Secciones
Estudiantes

La ayuda que salvó a los estudiantes varados en Oro Verde

Estudiantes que no pudieron regresar con sus familias son acompañados por la comunidad, a través de una acción de extensión en emergencia.

Miércoles 20 de Mayo de 2020

Cuando se dispuso el aislamiento social, preventivo y obligatorio, muchos estudiantes universitarios que cursan carreras en Oro Verde no pudieron regresar con sus familias en otras ciudades de la provincia o el país. Ante esto, una iniciativa les hizo saber que no estarían solos en medio de la pandemia.

Jorge Gvozdenovich, docente de la Facultad de Ciencias Agropecuarias de la Universidad Nacional de Entre Ríos (UNER) y responsable de la acción de extensión en emergencia denominada “La Universidad extiende sus lazos tejiendo una red solidaria ante la emergencia en Oro Verde”, brindó detalles sobre dicha experiencia.

“Al haberse interrumpido los colectivos de larga distancia, por lo menos para circular dentro de Entre Ríos, muchos de los alumnos que vinieron para rendir las mesas de exámenes finales de los turnos de verano quedaron obligadamente aislados en Oro Verde. Con un grupo de docentes empezamos a detectar que esta realidad era más habitual de lo que pensábamos, e iniciamos un relevamiento informal. Encontramos que había varios alumnos en situación crítica, sin comunicación con sus familiares”, comentó Gvozdenovich en un informe que difundió la UNER.

Estar incomunicados, para los estudiantes significa no tener posibilidad de recibir las provisiones que comúnmente envían sus familias. “Los padres salen a la ruta, esperan el colectivo y ahí les mandan una encomienda con mercadería, dinero, y algunas otras cosas”, explicó el docente. Por esa razón, el aislamiento los puso en una situación indeseable.

"Del relevamiento surgió que quienes estaban en esas circunstancias no eran solo de Agronomía, sino también de otras facultades, que estaban viviendo en Oro Verde. Para esta acción se unió un grupo de 13 docentes, cuatro egresados y tres alumnos del centro de estudiantes de la Facultad. También participa de forma activa el municipio de Oro Verde, a través del intendente y un delegado, y la parroquia de Oro Verde. Entre las tres instituciones la llevamos adelante”, añadió.

image.png

En 15 días lograron recaudar más de 120.000 pesos, con colaboración de la Universidad, empresas y particulares. “Estamos muy contentos. Ya hemos repartido cuatro veces bolsones con comida, generalmente lo hacemos cada 15 días los viernes. Se van sumando chicos que se enteran de esta acción y nos avisan que alguno necesita. La comunidad de Oro Verde lo ha entendido muy bien, han colaborado con alimentos no perecederos. En la Facultad destinamos un aula para almacenar todas las donaciones. Esta acción sigue hasta que siga la cuarentena”, destacó el docente, y aclaró que “una de las premisas es la de conservar el anonimato de los chicos, porque esto no es una situación deseada para nadie”.

Existe otra arista, que tiene que ver con el acompañamiento en el cursado. Lo realizan los 13 docentes que integran la iniciativa. “Uno va a la casa, le entrega la mercadería al estudiante, pregunta cómo está, cómo es la conectividad, cuántas materias cursa, y si hay alguna dificultad en cuanto al aprendizaje. Los docentes abarcan casi todas las áreas temáticas de la Facultad, entonces pueden también brindar un asesoramiento. Además si la conectividad es débil o no tienen, se les ofreció trabajar en un aula especial, con todas las condiciones de resguardo, para que no pierdan su año lectivo”, indica Gvozdenovich.

El docente responsable de esta acción en extensión reflexionó: “Como docentes pudimos detectar y sensibilizarnos con esta situación, gracias a ser parte de una universidad pública. Y gracias a su presencia, pudimos hacer esta acción. La gratuidad de la universidad facilita que los estudiantes no dejen la carrera. Su rol en este contexto es fundamental, al igual que la contención que brindamos los docentes”.

Asimismo, valoró positivamente la respuesta de la UNER al proyectarse esta iniciativa, ya que “entendió que esto era una acción en emergencia, presentamos la propuesta, fue evaluada en un día y resolvió en forma muy rápida y muy acorde a la situación en la que estamos. Esto no podía esperar a un mes, era para resolver de hoy para ayer, y la universidad lo entendió de esa manera, lo resolvió y empezamos a trabajar. Así que la función de la universidad pública en estos casos es muy meritoria”.

Quienes deseen colaborar con alimentos y/o productos de higiene, pueden comunicarse vía Whatsapp a los números 343 4150285 o 343 5431764 para coordinar la entrega. También en la oficina de Extensión de la Facultad, de 8:00 a 12:00.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario