Superliga
Miércoles 29 de Agosto de 2018

El gol se transforma en su sana costumbre

Fernando Zampedri y Juan Ignacio Cavallaro anotaron por segundo fin de semana consecutivo. Nicolás Reniero volvió a convertir. Los tres se ubican en el segundo escalón de la tabla de artilleros.

Los futbolistas entrerrianos siguen con la pilcha de protagonistas en los capítulos iniciales de la temporada 2018/19 de la Superliga Argentina. Como sucedió en las dos primeras jornadas, hubo tres goles anotado por Panzaverdes. Fernando Zampedri y Juan Ignacio Cavallaro se hicieron presente en la red por segundo fin de semana consecutivo. Por su parte, Nicolás Reniero volvió a anotar después de 15 días. Los tres se ubican en el segundo escalón de la tabla de artilleros, que es liderada en soledad por Nicolás Fernández, de Defensa y Justicia.
Siguiendo un orden cronológico, Juan Ignacio Cavallaro fue el primer entrerriano en entonar el grito sagrado en el marco de la tercera fecha. El paranaense rompió el cero en el Monumental de Victoria, donde Tigre y San Martín de San Juan igualaron en dos conquistas en un duelo directo en la pelea por la permanencia.
El paranaense sacó un latigazo de derecha que se ubicó lejos del alcance de Luis Ardente, el uno del Verdinegro sanjuanino. "Cuando giro y veo que no tengo a nadie por delante pensé en patear. Lo que salió después fue pura suerte", describió Juani al programa Paso a Paso. "Me tiré para la foto porque no llegaba", confesó Ardente, la víctima de Cavallaro.
Resiliencia. Con ese término describió Juani su regreso a los campos de juego en su cuenta personal de la red social Instagram. Cavallaro estuvo al margen de los escenarios durante un período prolongado. A fines de 2016 sufrió una lesión ligamentaria. Cinco meses después regresó a las canchas pero sintió molestias y debió retornar al quirófano.
El mediocampista surgido de Unión de Santa Fe volvió con la camiseta de Tigre. Y lo está haciendo con su mejor nivel. En dos encuentros aportó dos tantos para el Matador de Victoria. Ante San Martín de San Juan también aportó la asistencia en el tanto anotado por Diego Morales.
Aseguró la punta. Durante 48 horas Rosario Central había resignado su condición de puntero de la Superliga. La victoria que había celebrado Racing Club de Avellaneda ante Patronato en el Presbítero Grella lo ubicó en la cima de las posiciones. El Canalla metió su tercer triunfo en cadena y recuperó el liderazgo del certamen.
Como sucedió en el triunfo ante Talleres de Córdoba, Fernando Zampedri volvió a decir presente en el marcador. El atacante nacido en Chajarí lastimó nuevamente con su arma predilecta: el juego aéreo. Lo sufrió el paranaense Ignacio Arce, que nada pudo hacer para evitar la segunda conquista del equipo dirigido por el Patón Bauza, que superó 2 a 0 a San Martín de Tucumán y manda en soledad en la Superliga.
El presente de Central ilusiona al hincha. Zampedri pide calma. "Recién arranca el torneo, falta mucho. No nos creemos nada, pero trabajamos para poder estar ahí arriba", aseveró el chajariense, que llegó a la docena de goles en el Canalla.
Mejor, de visita. Nicolás Reniero anotó su segundo grito en la temporada. Sus dos conquistas se produjeron en los encuentros que San Lorenzo disputó en condición de visitante. El lunes abrió el marcador en el empate ante Unión de Santa Fe. "Nos quedó la espina porque nos empataron en el final, pero tuvimos muchos errores", se sinceró el oriundo de Villa del Rosario.

Comentarios