Secciones
La Provincia

La caída en las ventas de vehículos 0km podría superar el 45% este año

Las fuertes promociones no alcanzan para contrarrestar la baja demanda. En un año los patentamientos se redujeron casi a la mitad.

Martes 03 de Diciembre de 2019

La caída del poder adquisitivo y la incertidumbre generada por la política económica impactaron en distintos rubros, y uno de los más golpeados fue el de las concesionarias.

Si bien hubo una leve reactivación a mediados de año, que llegó de la mano del plan 0Km impulsado por el gobierno nacional, con importantes descuentos para más de 230 modelos y versiones de automóviles livianos, la disparada del dólar que se dio a partir de agosto y la incertidumbre que se generó desde entonces, hicieron esfumar la esperanza de un repunte definitivo para el sector.

Sobre este punto, Ramiro Reiss, gerente general de Haimovich Paraná –que comercializa las marcas Volkswagen (VW) y Toyota– explicó a UNO: “En 2018 se patentaron alrededor de 830.000 unidades en todo el país, y este año se van a terminar patentado entre 430.000 y 440.000. La caída va a rondar o incluso puede superar el 45%”.

A su vez, observó: “Durante noviembre tuvimos una caída respecto a lo que fue octubre. El motivo principal es la incertidumbre que tiene la gente sobre lo que puede pasar con el cambio de gobierno, y como en todos los aspectos económicos, cuando hay incertidumbre hay parálisis. No saben si arriesgarse a sacar un crédito a través de una financiación: o si tienen sus ahorros y están dolarizados, no saben si comprar un vehículo, o esperar a que el dólar valga más”.

“Más allá de esto, hay muchas oportunidades hoy en día. Nosotros le trasmitimos a los clientes que realmente hay muy buenas promociones y descuentos importantísimos, que sabemos que van a desaparecer; de hecho, ya hay algunas bonificaciones que van dejando de existir mes a mes. Pero también es entendible, desde el punto de vista de los compradores, este temor a lo que vendrá”, analizó.

En referencia a sus expectativas como referente del sector, indicó: “Uno trata de ser optimista, pero nos basamos mucho en lo que manifiesta la Asociación de Concesionarios de Automotores de la República Argentina (Acara), que tiene datos de todo el país, y no se espera un 2020 mejor que este 2019. Realmente este ha sido un año malo en ventas y la proyección, siendo moderadamente optimista, es que se pueda mantener este volumen. No hay expectativas de crecimiento”.

Por su parte, Adrián Volpe, supervisor de Ventas de Coinauto, que vende vehículos de la marca Chevrolet, evaluó: “Venimos con un año complicado. La caída comenzó en la última etapa del 2018 y continuó este año. Al día de hoy a nivel nacional la baja en las ventas es del 38%, comparado con noviembre del año pasado; y todavía falta ver los resultados finales de diciembre. Paraná y Entre Ríos no están exentas de esta tendencia, lo que está generando un momento bastante complicado, si bien la marca y la concesionaria hacen un esfuerzo para poder acondicionar los valores de los vehículos al mercado”.

No obstante, aclaró: “Algo se está vendiendo, ya que la gente necesita cambiar el vehículo, y no solo por el cambio en sí, sino que con este tema de la variación del dólar y la inflación comprar un auto sirve como una inversión, ya que se revalúa mes a mes. Tenemos financiaciones con distintas tasas, dependiendo los montos de los vehículos, y también trabajamos el plan UVA, que es la tasa menor, que se ha usado mucho durante el año”.

Asimismo, expresó: “El momento que se está pasando hace que cualquier expectativa para el futuro sea mejorar. Hay incógnita sobre lo que vendrá, no estamos seguros, pero creo que vamos a empezar a mejorar”.

Gaston Niz, gerente de ventas de la concesionaria Macua, que comercializa la marca Renault, manifestó: “La caída fue general. Creo que estamos todos iguales. Después del plan de gobierno, la incertidumbre política ocasionó la baja y el estancamiento en las ventas. Con el cambio que viene, mucha gente está expectante, a ver si van a existir nuevos incentivos y promociones, y de qué manera se va a activar al industria. La gente está a la espera, guarda sus ahorros, aunque hubo quienes invirtieron sus ahorros en dólares, viendo que la industria automotriz está un poco más elevada en los últimos meses. En Renault lo que se estuvo moviendo un poco más fueron los utilitarios, sobre todo para algunas Pymes a las que les tocó el recambio”.

En relación a lo que ocurrirá con las ventas a partir de este mes, Niz destacó que “los precios se mantuvieron” y señaló con optimismo: “Al llegar a fin de año llegan nuevas promociones. Ahora estamos con excelente financiación, con tasas al 0%, que es algo que se había perdido, y tasas reducidas que están por debajo del 20% anual. Eso también es positivo, así que esperamos un diciembre distinto. Como concesionarios siempre estamos preparados para poder afrontar un mal momento o uno excelente. Ahora hay incertidumbre, pero también hay optimismo”.

En tanto, Ramiro Tamaño, gerente de la concesionaria Nation, representante de las marcas Peugeot, Citroën, Chery y PSFK, observó: “Las ventas han seguido un camino de caída en función de cómo viene la situación económica. A pesar de eso, las marcas le están poniendo todas las ganas para que el cliente pueda llevarse un auto con bonificaciones, como hizo Peugeot en el mes de noviembre y ahora en diciembre, que armó lo que es el Cyber, que empezó los primeros días de noviembre, se fue extendiendo y renovando todo el mes pasado y ahora volvió desde el lunes y hasta el viernes, con importantes bonificaciones en patentamientos 2019, que están en el orden del 25% y son muy tentadoras para que el cliente”.

“La estrategia de la marca es que el usuario tenga más beneficios comprándolo 2019 que hacerlo 2020, entonces ofrece una buena bonificación. Lo están haciendo la mayoría de las marcas para atraer al cliente, dada la caída de ventas”, dijo, y aseguró: “A nosotros esto en noviembre nos levantó un poco los números en relación a lo que se venía dando. De igual manera, más allá de que se generan acciones, hay otro inconveniente, que es que el cliente no puede llegar a comprar debido a la situación económica”.

“Las marcas resignar rentabilidad para poder vender, las fábricas siguen con financiación e incluso hay tasa cero con Citröen y Peugeot, o tasas que rozan el 12.9% o el 20%, que son tentadoras. Generalmente en enero se vende mucho, es un mes en que uno puede hacer una diferencia, pero hay que ver ahora, porque estamos en un cambio importante. Sería bueno que aparezcan créditos con más monto y mejores tasas, ya que hoy la gente prioriza otras cosas elementales, como el alimento, y al auto lo ha dejado de lado”, reflexionó.

Por último, compartió sus expectativas de cara a los meses venideros: “Lo que siempre nos ha marcado la historia en esta actividad es que cuando arranca algo de reactivación, lo primero que se empieza a mover es el rubro de la venta de autos. Ahora venimos en caída, pero con expectativas de que eso ocurra”, concluyó.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario