La Provincia
Viernes 24 de Noviembre de 2017

Una calle de Paraná lleva el nombre de Priscila Hartman

El intendente de Paraná, Sergio Varisco, dejó inaugurada este viernes la calle Priscila Hartman, en homenaje a la joven paranaense víctima de violencia de género, que fuera asesinada en 2014. El acto se desarrolló con la presencia de Carina Hartman, madre de la joven, familiares y autoridades municipales. La arteria es la ex calle pública número 1.440 y la ceremonia se realizó en la intersección con Crisólogo Larralde. "Desde el municipio queremos que se recuerden a estas personas, que estén en la memoria de todos, para continuar con la lucha para erradicar la violencia de género. Priscila fue víctima de femicidio y gracias a Dios la justicia actuó y dio sentencia", destacó Varisco.
Durante la actual gestión se tomó la iniciativa de nombrar calles de Paraná en homenaje a las mujeres que han trascendido en la vida de la ciudad y de aquellas que tristemente fueron víctimas de femicidio. Antes del descubrimiento de la nomenclatura, Graciela Mántaras, subsecretaria de la Mujer; María Marta Zuiani, concejal de Cambiemos; y Carina Hartman, madre de la joven, dedicaron unas palabras alusivas.

"En víspera al Día de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, realizamos este acto para nombrar a esta calle como Priscila Hartman. Esto obedece a la necesidad de concientizar respecto de lo que es la violencia de género en su máxima expresión, como lo es el femicidio", señaló Zuiani. La edil se mostró agradecida con la progenitora de la joven por acceder a este homenaje.

Por su parte, Carina Hartman sostuvo que esto significa "un reconocimiento importante hacia ella y para mí. Esto es muy emocionante, estoy muy agradecida por el apoyo de mi comunidad, que es mi ciudad". Asimismo, expresó que esta iniciativa es "como un granito más de arena a seguir participando para evitar y erradicar la violencia".

Además del Intendente, estuvieron presentes la secretaria de Modernización, Ana Sione; el secretario de Legal y Técnica, Walter Rolandelli; el secretario de General y Derechos Humanos, Eduardo Solari; familiares y amigos de Priscila, además de vecinos de la zona.

Comentarios