Secciones
Solidaridad

Para ayudar a los más necesitados, la agrupación La Cata recibe donaciones

Unidas por el amor a Patronato y la solidaridad, recolectan alimentos no perecederos y leche para los merenderos. También juntan ropa de abrigo

Lunes 22 de Julio de 2019

La Agrupación La Cata, conformada por un grupo de chicas hinchas de Patronato, que además de haberse hecho amigas en la cancha realiza una intensa labor solidaria en Paraná, está abocadas a recolectar prendas de abrigo a partir de una campaña que lanzaron hace un par de meses para ayudar a quienes más lo necesitan.

Esta semana, en la que según el Servicio Meteorológico Nacional (SMN) volverá a registrarse un descenso brusco de las temperaturas en la región, necesitarán sobre todo frazadas, pulóveres, buzos y otras prendas de abrigo de todos los talles, calzado, medias, gorros, bufandas, guantes, y todo aquello que sirva para que el cuerpo no sufra el frío de estas épocas.

También solicitan alimentos no perecederos, como arroz, polenta, fideos, aceite, conservas, entre otros artículos; y para los merenderos fundamentalmente precisan donaciones de leche fluida o en polvo, cacao y azúcar.

“Comenzamos en Semana Santa con la campaña del invierno y cuando empezó a hacer mucho frío, a principios de este mes, la gente colaboró. Ahora también seguimos recibiendo cosas”, contó a UNO Alejandra Freddini, una de las integrantes de La Cata.

La semana pasada la labor de distribución de lo que recibieron en donación fue intensa, y todos los días pudieron llevar cosas a distintos merenderos de la capital entrerriana: “Con estas bajas temperaturas que hubo en el mes por suerte la gente respondió y hemos estado yendo todos los días a llevar cosas a algún merendero, e incluso algunas chicas de la Agrupación visitaron siete en una misma jornada”, comentó.

A los referentes de cada merendero le consultan antes qué es lo que más les hace falta para paliar las necesidades de quienes asisten a diario. Alejandra indicó que en base a la respuesta organizan las cosas que reciben gracias a la solidaridad de los paranaenses y de personas de otros lugares del país: “Les preguntamos qué es lo que más necesitan, porque hay muchos que no dan de comer y a esos se les lleva leche, cacao y azúcar; y a los que sí brindan un plato de comida les entregamos la leche y demás, y también fideos, polenta, arroz y otros productos. No nos manejamos con dinero, pero una chica de Neuquén quiso colaborar con nosotras y nos hizo un depósito con el que compramos mercadería”, señaló.

A su vez, refirió: “Teníamos ya varios merenderos que ya los conocemos y los visitamos periódicamente, pero también estamos yendo a nuevos, y a todos les llevamos también ropa, para todas las edades”.

Sobre este punto, observó: “Son muchísimos los merenderos que hay en Paraná. Hay aproximadamente cinco por barrio. Bajada Grande, Anacleto Medina y San Agustín tienen un montón. Y son lugares donde no es que van pocos chicos, van de a 30, 70 o 90. Y en los que dan de comer piden que vayan las mamás con el tapercito y se pueden llevar la comida a la casa para compartir”.

Según mencionó Alejandra, ahora consiguieron una cocina y se la van a acercar a una señora que vive en una situación muy precaria e la zona de Bajada Grande y a la que están ayudando.

Son actualmente nueve las chicas de La Cata que realizan esta cruzada. A pesar de tener sus ocupaciones cotidianas, distintas actividades familiares y horarios dispares, entre todas se las arreglan para dar abasto y acercar ayuda a aquellas personas a las que les hace falta. Con compromiso y dedicación, logran cumplir esta loable tarea que asumieron, con la solidaridad como bandera.

En unos días lanzarán además una cruzada para juntar cosas para que los chicos de las zonas vulnerables celebren el Día del Niño. Para eso van a recibir donaciones de golosinas y juguetes nuevos o usados que estén en buen estado. Para colaborar se pueden contactar a través del Facebook: Agrup.LaCata Oficial. En este marco, por último explicó: “Pedimos a quienes nos escriben para hacer alguna donación que nos dejen un número de teléfono y la dirección, porque en base a eso vemos quién de nosotras está más cerca para ir”.

Origen del grupo

Se conocieron en el estadio de calle Grella y la pasión Rojinegra las llevó a juntarse hace poco más de tres años. Enseguida se plantearon ayudar a las personas con distintas acciones. “Con amor todo se puede. Nos fuimos consolidando como grupo y nos caracterizamos por hacer acciones solidarias”, contó Alejandra.

Al nombre de la Agrupación lo eligieron en homenaje a Catalina Rouseaux de Seip, más conocida La Cata, una mujer que estuvo muy ligada al club Patronato y falleció en 2003. “Ella comenzó a ir a la cancha desde muy pequeña. Ahí nació su amor incondicional por el club, por los colores rojo y negro”, recordó.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario