Ovacion
Lunes 22 de Enero de 2018

Escándalo en Boca: una de las chicas es acusada de ofrecer servicios sexuales

El departamento en el que supuestamente trabajaba fue allanado y se secuestraron gran cantidad de preservativos y dinero en efectivo.

Una de las chicas que denunció a los jugadores de Boca Edwin Cardona y Wilmar Barrios había sido investigada en febrero de 2016, e incluso el departamento privado en el que supuestamente trabajaba fue allanado, acusada de ofrecer presuntos servicios sexuales, según dejaron trascender fuentes policiales.


En la denuncia que presentaron Cinthia y Katherine Alayo contra los futbolistas "xeneizes" se indicó que el domingo 14 de enero pasado había una tercera mujer que era "stripper" y que fue contratada para un baile, mientras que un día antes trascendió que hubo un incidente entre Katherine y Cardona dentro de un dormitorio.


Más allá de que en la acusación no se habla de prostitución, fuentes policiales dijeron a NA que una de ellas se vio envuelta en una causa de ese tipo hace casi dos años.


En ese sentido, el 18 de febrero de 2016 personal del Área de Investigaciones Criminales de la ya desaparecida Policía Metropolitana -se fusionó con los traspasados de la Federal y el 1 de enero de 2017 se formó la Policía de la Ciudad- realizó una orden de allanamiento en un departamento privado ubicado en Blanco Encalada 2636.


El procedimiento se dio en el marco de la causa 3664/2015 caratulada como "NN sobre infracción Artículo 145 bis, con intervención del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Federal número 7, a cargo de Sebastián Casanello, Secretaría número 13 de Paola Caucich.


En ese departamento ofertaban servicios sexuales y las dos mujeres en cuestión lo promocionaban en diferentes páginas web y redes sociales.


Los voceros policiales relataron a Noticias Argentinas que al realizar el allanamiento los efectivos de la Policía Metropolitana hallaron en ese domicilio a dos hermanas, en tanto Katherine, que también es hermana de ambas, en ese momento no se encontraba allí.


De todas maneras, Katherine y una de esas dos hermanas eran investigadas por ofrecer servicios sexuales.


En ese departamento privado se secuestraron gran cantidad de preservativos y dinero en efectivo, al tiempo que las dos mujeres que se encontraban allí fueron entrevistadas por personal del Programa Nacional de Rescate y Acompañamiento a Personas Damnificadas por el Delito de Trata del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación.


En la investigación y los allanamientos el objetivo de los policías era hallar y detener al responsable de someter a que esas chicas lleven a cabo presuntos servicios de prostitución, los cuales están prohibidos y penados por la ley.


Fuente: Noticias Argentinas