Secciones
Paraná

Pozos semisurgentes: la UCR habló de las "mentiras" de Bahl

El comité radical rechaza la idea de avanzar con el proyecto que afectará el medio ambiente. Se recordó que el gobierno radical erradicó los pozos semisurgentes en varios barrios

Jueves 18 de Junio de 2020

El comité radical del radicalismo de Paraná, criticó severamente la decisión del intendente Adán Bahl de avanzar con la ejecución de 10 pozos semisurgentes en la capital provincial.

"La llegada del nuevo gobierno demostró la mentira que los nuevos gobernantes hicieron al pueblo al afirmar que nuevas obras y servicios vendrían a la ciudad. Muy por el contrario, el intendente de la ciudad, Bahl, ha tomado la decisión de recurrir a los pozos de agua salada, una respuesta técnica obsoleta y pésima para la salud y las instalaciones", se indicó desde el centenario partido para añadir: "Todos los profesionales consultados coinciden que convertir a la ciudad en un queso gruyere para inyectar agua salada, es un delito ambiental, contradiciendo lo que antes decían que Paraná nunca más iba a tener agua salada".

Se marcó: "La mezcla de agua dulce y el agua salada de los pozos semisurgentes, generará progresivamente innumerables inconvenientes. Al agua dulce de río potabilizada, se le incorporará mediante el agua salada de pozo incontables mineral, algunos de ellos tóxicos para la salud humana, a saber arsénico, carbonato de calcio, plomo, magnésico y altas concentraciones de sodio. Dependiendo de la cantidad de estos mineral, la toxicidad que se vuelque al consumo humano".

"Tengamos en cuenta el caso de los tratamientos para pacientes que necesitan diálisis. La decisión del gobierno municipal obligará a los establecimientos sanitarios a reveer y reprogramar sus procesos de purificación del agua potable", se enfatizó desde el radicalismo capitalino.

En este marco, se agregó: "El futuro nos depara cañerías corroídas, griferías y calefones obstruídos, y la necesidad de permanentemente medir la calidad de estas aguas de pozo para alertarnos de los inconvenientes a la salud humana".

Finalmente, se recordó que "el gobierno radical, junto a otros, realizaron las obras necesarias para desactivar y erradicar los pozos semisurgentes. Obras que fueron recibidas con beneplácito por vecinos de muchos barrios, ya que al recibir agua potabilizada de río, sentían el progreso sanitario que esto significaba. Tal el caso de barrio AATRA III y otros".

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario