Secciones
Concepción del Uruguay

Puertos entrerrianos confirman sus protocolos de protección sanitaria

Productores porcinos están preocupados ante un virus que afecta a los cerdos en China, y temen por su ingreso a Argentina

Sábado 06 de Julio de 2019

El flujo constante de mercaderías y el arribo de buques desde distintos puntos del mundo a los puertos entrerrianos exige medidas de control sanitario para prevenir todo tipo de enfermedades, no solo para la población, sino también para distintos sectores de la producción ligados con el campo.

En este sentido el pasado miércoles, en la sede del Puerto de Concepción del Uruguay, el presidente del Instituto Portuario Provincial, Carlos Schepens, recibió a representantes de la Cámara de Productores Porcinos de Entre Ríos (Capper), junto a autoridades de Prefectura Naval, del puerto uruguayense, y representantes de empresas navieras.

El objetivo del encuentro fue brindar los detalles sobre los protocolos de seguridad sanitaria que se aplican normalmente en las terminales portuarias entrerrianas a través de Prefectura Naval Argentina y el Senasa, organismos especializados y responsables de supervisar y controlar el estricto cumplimiento de todas las normativas nacionales e internacionales en materia de control sanitario.

Según señalaron los representantes de Capper, la producción porcina se está viendo afectada ante un brote de peste porcina africana, que en China ya ha destruido producciones completas por su agresividad, por lo que solicitaron información sobre las medidas preventivas que se aplican en las zonas de frontera.

Durante el encuentro los productores porcinos recibieron toda la información sobre el trabajo realizado en los distintos puertos de Entre Ríos para sostener el status sanitario optimo actual que le permite a la provincia mantener relaciones comerciales con todo el mundo.

Seguridad

Carlos Schepens confirmó que “en todos los puertos entrerrianos se lleva adelante un trabajo constante y coordinado junto a las distintas reparticiones de Prefectura Naval y Senasa, que son los responsables de hacer cumplir todas las normativas exigidas a nivel nacional e internacional. Hay una comunicación permanente entre todos los organismos intervinientes y eso nos permite sostener los más altos niveles de seguridad y calidad para la exportación que exigen hoy los mercados más exigentes del mundo”.

Francisco Benedetti, presidente de Capper, agradeció la predisposición y el espacio brindado por las autoridades portuarias y la información aportada por las autoridades de Prefectura.

“Los encuentros permitieron evacuar dudas y conocer detalles sobre cómo se procede ante la llegada de un buque internacional, que reasegure el status sanitario que caracteriza a la Argentina”, señalaron desde la Cámara.

Residuos

Tanto Prefectura como Senasa están encargados de vigilar la rigurosidad del cumplimiento de todas las normativas vigentes, entre las cuales está la prohibición total de bajar residuos desde los barcos, una de las preocupaciones más importantes de los productores.

Personal de Senasa dio detalles sobre la resolución que explica qué sucede con los residuos que llegan del barco y su tripulación. Sobre ello, aclararon que en Concepción del Uruguay dichos residuos no se bajan, debido a que no se cuenta con una empresa que posibilite la incineración de los mismos, procedimiento obligatorio para el destino final de residuos orgánicos.

De esta forma se anula una de las posibilidades de transmisión del virus que es capaz de sobrevivir en los desechos o restos de comida.

Desde Capper valoraron “la importancia de poder concretar estas reuniones, junto a la predisposición de las diferentes reparticiones, para evacuar dudas, conocer más sobre el trabajo que se realiza en puertos de la provincia y llevar tranquilidad al sector porcino sobre el status sanitario”.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario