La Provincia
Domingo 16 de Septiembre de 2018

Trabajan para regular la actividad de control de admisión y permanencia

El sindicato impulsa la creación de un registro provincial que agrupe a trabajadores de seguridad en eventos y su profesionalización

Se estima que en Entre Ríos hay unos 5.000 trabajadores de ambos sexos vinculados al rubro del control de admisión y permanencia (CAP), pero la mayoría desarrolla su labor en un ámbito en el que reina la informalidad. Antiguamente llamados "patovicas", quienes se dedican a la actividad prestan servicios "en negro", sin la cobertura de una obra social ni de una Aseguradora de Riesgos del Trabajo (ART), aún expuestos a situaciones en las que pueden resultar lesionados.
Si bien a través de la Ley Nº 10.517 hace un año la Provincia adhirió a la Ley nacional 26.370, que regula la actividad del CAP y establece las reglas de habilitación del personal de espectáculos públicos, aún la precarización en el rubro es una constante. Para revertir esta realidad, un grupo de alrededor de 600 trabajadores en Entre Ríos conformó a principios de este año una delegación provincial del Sindicato Único de Trabajadores de Control, Admisión y Permanencia de la República Argentina (Sutcapra), que nació hace 16 años a nivel país para impulsar mejoras en el sector.
Sebastián Miccelli, secretario general del gremio en Entre Ríos, señaló a UNO: "Es todavía una actividad donde hay irregularidades de todo tipo. Buscamos que se regule porque no solo estamos expuestos al riesgo permanentemente sin seguro ni ART, a la deriva y entregados a la suerte para que no nos pase nada cada vez que salimos a laburar, sino que además la informalidad lleva a que cualquiera pueda dedicarse a esto sin estar debidamente capacitado ni contar con un test psicológico".
"Esto implica que si alguien manda a sus hijos a una fiesta, un recital, un evento, y aparece un tipo que no está preparado o que tiene algún problema psicológico, se pueden generar situaciones como ya han ocurrido, y porque van a un gimnasio agarran un pibe y lo destrozan", ejemplificó, y resaltó: "La ley dice que quien se dedica a esto debe hacer un curso de capacitación, recibirse de controlador, obtener una credencial que lo habilite e ingresar a un registro provincial. Eso está regulado por el Ministerio de Justicia de la Nación".
A su vez, explicó que si bien Entre Ríos adhirió a la legislación nacional y en Buenos Aires hay un registro a nivel país, todavía está pendiente la creación del registro provincial, que ayudaría a evitar la informalidad: "Se trata del Recap. Ya le expusimos el tema a la ministra de Gobierno y Justicia, Rosario Romero, ya que su cartera está a cargo de este paso, y nos expresó su voluntad para que esto se concrete", mencionó.
En este marco, comentó que el asesor jurídico del sindicato en la provincia, Marcelo Franco, junto a referentes del gremio en Buenos Aires ya armaron y entregaron el proyecto reglamentario de la ley Nº 10.517: "Ya se lo llevamos a la ministra Romero y nos dijo que el trabajo está casi culminado, que falta muy poco, así que creemos que en cuestión de 30 días podremos contar con esta herramienta y esto nos va a facilitar muchísimo las cosas", sostuvo Miccelli.
Por otra parte, destacó que hace una semana el intendente de Concordia, Enrique Cresto, los invitó a participar en el Consejo de Seguridad que se realizó en esa localidad, con la presencia de autoridades vinculadas a la seguridad en la provincia, donde se sintieron reconocimos en esta labor que impulsan.
"Concordia es una de las ciudades más avanzadas en la materia, con una ordenanza que rige la actividad, lo que hizo que allá se tome como política de gobierno del municipio regularizar la situación. Por eso, allá hay más de 200 CAP recibidos, un número superior a todo el resto de la provincia", destacó el secretario general entrerriano, y agregó: "Además de que en Concordia están muy avanzados, el gremio está trabajando muy bien. El intendente se juntó con nosotros y manifestó su voluntad de seguir regularizando este trabajo y hablar con los empresarios para que esto se haga efectivo".
Sobre este punto, confió en que son pocos los empleadores dispuestos a formalizar la relación laboral de los CAP debido al costo de las cargas sociales: "Hay pocos empresarios que tengan esa buena voluntad. En este rubro, en Entre Ríos hay uno en Crespo que ya se comprometió, y aún sin registro le va a dar de alta a dos empleados que tiene", subrayó por último, confiado en que la regulación de este trabajo siga avanzando a pasos firmes en toda la provincia.


Formación para profesionalizar la actividad

Entre las acciones que desarrolla la delegación de Entre Ríos del Supcapra, el sábado se realizará una importante capacitación gratuita con el objetivo de profesionalizar la tarea del personal de control de admisión y permanencia en la provincia. Será de 14 a 19, en el complejo de la Escuela Hogar Eva Perón, en Paraná. Para mayor información e inscripciones, se puede escribir a la página de Facebook: Sutcapra Delegación Entre Ríos.
"A esta jornada la lleva adelante el gremio a nivel nacional, junto con nosotros, y vendrán profesores del Consejo Federal de Capacitación N° 420 de La Plata", comentó Sebastián Miccelli, quien confió que muchas de las iniciativas son con el esfuerzo del organismo: "Tomamos nosotros esta responsabilidad. La capacitación es gratuita y está dirigida a quienes estén trabajando y los que quieran ingresar a este rubro, ya que confiamos en que se va a abrir un importante campo laboral en Entre Ríos, debido a que la ley establece que el CAP tiene que estar presente en todos los espectáculos públicos o privados, y que debe haber uno por cada 80 o 100 personas que asisten. Eso quiere decir que no solo vamos a estar en un boliche o en un pub, sino que tendríamos que estar en la Fiesta de Disfraces, la del Mate o cualquier fiesta popular nacional, provincial o municipal; en un recital, en una cacha de fútbol, en el autódromo, en un montón de lugares que no estamos, porque se contrata como adicional a la Policía, cuando la ley lo prohíbe".
A su vez, Miccelli adelantó que junto a la Secretaría de la Juventud de la Provincia están trabajando en un proyecto para poder hacer el lanzamiento del primer curso que habilitará a los CAP a desempeñar su tarea según establece la legislación vigente. "Esperamos anunciarlo el sábado. El gobierno de Entre Ríos, a través de la Secretaría de la Juventud, será el responsable de este primer curso de tres meses, que se da en dos etapas, y al completarse se recibe la credencial. Así que si Dios quiere, de acá a diciembre podríamos tener en Paraná entre 250 y 300 personas en condiciones profesionales para trabajar", concluyó.

Comentarios