Secciones
La Provincia

Se inició la cosecha del arándano, con menor producción que en 2018

Se exporta prácticamente toda la fruta recolectada, que este año en el país se proyectan 12 a 14 millones de toneladas, debajo de las 15,5 del año pasado.

Miércoles 11 de Septiembre de 2019

En campos de los departamentos de Concordia y Federación se inició en estos días la cosecha del arándano, producción que tiene su origen en la provincia en 2003.

La tarea de recolección de la fruta que ya es emblemática y que caracteriza a esa región –una de las zonas con mayor producción en el país– se extenderá hasta fin de noviembre o los primeros días de diciembre. Y por estos días ya moviliza y ocupa mucha mano de obra.

Ante la consulta de UNO, el titular de la Asociación de Productores de Arándanos de la Mesopotamia Argentina (Apama) y vicepresidente del Comité Argentino de Arándanos, Alejandro Pannunzzio, estimó que el volumen proyectado de exportaciones de arándanos frescos de Argentina, para esta temporada, será de 12 a 14 millones de toneladas. Representa una disminución con relación a la última, que alcanzó las 15,5 millones de toneladas.

Vale recordar que aproximadamente el 90% del total producido es destinado al mercado exterior.

En relación a los motivos de esa caída, Pannunzzio planteó: “La mayor exigencia de mercado por competencia de otros países genera cada día mayores exigencias de calidad. En búsqueda de esa mayor calidad es que se seleccionará más exhaustivamente la fruta enviada. Esto, sumado a que no hay nuevas plantaciones que entren en producción, hace que mientras que el mercado y la oferta de otros países crece, la de Argentina no lo hace. No hay políticas de estímulo a las economías regionales”, sostuvo el dirigente.

Al respecto, citó como consecuencias negativas la vigencia del impuesto como retenciones “que castigan la exportación”; mencionó que se redujeron los reintegros a la exportación; no se permitió la cuenta única tributaria para compensar el IVA de crédito fiscal para el pago de tributos nacionales; y agregó que “el impuesto a los Ingresos Brutos que paga cada etapa de la comercialización de los insumos que empleamos, hace que estos sean más caros en Argentina que en otros países”.

En el país, esta actividad productiva genera unos 25.000 puestos de trabajo, siendo cerca de 10.000, en Concordia y la región, donde justamente se obtiene casi la mitad de la producción total del país, disgregada el resto en Tucumán, y en menor medida en Salta, Corrientes y Buenos Aires.

“Con una política acorde deberemos duplicar eso en poco tiempo. El arándano podría generar más puestos de trabajo y más divisas de exportación, porque el potencial está”, remarcó.

En ese sentido, el titular de Apama arrojó una descripción para destacar la importancia de esta producción: “El arándano, en combinación con una relación de 10 hectáreas de citrus por cada una de arándano, nos daría un movimiento de fruticultura muy fuerte y sólido para Concordia. A esto habría que sumar pecán y vid, y variedades de kiwi y duraznos aptos para la zona”.

El principal mercado de exportación es Estados Unidos; después Europa, y recientemente se abrió China.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario