Secciones
Solidaridad

La historia de Rubén Díaz que hoy tuvo un lindo final solidario

Natalia es una vecina del barrio San Agustín que escuchó las súplicas del hombre en situación de calle y logró bañarlo, que le corten el pelo y que lo afeiten.

Sábado 29 de Diciembre de 2018

Natalia es una joven vecina del barrio San Agustín que hoy se convirtió en el ángel guardián de Rubén Díaz.

Luego del mediodía, cuando la sensación térmica rozaba los 40 grados, La Profe de Música utilizó todos los canales de comunicación posibles para contar la historia del hombre que vive en la calle y come de las sobras que tiran en los contenedores.

UNO llegó hasta San Agustín y realizó está transmisión en vivo:

Embed

Luego de que la historia de Rubén se hizo pública Natalia logró llevarlo a su casa para bañarlo.

Nelly, una peluquera del barrio se acercó para cortarle el pelo y Gastón, el enfermero que lo afeitó. Además constató que tiene "rígida las articulaciones", contó la chica que además preparó la cena para Rubén.

Aunque sea hoy los deseos del hombre se cumplieron. Él quería: comer, bañarse y cortarse el pelo.

Ahora deberá esperar hasta el miércoles para saber cómo responden los "resortes" del estado. En San Agustín saben que Rubén padece el consumo problemático de alcohol y que algunas veces abandonó los espacios en donde fue alojado.

Más allá de su conducta, un ser humano no puede morir en la calle sin recibir la ayuda que merece hasta el último de sus días.

ruben adentro.jpg

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});