La Provincia
Domingo 25 de Marzo de 2018

Su hermano se fue hace 40 años y no volvió, lo busca para cerrar su historia

Silvia tiene 58 años y una vida hecha en Gualeguaychú, pero hay algo que no puede cerrar la historia familiar, la ausencia de su hermano. Perdió su rastro hace casi cuatro décadas y lo último que supo es que está empadronado en Buenos Aires

Ricardo Jorge Escobar debería estar cumpliendo 68 años. Nació el 7 de abril de 1950 en Urdinarrain y es el mayor de 3 hermanos. Era una joven promesa del básquet en clubes como Olimpia y Luciano en su ciudad de origen, pero la muerte de su madre y el alcoholismo destruyeron todo a su paso.

Silvia de 58 años y su tercera hermana de 54 años, ambas radicadas en Gualeguaychú, perdieron su rastro desde hace casi cuatro décadas. Necesitan encontrarlo para cerrar la historia familiar, antes de partir.

"Él nunca se enteró que papá murió en un accidente. De joven se fue a Buenos Aires con un primo y se quedaron a vivir allá. Volvió cuando yo tuve a mi primer hijo. Mi bebé tenía 9 meses y después no volví a verlo nunca más. Pasaron ya 38 años", relató Silvia con profunda emoción a ElDía.

Ella pudo formar su familia en Gualeguaychú y según contó, cuando regresa a Urdinarrain, todavía le preguntan qué fue de la vida de "El Gallo", como lo conocían a Ricardo Jorge Escobar.

Luego, la relación con el primo tampoco fue buena producto de su adicción al alcohol. "Mi primo me contó que un día Ricardo se fue a vivir a otro lado y que él lo buscaba pero ya no lo encontraba, y así pasaron los años", lamentó.

La familia Escobar recurrió hasta el programa "Gente que busca gente" pero no lograron tener suerte.


hermanoperdido.jpg


La policía de Urdinarrain les dijo que "no tenían dirección ni nada, que no podían localizarlo. Yo quería que él supiese sobre la muerte de papá", contó Silvia con la angustia de no saber nada de un hermano.

"Llevé documentación a la Jefatura de Policía y me perdieron todos esos papeles. Mi hermana también se acercó a la Policía y le dijeron que seguramente había salido del país, pero nunca fue un dato concreto. No sabemos si es cierto o no", detalló.
El dato en el padrón
En las elecciones del 2011, se logró localizar la escuela donde debía votar Ricardo. Era en Buenos Aires y por problemas de tiempo y de no saber cómo manejarse en la gran ciudad, Silvia se quedó con la angustia de no haber aprovechado aquella oportunidad.


hermano.jpg



Paula, la sobrina de Ricardo e hija de Silvia comenzó una búsqueda a través de Internet y las redes sociales. "Hay muchas páginas. Una es ¿Dónde estás? No sabíamos que estas cosas ocurrían mucho más de lo que uno puede imaginar".

También una prima fue al Registro Civil de Urdinarrain y le dijeron "que no se lo pueden dar porque no es familiar directo. La única que podría hacer el trámite es mi mamá, pero ella trabaja todos los días y no puede tomarse un día para hacer todos esos trámites".

"Yo quiero reunirme con mi hermano, sueño con eso... saber qué pasó, si tuvo hijos, presentarle a los míos. Esto es algo que me llena de angustia. Es algo que tengo que hacer antes de irme", concluyó Silvia entre lágrimas.

Embed



Fuente: El Día

Comentarios