Secciones
La Provincia

Se suman las cruzadas solidarias para que Martiniano se recupere

Tiene 9 años y desde muy chico convivió con una extraña enfermedad del corazón. Su sueño es curarse y poder jugar al fútbol. El domingo la APB hará un partido a beneficio para ayudarlo

Miércoles 19 de Noviembre de 2014

Martiniano Balducci, el nene de 9 años al que hace unos años se le diagnosticó una taquicardia auricular ectópica incesante, fue intervenido quirúrgicamente ayer en el hospital Italiano, en Buenos Aires. Se trató de una operación que se inició por la tarde y por su complejidad, demandó al menos unas cuatro horas.
A la espera de la evolución, los médicos aún no informaron el tiempo que demandará la recuperación y hasta que le den el alta deberá permanecer internado.
Su mamá, Andrea Suárez, dialogó ayer con UNO desde Buenos Aires y comentó que iba a ser operado por un grupo de especialistas, entre ellos el médico que lo viene tratando, el doctor Alberto Scigata. “Se trata de una cirugía de alta complejidad, que se realiza en lugares que tienen equipos muy sofisticados, por eso lo trajimos a este Hospital”.
Andrea explicó que “no se trata de una cirugía a corazón abierto, sino de una intervención muy específica que se realiza con un catéter, que al hacerse, en el momento de realizarle el mapeo debe estar presente la taquicardia para ubicar dónde está la célula que hace la descarga eléctrica”.
Por otra parte, recordó que a Martiniano le diagnosticaron esta afección cardíaca poco habitual a los 3 años. “Lo que tiene Martiniano, para decirlo en términos comunes, es un problema eléctrico en el corazón; hay una célula que genera una descarga mayor a la que hace el nodo y le provoca taquicardia y arritmia”. Para controlar esta enfermedad debía tomar una medicación coronaria y evitar los esfuerzos físicos, los deportes de contacto, entre otras cosas.
Ya entonces los médicos le adelantaron a Andrea que a los 12 deberían operarlo, una vez que hubiera alcanzado un cierto desarrollo.
Sin embargo, en un control que le realizaron el 2 de octubre advirtieron que su cuerpo no respondía a la medicación, que además le provocaba manchas azules en la piel. Su ritmo cardíaco estaba muy elevado y los especialistas definieron operarlo antes. Enseguida programaron la cirugía, que consistió en una ablación por radiofrecuencia de taquicardia auricular.
 

 

 

Paraná solidaria

 


Martiniano permanece internado desde el 5 de noviembre en el hospital Italiano y su familia no sabe aún cuándo le darán el alta. Andrea viajó hace una semana, y en medio de los trámites y el periplo que supone una operación tan compleja, se tomó unos minutos para agradecer a la gente de Paraná por su solidaridad.
 “Fue impresionante todo lo que se hizo. Por suerte la obra social nos reconoce un porcentaje de la cirugía. Iosper se portó muy bien con nosotros”, comentó.
Desde distintas instituciones se organizaron eventos y se lograron reunir los 32.000 pesos que aún hacían falta para la intervención. Entre otras iniciativas, se realizó un recital de rock, un Seven de Hockey, se lanzó una rifa y se abrió una caja de ahorro.
Andrea destacó: “Fue muchísima la ayuda que recibimos y queremos darle las gracias a las personas que nos acompañaron”.

 

 

 


Jugar a la pelota

 

 


Debido a su enfermedad, Martiniano no podía hacer deportes bruscos ni de competición. Jugar al fútbol con sus compañeros era un sueño lejano para él.
La posibilidad de recuperarse lo entusiasmó. “Estaba asustado, pero a la vez feliz porque va a poder jugar a la pelota. Por ahora el deporte que podía hacer, porque no le demandaba un mayor esfuerzo físico era el golf, y por ahí también jugar al ajedrez, pero su anhelo es otro y lo podrá cumplir en el futuro”, contó a UNO su mamá, Andrea Suárez.
“Se lo veía muy entusiasmado porque va a poder hacer vida normal, jugar al fútbol con sus compañeros de la escuela Del Centenario”, comentó por último.

 

 

 

Invitan este domingo a un partido de básquet a beneficio

 

 


El caso de Martiniano conmovió a la sociedad paranaense, que se movilizó para ayudar a su familia a completar el monto que demandó la operación. En este sentido, desde la Asociación Paranaense de Básquet (APB), se determinó que “en el marco del torneo Dos Orillas, las selecciones U13 y U15 de Paraná y Santa Fe jugarán sendos amistosos con un fin solidario: la totalidad de lo recaudado será destinado para ayudar a costear la operación de Martiniano Balducci”.
“Como se viene haciendo desde 2013, los Selectivos APB y ASB se medirán para incentivar a los jóvenes valores, generando lazos de amistad entre los basquetbolistas, y además con el plus de tener un fin solidario”, explicaron desde la organización.
La jornada se desarrollará en Sionista este domingo a partir de las 17 horas. Tanto la APB como Sionista acordaron colaborar con la familia de Martiniano, y decidieron que la totalidad de la entrada recaudada se destinará para este fin solidario. “El Centro ya había realizado una donación de camisetas de su primer equipo para ser sorteadas con este mismo fin”, recordaron desde la APB.
“Básicamente consiste en devolver lo recibido alguna vez y combinar buen básquet con fines solidarios que hacen que el deporte sea una excusa. Así que los invito y los comprometo, abusando del afecto que les tengo a participar el domingo una rato aunque sea con una colaboración para Martiniano”, comentó a UNO Gabriel Guzmán, uno de los mentores de esta iniciativa.
Enterada de esta iniciativa, Andrea Suárez,la mamá del nene, se mostró muy agradecida.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario