Secciones
Apicultura

La apicultura despierta mayor interés por la rentabilidad

El precio de la miel sigue subiendo en mercados internacionales y más emprendedores regionales consideran dedicarse a la apicultura.

Miércoles 27 de Enero de 2021

Entre Ríos es una de las principales provincias productoras de miel en el país, ocupando el segundo lugar, después de Buenos Aires y seguida por Santa Fe. En plena cosecha, los productores apícolas regionales esperan que sea una de las mejores campañas de los últimos años para la apicultura, ya que este verano el clima es favorable para la actividad.

bersa 2.jpeg
Más emprendedores regionales consideran dedicarse a la apicultura.

Más emprendedores regionales consideran dedicarse a la apicultura.

Al respecto, Gustavo López, presidente de Federación de Cooperativas Apícolas de Entre Ríos (Fecaer) –quien se dedica a esta actividad hace más de 45 años–, explicó a UNO: “Cuando más castiga al ser humano el calor, es cuando más trabaja la abeja. La humedad y las altas temperaturas es lo mejor, porque más produce la abeja”.

“La cosecha actual viene siendo bastante mejor que años anteriores y eso hace que aumente también la exportación”, dijo por su parte Jorge Pitter, presidente de la Cooperativa Apícola del Paraná.

La actividad recuperó rentabilidad en los últimos tiempos, debido a una serie de variables favorables. Una de ellas fue la eliminación de los aranceles a la exportación de productos de las economías regionales, que instrumentó el Gobierno nacional por medio del decreto número 1060. Otra es el precio del mercado internacional, que sigue subiendo y actualmente ronda y hasta supera los 3.000 dólares la tonelada, según el tipo de miel. Sobre esta cuestión, Pitter remarcó: “Estamos teniendo buenos niveles de precios, y esto obedece a bajo stock en todo el mundo, junto con otras cuestiones que se dieron, como por ejemplo la adulteración de miel china. Hay distintas variables que hacen que el precio haya ido subiendo de a poco”.

En tanto, López destacó: “Se está tornando muy favorable para la Argentina el valor internacional de la miel. Al detectarse problemas con la miel supuestamente adulterada de China, Estados Unidos puso una cláusula y no la comercializa, y Europa tomaría el mismo camino. Las miles de calidad están en Uruguay, Argentina, México y otros países de Sudamérica, y a nosotros nos beneficia, está subiendo el precio a nivel internacional y también en el mercado interno”.

Se trata de un aliciente para un sector que entre los años 2000 y 2015 se redujo casi un 40% en el territorio provincial, y actualmente estas condiciones despiertan un mayor interés entre quienes están planificando emprender en el rubro, que podrían sumarse a los 2.696 apicultores entrerrianos inscriptos hoy día en el Registro Nacional de Productores Apícolas (Renapa) y a los pequeños productores que se dedican a la apicultura en una menor escala y permanecen sin registrar.

LEER MÁS: Economías regionales: valoran la quita de retenciones

arandanos.jpg

“Si uno se quiere iniciar en la actividad, tiene que considerar que una colmena hoy vale de material entre 3.000 y 4.000 pesos, y un núcleo también sale unos 4.000; así que con 8.000 pesos puede iniciarse en la apicultura, pero por ahí incluso se consiguen colmenas más baratas”, sostuvo López, oriundo de Buenos Aires pero radicado hace 15 años en Maciá, la capital nacional de la Apicultura, quien mencionó que en general muchos comienzan con cinco o 10 colmenas, otros con 50. “Si uno tiene dinero para invertir va a buscar calidad”, aclaró.

Si bien expresó que “se han ido los precios de materiales un poquito altos”, afirmó: “El precio de la miel está bien y uno con 20 kilos está sacando 5.000 pesos. Es un promedio que permite amortizarse en uno o dos años. No es mal negocio”.

Otros costos que puede tener la actividad son las curas anuales para evitar la varroa, un ácaro que puede llegar a afectar la salud de las abejas. Otros insumos son la cera o cera estampada, el barril para acopiar la miel, y azúcar u otros nutrientes para suministrar a la colmena si es invierno, cuando baja la floración, pero son montos muy variables.

Por otra parte, López mencionó que desde la Federación que preside gestionaron con los Ministerios de Desarrollo Social de la Nación y de Entre Ríos una línea de microcréditos que se pondrá en marcha el próximo mes, con préstamos de hasta 50.000 pesos para todos los productores que estén a los asociados a alguna cooperativa y quieran invertir. “Es para iniciarse, o ampliar la cantidad de colmenas, para lo que sea. Es un proyecto que trabajamos desde que empezó la pandemia. Lo iniciamos en marzo y en noviembre recibimos el dinero y tuvimos las capacitaciones”, indicó.

Asimismo, el productor manifestó: “Vamos a hacer una entidad de crédito rápido, que es con una devolución en seis meses. Es una forma de ayudar, porque en realidad al apicultor, y más al que es chico, le resulta muy difícil o no puede acceder a un crédito bancario”.

No obstante, remarcó: “Es una actividad que a uno le tiene que gustar. Hay años muy malos y otros muy buenos”. Y recalcó que este trabajo “es más que nada una pasión”, considerando lo sacrificado de esta actividad, lo caluroso de los trajes que utilizan en pleno verano para cosechar y la constante exposición a las picaduras de las abejas. “Uno trata de tener abejas con buena genética que no piquen mucho”, indicó sobre este punto.

Exportación

De acuerdo al Ministerio de Producción de Entre Ríos, hoy en día suman unas 750.000 las colmenas en la provincia, las cuales producen alrededor de 15.000 toneladas anuales de materia prima.

Si bien el mercado interno fue creciendo en los últimos años, la mayor parte se exporta a destinos principales a la Unión Europea, los Estados Unidos, Canadá y Japón.

“Se dice que el 90% o el 95% de miel del país se exporta, y se consume en el mercado interno entre el 5% y el 10%, pero no podemos saberlo con exactitud, porque hay pequeños productores que venden la miel en su casa, y eso no se cuenta”, dijo el presidente de Fecaer, Gustavo López, y señaló: “A la vez ha aumentado muchísimo el consumo interno en los últimos tiempos. Lo que se exporta desde la Argentina son entre 65 y 67 millones de kilos por año. Se piensa que este año, si la cosecha anda bien, va a ser un poco más, ya que al mejorar el precio muchos productores han crecido en cuanto a la cantidad de colmenas”.

A su vez, opinó: “Siempre está creciendo la exportación. Nosotros vendemos toda la miel de exportación. Hay años que es beneficioso hacerlo a través de un exportador y otros por cuenta propia”.

Según destacan los productores en general, todo el territorio entrerriano es apto para el desarrollo de la actividad, y presenta distintos potenciales productivos tanto para la miel como para otros productos de la colmena como cera, polen, jalea real y propóleos.

“Es muy variada la floración en la provincia”, acotó López, en referencia a las mieles de citrus y eucaliptus, como así también las de monte natural e islas, que poseen una alta relación de fructuosa y glucosa que permite que no cristalice; y también son relevantes las mieles de praderas y chilca.}

LEER MÁS: Las lluvias desvelan al sector apícola entrerriano, en pleno período de cosecha

08 foto 1 Gentileza Inta.jpg
APICULTURA. Entre Ríos exporta 13.000 toneladas anuales de miel y es una de las principales provincias productoras.
APICULTURA. Entre Ríos exporta 13.000 toneladas anuales de miel y es una de las principales provincias productoras.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario