Patronato
Lunes 20 de Noviembre de 2017

Chato en el juego y con desequilibrio en lo emocional

Patronato perdió 2 a 0 de visita ante Gimnasia. Sufrió las expulsiones de Vera y Geminiani.

Desde su arribo a la elite ayer mostró su peor cara. Estuvo errático en el juego y desequilibrado emocionalmente. La derrota fue una consecuencia lógica de una pésima producción. Patronato perdió, sin atenuantes, ante Gimnasia por 2 a 0 en el marco de la novena fecha de la Superliga. Nicolás Colazo y Nicolás Mazzola convirtieron para el Mensana. Fue el quinto cotejo sin triunfos del Santo. Renzo Vera y Lautaro Geminiani fueron bien expulsados por Diego Abal que cumplió una regular labor. Damián Lemos sumó la quinta amarilla. El sábado, a las 17, llega Unión al Presbítero Grella.
La rapidez con que corría el balón como consecuencia de la lluvia que cayó antes del match, no le impidió a Patringa ser preciso en el inicio. El Negro se adueñó de la pelota, fue sobre la valla contraria, con una serie de tiros de esquina arrinconó a su rival y fue protagonista en el inicio.
El paso de los minutos fue evidenciando una mayor tenencia del Tripero, pero la administración del útil lejos de Sebastián Bértoli. Cuando intentaba progresar era impreciso y permitía la recuperación del visitante que salía disparado sobre campo enemigo, pero sus intenciones morían en la puerta del área contraria.
Al contexto le sobraba vértigo pero le faltaban llegadas. La primera se dio a los 11' cuando un cabezazo de Alderete pasó cerca del travesaño.
A partir de los 10', el Mensana se adueñó del esférico y el terreno. Intentaba avanzar con tres puntas pero no era claro, se repetía en envíos largos buscando a Nicolás Mazzola facilitando la labor defensiva Rojinegra en donde se destacaba el poder de anticipo de Luca Sosa.
Las producciones en el rectángulo estaban marcadas por la pobreza, sin situaciones de riesgo. Recién a los 26' Mazzola, después de una serie de rebotes, disparó desde el punto del penal pero encontró bien posicionado a Bértoli que contuvo. Enseguida un tiro de media distancia de Aleman que obligó a un revolcón del Seba contra su palo izquierdo.
El Tripero sin marcar amplia supremacía era, iba con pocas ideas y esa insistencia cuando a los 35' Faravelli recuperó una pelota, prolongó el avance con Aleman que asistió a Colazo que fue preciso en el mano a mano con San Sebastián y estableció el 1 a 0.
Que la primera parte terminara con una desventaja mínima para el Santo tuvo que ver con otra gran respuesta de Bértoli ante un disparo esquinado de Aleman.
Con la necesidad de asumir un rol protagónico, Patrón sacó a relucir sus dificultades para hilvanar juego ofensivo. Por contrapartida la primera vez que aceleró el Tripero amplió el margen; a los 6' Faravelli filtró un balón entre líneas para que Mazzola definiera sin marcas al 2 a 0.
El segundo tanto del dueño de caso fue como un mazazo para en Rojinegro que se vio superado en el tanteador, en el desarrollo y que perdió el equilibrio psicológico. En un minuto vio como Renzo Vera y Lautaro Geminiani se iban expulsado.
Sorprendido por la falta de respuestas e irresponsabilidades de sus dirigidos, Juan Pablo Pumpido introdujo a Walter Andrade en lugar de Ribas para retrasar a Contrera, rearmar la línea de cuatro en el fondo y evitar el papelón.
Que el tanteador no sufriera alteraciones pasó a depender pura y exclusivamente, que prefirió hacer circular el balón y no agredir a un rival desarmado.
Los minutos se fueron consumiendo hasta que se cumplió el tiempo reglamentario que consumó una derrota sellada desde hace mucho antes. Ahora recibirá a Unión de Santa Fe, el sábado desde las 17.

Comentarios