Pirotecnia
Lunes 26 de Noviembre de 2018

Se mantiene firme la restricción de la venta y uso de pirotecnia, e intensifican operativos

Con la llegada de fin de año habrá campañas y más controles. Este año solo hay cuatro comercios habilitados; en 2010 había 18 locales con permisos

"Hay un cambio cultural en marcha. Para las Fiestas del año pasado, las disposiciones municipales habían sido muy recientes, por lo que este año se va a notar mucho más la baja del uso y venta de pirotecnia. Incluso vamos a hacer campañas de concientización; la conciencia social que se ha creado es importante", sostuvo ayer la subsecretaria del Área Legal y Técnica del municipio, Mariel Varisco, a propósito de la llegada de los eventos de cierres de año y los tradicionales festejos de Navidad y de Año Nuevo.
En ese marco, la funcionaria consignó que se trabajará del mismo modo que el año pasado, en los operativos de control, aunque aclaró que se ha venido trabajando con la cámara que agrupa a los locales del rubro.
Semanas atrás, la Justicia de Buenos Aires declaró inconstitucional de una ordenanza de Pirotecnia Cero en el Partido de la Costa bonaerense. Los referentes del sector se mostraron optimistas respecto a que ese podría poner freno a los distintos decretos y normas vigentes en los municipios.
En el caso de Paraná, la misma Cámara Argentina de Empresas de Fuegos Artificiales (Caefa) promovió una acción de inconstitucionalidad, frente al Decreto N° 1.469/17 dispuesto por el Departamento Ejecutivo Municipal (DEM), que fijó la restricción o limitación de tenencia, uso, detonación, fabricación, comercialización o venta al público mayorista o minorista de pirotecnia.
"Nosotros vamos a trabajar del mismo modo que hicimos el año pasado. Todavía no tenemos una resolución judicial definitiva, porque lo único que fue resuelto fue la cautelar; es decir que la cuestión principal sigue sin resolverse. Desconozco qué hará el Juzgado, si sacará la sentencia ahora o más adelante. El tema está judicializado hace más de un año", apuntó a UNO la funcionaria. Y recordó que a diferencia de otras normas –incluso las derogadas por la Justicia de Buenos Aires–, en Paraná no se habla de prohibición, sino de limitación.
"Desde el municipio restringimos, permitimos la pirotecnia que no es sonora, que no tiene elevados decibeles. Es decir que restringimos la pirotecnia, no la prohibimos, pero igual hay que ver qué dice el juez", aclaró.
En la cautelar rechazada en diciembre, los empresarios solicitaron que no se apliquen las disposiciones municipales que restringen la comercialización y detonación. El Juzgado, en ese caso, no hizo lugar al pedido de suspensión de la disposición municipal –mientras la cuestión principal sigue en trámite–, basándose en que todo acto administrativo se presume legítimo.

Reuniones
Varisco sostuvo que la tarea de control y prevención será similar a la realizada el año pasado. Por esa razón, en estas semanas comienzan a intensificarse las acciones.
"Ya venimos de conversaciones con los comercios habilitados de pirotecnia, de manera que las ventas sean de artefactos sin ruido. Además, queremos evitar acciones extremas como el decomiso que hubo en los operativos del año pasado", sostuvo.
Respecto al balance de la norma, vigente desde agosto de 2017, la funcionaria reconoció que hubo incumplimientos, tanto en eventos privados como en protestas o marchas gremiales, pero fueron sancionados, aclaró: "En cada marcha que nosotros detectamos que había pirotecnia sonora se labró un acta y con multas, tanto a sindicatos como aquellos responsables de eventos privados".
De todos modos, insistió que ha sido positiva la aceptación o acatamiento de las disposiciones, más allá de los pocos incumplimientos que hubo.
Actualmente, en la capital provincial hay cuatro comercios habilitados, y a diferencia de otros años, no han ingresado aún nuevas carpetas con pedidos de habilitaciones, algo habitual en proximidad a las fiestas de fin de año. En 2010, por caso, el municipio había habilitado 18 locales. En aquellos años, debían intervenir distintos organismos –tanto municipales como Bomberos– para otorgar el permiso de habilitación.
Los comercios, este año, tuvieron tiempo para "stockearse" de mercadería que pueden comercializar. A fines de 2017, hubo operativos donde se secuestraron artículos pirotécnicos no permitidos por la norma vigente. Los empresarios sostenían que eran compras que habían hecho durante el año, cuando no regía la norma.
Finalmente, la funcionaria indicó que los operativos de las próximas semanas "atacarán" la venta y comercialización clandestina, y también la comercialización de artículos no permitidos en lugares habilitados. En cuanto a las denuncias de vecinos, tanto por detonaciones como por venta, se pueden hacer al número 147 o por Whatsapp al 0343 154473795, donde solo se pueden enviar imágenes o videos.



Alcances de la norma local

El decreto vigente en Paraná prohíbe la tenencia, uso, detonación, fabricación, comercialización o venta al público mayorista o minorista de pirotecnia no calificada como de "venta libre" por la Agencia Nacional de Materiales Controlados (Anmac). Eso incluye a aquellos que no encuadren dentro de las categoría A 11 (de bajo riesgo como estrellitas, chasquidos, cebitas, etc) y B 3 (de riesgo limitado que pueden explotar en masa, como cohetes, petardos, cañitas voladoras, luces artificiales).
No están permitidos los morteros o morteros con bomba, que generen efecto audible o sonoro sea o no de venta libre, o no encuadre dentro de las características A 11 y B 3; petardos N° 3; expendio, entrega o suministro a título gratuito u oneroso de globos de papel (farolitos), como así también la suelta del mismo en recintos abiertos o cerrados ya sean públicos o privados.
Solo permite en espectáculos, públicos o privados, fuegos de artificio o pirotecnia sin estruendo.

Comentarios