Secciones
Ovacion

El Perro junto a su Cachorro, en Primera

Gabriel Marchetta, de 45 años, se dio el lujo de compartir cancha con su hijo Facundo en el plantel superior de Tilcara en el encuentro ante Provincial de Rosario por la Zona Reubicación del TRL.

Jueves 20 de Junio de 2019

Una familia ligada al Club Tilcara y los hombres de la casa compartiendo la pasión por el rugby. Gabriel, de 45 años, quien lleva más de 25 años practicando este deporte, se dio el lujo de compartir cancha y un encuentro de Primera División junto a su hijo, Facundo, de 19 años, el fin de semana en la quinta fecha de la Zona Reubicación del Torneo Regional del Litoral. Ese momento quedará guardado en su memoria.

“Es un orgullo enorme lo que pasó el fin de semana. Durante el partido no me di cuenta, pero después uno hace un balance y repasa todo. Llevo muchos años dentro del rugby y las emociones son muchas”, comentó el experimentado Perro Marchetta.

En cuanto al debut y todo lo Rugby que viene disfrutando su hijo, el referente del Verde lo comparó con sus inicios. “No tengo muy presente el día de mi debut, no lo tengo como una fecha determinante ya que sigo jugando. Pero como todo chico joven es algo muy importante. En lo personal fue algo natural que se fue dando. Me imagino, como yo lo sentí, lo importante que es debutar en Primera con el club”, expresó.

Facundo, quien debutó en el primer equipo ante Provincial, habló de lo que sintió en la tarde rosarina: “Fue un momento de mucha felicidad y es hermoso representar al club que tanto amo”.

El joven había comenzado 2019 alejado del mundo rugby, pero con el correr de los días hizo un click y retomó los entrenamientos con otra visión que lo llevó a este presente: “Había dejado a principio de año, pero me di cuenta de que este deporte me gusta y arranqué decidido para dejar todo. Le metí desde el primer día y con la ilusión de llegar a Primera”.

Tras el partido ante Provincial por la quinta fecha de la Zona Reubicación hubo momentos para la reflexión aunque por su forma de ser, que los caracteriza, hubo poca charla: “No hablamos casi nada. Somos los dos de poco hablar, aunque no pudimos guardarnos la felicidad que teníamos cada uno”.

Una vez finalizado el encuentro el plantel tuvo su análisis del partido y luego uno de los colaboradores se acercó para tomarle la foto de su primer partido juntos. “Ahí fue donde nos dimos cuenta de lo que habíamos pasado”.

Por otro lado, el juvenil habló de lo importante que fue su viejo para seguir en este camino: “Mi viejo fue mi espejo. Hoy con todos los recursos que tengo voy a aprovecharlo a mil”, sentenció Facundo.

Tilcara para ambos es un estilo de vida, ya que comparten muchas cosas con la entidad, junto a toda su familia: “Es un lugar donde se comparten muchas cosas, desde el juego hasta fiestas”, expresó Facundo. En tanto, el padre comentó: “Hace más de 30 años que estoy en el club, gran parte de mi vida está en Tilcara. Tenemos un gran vínculo y toda mi familia pertenece a la institución. Es algo más que importante”.

El club va en busca de pelear por el ascenso: “Hicimos un balance y todo se debe a errores propios. Ahora el domingo vamos a buscar la victoria ante Alma Juniors. Queremos entrar entre los seis para estar hasta la última fecha peleando por el ascenso”, comentó el Perro Marchetta.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario