Patronato
Lunes 28 de Enero de 2019

El sicario del gol

Gabriel Ávalos tuvo su estreno soñado con la camiseta de Patronato. El delantero que llegó al Rojinegro para reemplazar a Facundo Barcelo se despachó con tres tantos en la victoria ante River.

La llegada de Gabriel Ávalos a Patronato se oficializó 9 días antes del primer desafío oficial que el Rojinegro iba a disputar en el 2019. El elenco de barrio Villa Sarmiento estaba concluyendo su semana de pretemporada en Buenos Aires cuando se anunció la contratación del atacante paraguayo.
El artillero, que comenzó la temporada 2018/19 de la Superliga Argentina de Fútbol jugando para Godoy Cruz de Mendoza, se integró al plantel en la previa del encuentro ante River Plate. Rápidamente se ganó un lugar en el 11 inicial. El entrenador Mario Sciacqua le entregó el jueves la pechera que identificó a la alineación titular durante el ensayo futbolístico que se llevó adelante en el estadio Grella.
Ávalos devolvió la confianza que le brindó el DT santafesino con una actuación soberbia. El domingo último Gaby provocó el estallido en el estadio Monumental al convertir los tres goles con los que Patronato sorprendió a River, al superarlo por 3 a 1. "Es la primera vez que hago tres tantos como profesional", indicó ayer el sicario del gol que tiene el plantel del Santo, en diálogo con Ovación.
Ávalos rápidamente se comprometió con la causa Rojinegra, "Quiero que Patronato se quede en Primera División. No tengo otro color en mente que la camiseta que estoy defendiendo. A cada club que llego lo defiendo a morir. A veces sale bien, a veces sale mal. Pero siempre voy a defender esos colores y soy hincha de ese club. Hoy mismo soy hincha de Patronato", aseguró.
El paraguayo aprovechó el día de descanso para vivir anécdotas junto Jorge Moreira. El delantero mantiene desde hace varios años una relación de amistad con quien fue adversario en la histórica victoria del conjunto dirigido por Mario Sciacqua. "Nos conocemos de las inferiores de un club donde arrancamos los dos. La amistad está desde hace rato, nos llevamos muy bien y hablamos siempre", mencionó. "Me decía que era muy pesado, pero siempre tirando chistes. Somos muy profesionales y sabemos que cada uno trabaja por su lugar", agregó.
Pity, como fue bautizado en la capital entrerriana, tuvo su jornada soñada, pero prefiere tener una mirada colectiva. "Ayer (por el domingo) el día fue del equipo desde principio a fin. Y lo demostramos en la cancha", se agrandó el delantero que disputó su mejor encuentro en su carrera, aunque no se conformó. "Fue mi mejor partido, pero podría haber sido mejor. No en los goles porque en ese aspecto salió excelente y estoy muy orgulloso. Podría haber sido mejor mi rendimiento con la pelota", argumentó.
Con mesura. Ávalos sacó a relucir su frialdad al momento de enfrentar a Germán Lux. Con total serenidad realizó tres pases a la red. De la misma manera se presentó el día después de esa actuación consagratoria. "Estoy muy tranquilo, descansando. Lo tomo con calma porque todavía quedan varios partidos por ganar", recordó.
Su teléfono móvil explotó. Recibió llamadas de todo el territorio argentino. Desde su país también se comunicaron con el sicario del gol. A pesar de la convocatoria, la figura de la fecha aseguró que logró descansar. "Soy una persona bastante tranquila. Sé que es algo histórico lo que sucedió, pero para mí ya pasó. Quedará para siempre en la memoria, pero ya tenemos que comenzar a trabajar para lo que se viene", apuntó.
La vorágine del campeonato lleva a dar rápidamente vuelta la página y enfocar toda la energía en el próximo desafío. Asimismo Ávalos indicó que este presente se puede disfrutar. "Claro que podemos disfrutar. Estamos a tiempo y fácilmente de salvarnos. Si sacamos un par de partidos adelante tendremos muchísimas facilidades de revertir esto", se entusiasmó con toda la fe del mundo. "Estoy convencido y confiado por el plantel que tenemos y por la seriedad con la que tomamos cada uno a este desafío", finalizó.



A enfocar la atención en el Decano

Gran parte del plantel de Patronato gozó ayer de su jornada de descanso después de la histórica victoria ante River Plate, en el estadio Monumental. Ayer solamente trabajaron el defensor Dylan Gissi y Jacobo Mansilla, quienes no fueron citados para la primera batalla del año. Hoy comenzarán a planificar el próximo desafío que será el lunes 4 a las 19 ante Atlético Tucumán. Pensando en el cotejo ante el Decano del Jardín de la República, el entrenador Mario Sciacqua tendrá hoy el primer entrenamiento con plantel completo. La jornada se llevará adelante en La Capillita, a partir de las 9.

Comentarios