Transporte público
Miércoles 01 de Agosto de 2018

Persisten las quejas por incumplimiento de frecuencias de colectivos y falta de garitas

Mientras los cambios de recorrido siguen causando rispideces, hay cuestiones que hace años reclaman los usuarios y no encuentran solución

Las quejas de los usuarios del transporte urbano de pasajeros de Paraná se multiplican a diario, sobre todo por la inconformidad que generaron muchos de los cambios de recorridos que se implementaron desde el 8 de julio. En este marco, la Defensoría del Pueblo recibió una serie de reclamos formales de distintas personas particulares y de diferentes vecinales, que fueron informados al Órgano de Control y Monitoreo del Sistema Integral del Transporte (SITU).
Si bien varias de las demandas fueron atendidas y ya se efectuaron modificaciones en los recorridos de las líneas 5, 3, 7, 8 y 9 –además se están evaluando otros cambios posibles en algunas líneas que aún causan rispideces– existen otros reclamos específicos que constantemente genera el sistema, referidos al incumplimiento de las frecuencias, la falta de garitas en diferentes puntos de la capital provincial y la suciedad de los coches. Son cuestiones que producen un marcado descontento de quienes utilizan el servicio y que se reiteran desde hace prácticamente una década sin que encuentren una solución definitiva.
Luis Garay, defensor del Pueblo de Paraná, sostuvo que recibieron presentaciones sobre estos temas, y resaltó: "Desde que estamos, en 2009, las frecuencias, las garitas y la suciedad de los colectivos son puntos que siempre están presentes en los reclamos de los usuarios".
En este marco, comentó: "La mayor queja ha sido siempre por el tema de la frecuencia. Actualmente los empresarios aducen que mucho tienen que ver los cortes de calles en el centro, que son momentáneos, y que las unidades tienen que desviarse por este motivo. Ese es el argumento que están esgrimiendo".
A su vez, manifestó que hubo una serie de presentaciones puntuales por las líneas que llegan hasta Bajada Grande y Anacleto Medina: "El reclamo fue por colectivos que en horarios pico prácticamente pasan dos o tres juntos y llegan llenos, por lo que no alzan a la gente que espera en las paradas. A este tema lo manifestamos, entre otros más que planteamos, en la reunión del SITU". No obstante, aclaró: "Obviamente que apenas llega la queja que nosotros trasmitimos. Por ahí hay gente que tiene este tipo de inconvenientes con otras líneas y no presentan un reclamo. Por eso les pedimos a los vecinos que hagan su presentación, y nosotros la canalizamos institucionalmente vía expediente ante el SITU, para que el municipio sepa que hay un reclamo formal, que es el que realmente se tiene en cuenta".
Consultado sobre esta cuestión, Víctor Montero, subsecretario de Transporte de la Municipalidad, dijo a UNO: "La gran problemática son los frentes de obra que se están tomando y justamente son en la zona céntrica. Esto es lo que hace que tengamos un embotellamiento que provoque una demora de un colectivo aproximadamente entre 40 y 45 minutos, y consecuentemente eso genera que se amontonen en lugares tres o cuatro unidades de la misma línea y lleguen todos juntos a un punto de la ciudad".
Acto seguido, sostuvo: "No es que no salen todas las unidades y por eso hay demoras, como por ahí se supone. Nosotros tomamos la frecuencia desde la cabecera, es decir, desde la salida, y se cumple. Después hay un montón de inconvenientes que pueden surgir, como choques, vehículos mal estacionados que obstaculizan el paso, cortes de calle, lo que sea, que son cosas que provocan embotellamientos".
El funcionario recordó que todas las líneas tienen distintas frecuencias. "Son según el servicio y relevamiento de la cantidad de personas que hayan subido. En base a eso evaluamos soluciones. Por ejemplo, observamos que la línea 1 no daba abasto este último tiempo y se agregó un coche más. Son cuestiones que la gente por ahí no se entera, pero la realidad es que nosotros todo el tiempo tenemos movimientos de este tipo", argumentó.

Pedidos de usuarios
Respecto de las garitas, cuya ausencia en diversos puntos de la ciudad genera inconvenientes y descontentos de diversa índole, sobre todo cuando la gente tiene que esperar en zonas donde no hay veredas ni cordón cuneta y esto supone un riesgo, Garay señaló que se hizo una presentación por este tema y desde la Municipalidad le respondieron que hay unas 50 garitas compradas, que se colocarán una vez que los cambios en los recorridos queden fijados de manera definitiva. "Recibimos esta contestación y explicaron que quedarán instaladas una vez que ya no se tenga que modificar alguno de los recorridos", dijo.
A su vez, indicó: "Otra queja frecuente de los usuarios es la referida a la suciedad de los colectivos. Ahora que no ha llovido entendemos que los empresarios tienen la posibilidad de limpiarlos. Y lo que planteamos es que cuando llegue a destino cada unidad se limpie y que salga nuevamente en esas condiciones, porque la suciedad es una cuestión de la que los vecinos se quejan constantemente".
Por otra parte, Garay comentó que otro pedido que hicieron distintos usuarios a través de una presentación formal es que los coches que prestan el servicio del transporte urbano de pasajeros tengan identificación también en la parte de atrás. Al respecto, explicó: "La solicitud es que figure el número de línea y dónde va". Sobre este punto, indicó que muchas veces los vecinos corren el colectivo para alcanzarlo y no es el que necesitaban tomar; o quieren saber cuál fue el que pasó. "Son reclamos concretos que han hecho los usurarios", señaló por último.


Trabajadores del Parque Industrial, expectantes

El defensor del Pueblo, Luis Garay, comentó a UNO que el lunes se llevó adelante una reunión con referentes gremiales en representación de distintas empresas situadas en el Parque Industrial de Paraná, quienes hicieron una presentación debido a que muchos usuarios que trabajan en esta área y provienen desde la zona de Garrigó, Jorge Newbery y del Parque Gazzano, ya no cuentan con una línea que ingrese al Parque Industrial. "Se hizo una reunión con Victoria Cargnell, directora del Parque Industrial, con su equipo, con delegados y empresarios, ante la preocupación de que la línea 14 dejó de ir hacia allá. Hubo un pedido formal al municipio para que vean cómo se puede subsanar eso, porque el colectivo que entra, que es el 23, va por Almafuerte y la gente que viene por Garrigó, o por Gazzano, queda sin tener acceso al Parque Industrial".
Garay sostuvo que modificar ese recorrido está en estudio actualmente, al igual que el pedido de la Defensoría de que la línea 10 que no llega más al hospital de niños San Roque se pueda extender, ya que el colectivo actualmente deja a los usuarios "a más de 10 cuadras".
En este marco, el subsecretario de Transporte de la comuna, Víctor Montero, comentó: "El problema de la gente de Gazzano y Jorge Newbery es que el 14 llega hasta el cruce. Tenemos la línea 23 que pasa por el Parque Industrial, que va por Almafuerte; tenía una frecuencia cada una hora y ahora es cada 30 minutos. Habría que ver si esa línea que llega hasta la intersección de la ruta 12 pudiera entrar hacia el Parque Industrial, pero estamos en evaluación, porque estirar una línea significa dilatar la frecuencia. Por ahí están hablando de hacerlo en el horario en el que entra o sale el personal del Parque Industrial", explicó.
Con respecto a la línea 10, mencionó que se está ante un planteo similar y se analiza el tema.

Comentarios