Secciones
Dólar

La suba del dólar ya impacta en los precios al consumidor

El dólar blue llegó ayer a 188 pesos y el oficial, con impuestos, ronda los 138,60 La tendencia alcista de la divisa y su incidencia en el consumo.

Jueves 22 de Octubre de 2020

El dólar blue sigue en alza esta semana y alcanzó ayer un nuevo récord, al trepar a los 188 pesos. A su vez, las cotizaciones bursátiles también se aceleran y el dólar Contado con Liquidación (CCL) llegó a los 179,65. A pesar de las medidas del Gobierno por contener estas subas, las brechas se amplían hasta un 140% respecto al valor oficial de la divisa, que a precio mayorista se vende a 78,07 y ronda los 84 pesos para quien accede a comprar el cupo de 200 dólares mensuales, sumándole el 30% del impuesto PAIS y el 35% de la percepción 4815, lo que hace que se termine pagándolo a 138,60.

El gran temor de diversos sectores, sobre todo el de los asalariados, es cómo impacta esta disparada en su bolsillo, en un contexto en que resta resolver varias negociaciones paritarias y en el que los trabajadores en general vienen sufriendo una fuerte pérdida de su poder adquisitivo.

alimentos.jpg
La suba del dólar ya impacta en los precios al consumidor

La suba del dólar ya impacta en los precios al consumidor

Lo cierto es que por el dólar o por la inflación, en las góndolas de los supermercados ya se advierten incrementos en algunos productos y en lo que más se nota la suba últimamente es en la carne de cerdo. Elbio Domé, propietario de un supermercado de calle Fraternidad, comentó al respecto: “En estos últimos 60 días ha subido entre 65% a 70%, no sé si porque están exportando u otro motivo. Me baso en las facturas de compra: la media res de cerdo estaba a 115 pesos, y hoy está a 180 pesos; ese porcentaje no se trasladó todavía al público”.

Sin embargo, consultado sobre el tema, Sebastián Bouzada, integrante de la Cámara de Productores Porcinos de Entre Ríos (Capper), aclaró: “El mercado de la cadena porcina obedece de forma perfecta a la ley de oferta y demanda. Cuando sobran capones el precio del animal vivo baja, y cuando empieza a faltar empieza a subir. En marzo se dio una baja muy grande del cerdo, que se fue de 80 a 50 pesos. En agosto tuvo una suba fenomenal, y el animal en pie pasó de esos 50 pesos a casi 115 pesos hoy. Empezó a faltar cerdo, por exportación y porque se reactivó el consumo de chacinados, que había caído muchísimo en marzo, por eso subió el precio. No son en esta ocasión las subas cambiarias las que generan la suba”.

Respecto al pollo, Domé afirmó que “tiene sus altibajos”, también en función de la demanda: “Cuando hay un fin de semana largo o importante sube, y cuando cae la venta lo bajan, porque se acumula stock”.

En cuanto a la carne vacuna, aseguró que ha venido subiendo, pero no se registraron incrementos este mes. No obstante, comentó: “Todos los frigoríficos están anunciando que va a subir un 6% y 7%”.

Por otra parte, sostuvo que si bien los alimentos no reflejan el valor del dólar, sí han subido los insumos y repuestos, y advirtió: “Como supermercado, tenemos cámaras y máquinas; si tenemos que comprar repuestos o una heladera, sale una fortuna; hoy una picadora de carne cuesta 200.000 pesos”.

“Los insumos son los que más han subido: las bolsas, las bandejas, todo eso se rige por el dólar”, subrayó.

Según indican los especialistas, el valor del dólar blue puede impactar, además, en los precios de electrodomésticos, vehículos y materiales de construcción, entre otros rubros. Según manifestaron referentes de corralones locales, además de una mayor demanda ante una oferta que tuvo una merma producto del Covid-19 y otras variables, el valor del hierro y otros productos derivados, que se importan generalmente de Brasil, no quedaron ajenos al alza cambiaria.

Ya a principios de este mes, referentes del sector confirmaron que el costo del hierro se modificó por el tema del dólar y admitieron que hay cierto temor de que siga aumentando.

En cuanto a insumos informáticos, que en su mayoría se importan, el impacto se sintió las semanas anteriores. Damián, propietario de un local del rubro, aseguró: “Esta semana vienen tranquilos los precios, aun con las subas del blue. Lo que pasa es que anteriormente ya había aumentado bastante todo considerando el valor del dólar libre. Ahora se ha estabilizado un poco, porque dentro de todo, los proveedores compran la mercadería al valor del dólar oficial”.

La indumentaria es otro de los rubros que en un punto se vio impactado de algún modo por la escalada del dólar, aunque en el sector también aseguran que los acuerdos paritarios y las subas de los alquileres y servicios influyeron en los precios de venta al público.

Daniel, de un local del microcentro paranaense, comentó al respecto: “El dólar va impactando en los precios de este rubro, por más que no sean prendas importadas. Es normal, no sé de cuánto es el incremento, porque es variable, pero va subiendo de a poquito. Por ejemplo, una malla estaba a 1.800 pesos pasó a costar en pocos días 2.100 y ahora subió a 2.270 pesos. Son subas paulatinas las que se vienen dando, pero son constantes”.

El vendedor aclaró que en la mayoría de los productos “la tela es importada y acá hacen la fabricación”, lo que explica que la divisa influya en los costos de los artículos de indumentaria, aunque no en la misma proporción que las prendas que directamente se importan: “En esos casos los precios van subiendo de a poco y son más económicos”, refirió. Y en cuanto a la ropa importada, mencionó: “Tenemos una marca que se llama Vars y un vestido está hoy a 15.000 pesos. Es un valor medio irreal pero lo traigo y lo tengo”.

El gerente de una zapatería de la Peatonal, en tanto, analizó: “Hubo algún aumento, pero muy poco y de alguna marca puntual. No se vieron reflejadas las subas que el dólar tuvo en los últimos días, pero creo que, de acuerdo a cómo se está comportando la divisa, va a haber más incrementos de precios. Me sorprendió que no aumentara tanto, pero también es cierto que al no haber tanta venta no se repone tanto”.

La divisa también afecta indefectiblemente al mercado inmobiliario. José María Armándola, vicepresidente del Colegio de Corredores Públicos Inmobiliarios de Entre Ríos y propietario de una inmobiliaria en Paraná, comentó a UNO que la volatilidad del dólar provoca un cimbronazo en el sector: “Hay cosas que sí suben, pero no quiere decir que el mercado se ordene de manera inmediata, sino que lo que produce es que la gente no sepa qué hacer. Más que un movimiento de precios, lo que genera esta situación es una parálisis en el mercado, ya que hay gente que para operar normalmente aguarda que todo el movimiento se calme, se asiente, y ver cómo se presenta el panorama”.

A su vez, opinó: “No sé en lo inmediato, pero en un futuro mediano o largo los precios tienen que reacomodarse de acuerdo a las variables económicas”.

Si bien el mercado inmobiliario en la región habitualmente se venía manejando con precios en pesos, Armándola advirtió: “Lo que se está produciendo con la divisa está cambiando la modalidad del mercado: está dolarizándose, porque la gente busca algo que dé respaldo de valor, y si uno tiene dólares y hoy está subiendo, le da un respaldo de valor. Y el que invirtió en ladrillos también percibe que está en un buen lugar, ante semejante inestabilidad”.

En este marco, mencionó que las operaciones en la actualidad se pueden abonar de cualquier manera, según cómo acuerden las partes. “Depende para qué toma los pesos o los dólares quien vende, para qué los quiere: si para guardarlos, para hacer otro negocio; si es para comprar algo en lo que le toman pesos los acepta. Es todo muy variable”, aseguró.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario