decisiva de la temporada se ponía en marcha minutos antes del mediodía este domingo, en una carrera que estaba pautada a 35 minutos más una vuelta, en el trazado de 4.279 metros, que tenía al soberbio poleman del día sábado, Agustín Canapino (Chevrolet), largando desde la primera posición.

Una vez que se apagaron las luces rojas del semáforo comenzó la carrera y, rápidamente, las emociones comenzaron a aflorar también. Es que, tras una mala largada, Canapino perdía la posición de privilegio y varios lugares rápidamente. En dos curvas, pasó del primero al cuarto lugar.

A partir de allí, la competencia era liderada por el ya consagrado campeón 2022 de la categoría, Leonel Pernía (Renault) pero escoltado y acechado por Julián Santero (Toyota).

Sin embargo, la amenaza de la lluvia se concretaba y comenzaban a caer las primeras gotas. Tras ello, la primera víctima de un asfalto que se comenzaba a mojar era ni más ni menos que el puntero Pernía que, tras el despiste, rápidamente paró en boxes a sustituir los neumáticos de pisos seco por los ancorizados y buscar la remontada heroica.

https://twitter.com/SuperTC2000/status/1591837795173433344

Pernía fue el primero, puesto que tras un par de excursiones fuera del asfalto, varios pilotos tomaban la decisión de ingresar a los pits para hacer el recambio del caucho requerido para esa condición. Todo el parque realizó esa detención necesaria, salvo dos protagonistas: Facundo Aldrighetti (Fiat) y Nicolás Traut (Chevrolet). Los últimos dos mencionados, tras una salida del auto de seguridad se ubicaban en las primeras posiciones, previo al relanzamiento. Y allí comenzó el show.

Aldrighetti aguantaba con las gomas de tipo slick, mientras Canapino y Santero atacaban con neumáticos para lluvia. Una vez que pudieron superar al rionegrino, el mano a mano final entre el arrecifeño y el mendocino fue espectacular, incluso con maniobras en las que Santero tuvo que ir por el pasto y nunca desistió, aunque nunca pudo superar a Canapino quien llegó primero a la bandera de cuadros.

Sin embargo, algunas de esas maniobras del piloto de Chevrolet no fueron lícitas y el resultado final cambió horas después de concluida la carrera. “En la última maniobra de la entrada de la recta opuesta, en el primer toque, para nosotros Canapino decide nunca dejarle lugar para que Julián (Santero) doble por afuera, y por eso determinamos de que había que invertir la posición”, declaró Nicolás Iglesias, comisario deportivo y uno de los responsables en tomar la decisión de sancionar a Canapino.

Así, la última carrera del año fue para Toyota con Santero al mando, siendo Canapino segundo y el campeón Pernía tercero, 4° Aldrighetti y 5° Barrio.

Producción periodística: Matías Russo

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario