Secciones
La Provincia

Suelta de globos en la peatonal como cierre de la Semana de Cuidados Paliativos

El servicio de Cuidados Paliativos del hospital San Roque se creó hace un año. En estos momentos trabajan con 40 pacientes y sus familias. En el último cuatrimestre recibieron 250 consultas. Planean construir el primer hospice de Entre Ríos en Paraná.

Sábado 17 de Noviembre de 2012

Este sábado al mediodía integrantes del servicio de Cuidados Paliativos del hospital San Roque, en forma conjunta con la fundación Crisálida, payamédicos, pacientes y voluntarios realizaron una suelta de globos en peatonal San Martín de Paraná, como cierre de las actividades por la Semana Nacional de Cuidados Paliativos.

En diálogo con UNO Laura Petrussi, presidenta de la fundación Crisálida y la doctora María Fernanda Peserico, jefa del servicio de Cuidados Paliativos del hospital San Roque, brindaron detalles del tratamiento integral y activo de las personas con enfermedades terminales

Los cuidados paliativos están alejados de la eutanasia, se trata de dar una vida digna a las personas, cuidar integral y activamente a los pacientes con una enfermedad crónica y avanzada progresiva, conteniendo a la familia y haciendo un abordaje hasta el duelo. Lo que se reafirma todo el tiempo es la importancia de la vida hasta los últimos días.


Talleres y conferencias

La Semana de Cuidados Paliativos, del 10 al 16 de noviembre se conmemora en todo el país. Fue organizada por la Asociación Médica Argentina de Cuidados Paliativos bajo el lema "Cuidados paliativos, un derecho para toda la vida".


“Hubo diferentes conferencias y talleres, entre ellos uno que trataba sobre el modo de manejar las emociones por parte de los padres”, explicó Peserico.

Concretamente acerca de la actividad que se lleva adelante en la Provincia, la profesional sostuvo que en Entre el único servicio de cuidados paliativos que existe es el pediátrico, que funciona en el hospital materno infantil San Roque.

“Cumplimos un año y vamos creciendo de a poco. En estos momentos estamos trabajando con 40 pacientes y familias y en el último cuatrimestre recibimos 250 consultas”, detalló.

Recalcó que el sistema de trabajo es de forma interdisciplinaria, con profesionales, médicos, enfermeros, la fundación Crisálida, un voluntariado, los payamédicos y agregando medicina complementaria reikista, terapia ocupacional y neuroquinesiología.

“Contamos con tres unidades de internación. Es un espacio chico para nosotros, pero tenemos un terreno donde podremos ampliar después con la construcción de un hospice (un lugar, tipo hospedaje que se le da al paciente, donde son atendidos igual que en el hospital pero que tienen su individualidad con todo lo que tiene en la salita de cuidados paliativos, con un confort individual)”, dijo la doctora y explicó que lo que faltan son los medios para edificarlo.


“Queremos ver la posibilidad de reunirnos con entidades gubernamentales, así como también con empresas privadas que nos apoyen en esta iniciativa, porque hay muchos pacientes y familias que necesitan ser atendidos y nuestra labora no sólo abarca la atención del paciente. Es una medicina distinta, holística, humanitaria, que tiende a contener a toda la familia en un momento limitante para la vida y apoyarlos en el momento del duelo y acompañarlos”.

Por su parte Petrussi habló de la necesidad imperiosa de contar con un oncólogo pedriatra en la Provincia. “Hace año y medio que estamos en tratativas con el Instituto Nacional del Cáncer, para tratar de traer un médico oncólogo pediatra que atienda a los chicos y así no tengan que ser derivados a Buenos Aires. Hace dos semanas se formó el Instituto Provincial del Cáncer y también estuvimos participando. Nuestra idea es lograr que un médico atienda aquí a estos niños, porque el desarraigo y desapego incide mucho en la evolución de la enfermedad”, explicó.
 

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario