Secciones
Bordet

Macri inauguró ayer un puente y generó polémica en Urdinarrain

El Presidente habló de corrupción y de obras no concretadas. Salió a responderle duramente Urribarri

Domingo 18 de Diciembre de 2016

El gobernador, Gustavo Bordet, junto al presidente, Mauricio Macri, y al intendente de Urdinarrain, Alberto Mornacco, inauguraron ayer el puente más largo de la provincia y la consolidación del camino que unirá las localidades de Urdinarrain y Gobernador Mansilla. "Este puente sirve para unir, para que muchos más productores puedan seguir trabajando confiando en que el motor de la economía está justamente en los sectores productivos", destacó el gobernador. La obra se inició en 2013 y demandó 254 millones de pesos . Dinamizará una importante zona del centro de la provincia, en los departamentos Gualeguaychú y Tala.
"Hace casi un año usted venía por primera vez a Entre Ríos en circunstancias absolutamente diferentes, muy adversas, este río que hoy corre mansamente estaba completamente desbordado, no se podía ver dónde comenzaba ni terminaba y estábamos sufriendo una de las emergencias climáticas más graves que había tenido la provincia en los últimos 50 años", le dijo Bordet a Macri. "Fuimos capaces de reponernos, trabajar en conjunto poniendo lo mejor de cada uno de nosotros para lograr las soluciones", valoró.

puentemansilla.jpg

Con un discurso errático, Macri planteó la obra como si correspondiera a su gestión de gobierno. "Hace 15 años que se viene hablando de estos puentes y de las mejoras de rutas que no se hicieron", dijo, y lamentó: "La cantidad de promesas incumplidas los últimos años. Acabamos con los años de la mentira y con las propuestas que no conducen a nada".
"Hoy estamos ante una obra que empieza y termina. Acabamos con los años de mentiras y con las propuestas que no conducen a nada", indicó subido al puente.
Además de referirse a la pesada herencia recibida y las obras "que no se hicieron" pese que estaba inaugurando una de ellas, el cierre del discurso de Macri fue más confuso todavía, cuando expresó su deseo de volver a visitar la provincia "no para inaugurar obras, sino para mostrarlas terminadas", cuando estaba mostrando una obra terminada.

La réplica de Urribarri
"De la lectura de sus palabras me nace decir y ratificar en público que la persecución, la mentira, el escarnio, el ensañamiento y la estigmatización que padezco no alcanzan ni cerca para ocultar lo que objetivamente ha sido la gestión más prolífica en hechos, obras y programas como fue en Entre Ríos la gestión que llevamos adelante junto con Cristina y con cientos de compañeros entrerrianos peronistas, vecinalistas, incluso intendentes radicales y hermanos del campo popular (...)" señaló el exgobernador Sergio Urribarri. "Tengo que decirlo hoy en el marco de esta visita presidencial, no por mí sino por la reivindicación de los cientos de compañeros, militantes, funcionarios y personal de gobierno que llevamos adelante la tarea (...)", indicó antes de enumerar obras como 154 escuelas, más de 35.000 soluciones habitacionales o 2.700 kilómetros de rutas nuevas.
"Tengo que decirle Presidente que ojalá -es lo que más quisiera en mi vida- Gustavo Bordet pudiera superar lo que hicimos con Cristina en esta provincia", expresó Urribarri. "Esto que hoy inauguró y que se ejecutó durante mi mandato – la construcción del puente más largo en la historia de esta provincia- forma parte a su juicio de esa pesada herencia que usted me endilga y que repite sin analizar un coro de resentidos devenidos en pseudofiscales públicos berretas", agregó el exmandatario.
"Y aprovecho para aclararle Presidente, ya que últimamente no tengo mucho aire, que yo no endeudé a la provincia. Cuando la entregué la deuda representaba la mitad de cuando la recibí respecto del Presupuesto ( el 52%) y cinco veces menos que en el 2003", expresó en otro tramo de sus declaraciones. "Finalmente Presidente, ojalá venga a la provincia muchas veces a inaugurar sus propias obras. Hasta que eso ocurra por favor guárdese sus palabras", concluyó.
También el exintendente de Gualeguaychú y actual diputado provincial, Juan José Bahillo, fue crítico de la actitud del Presidente. "Urdinarrain merecía mucho más, la comunidad debió poder vivir ese acto como una fiesta, el intendente merecía un reconocimiento que no tuvo. También el gobierno entrerriano, en la persona del Gobernador Bordet, merecía ser distinguido por esta obra y por el esfuerzo que viene haciendo", reclamó Bahillo.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario