Secciones
La Provincia

Inició la venta estacional de reales: la gente compra menos cantidad que el año pasado

Muchos siguen eligiendo Brasil para vacacionar y hubo extensas filas para adquirir la moneda de ese país. También hubo más demanda de dólares

Viernes 21 de Diciembre de 2018

Se acerca la temporada estival y aunque el cambio no es tan conveniente como años anteriores, muchos siguen eligiendo viajar a Brasil para pasar sus vacaciones.
En este marco, desde esta semana la casa de cambio situada en Paraná registra un notable incremento de la demanda y a diario se forman extensas filas de clientes dispuestos a comprar reales, que ayer costaban 11 pesos para la compra y 9 pesos para la venta. Hasta hace una semana se podía conseguir la moneda brasileña a 9,75 pesos, pero su valor subió en los últimos días al ritmo de la demanda; y respecto al año pasado, su incremento fue notable: a fines de diciembre de 2017 estaba alrededor de 6,95 para quien quisiera comprar y 5,95 en el caso de vender.
Milagros Kuroski, gerente de la sucursal de Valuar en la capital entrerriana, confirmó a UNO que "esta es la época de mayor demanda de reales, que es la moneda que encabeza las ventas, y también hubo más demanda de dólares".
No obstante, observó que la venta estacional de la moneda del vecino país habitualmente comienza a incrementarse alrededor del 15 de diciembre, pero en esta oportunidad se postergó un poco y arrancó esta semana: "A partir del martes empezó a haber más afluencia de gente", indicó, a la vez que analizó: "Viene el mismo número de gente, pero a diferencia del año pasado por ahí las compras de la moneda son más chicas en términos nominales".
Según comentó, las cantidades requeridas son dispares: "Hay operaciones que van desde los 30 reales a los 3.000 reales. El ticket promedio está entre los 500 y 700 reales por persona", dijo, y mencionó que la mayor demanda del real que se registra en esta época se extiende hasta la primera quincena fuerte de enero y los últimos días del primer mes del año, con el recambio de turistas. "Ya en febrero el movimiento empieza a disminuir notablemente", manifestó.
Respecto al dólar, afirmó: "A lo largo del año el dólar fue una moneda muy demandada, sobre todo por la fluctuación que ha tenido. La gente siempre busca resguardarse, tanto por las vacaciones como para atesorar lo que en este momento es el aguinaldo, para que pueda quedarle un extra para el año que viene, porque hay muchas personas que todavía no planificaron o no tienen decidido el tema de las vacaciones, pero ahorran en dólares por cualquier cosa".
Sin embargo, aclaró: "En relación a la cantidad de gente que vino buscando comprar dólares, hubo más puntualmente en esta última semana, pero durante las primeras semanas de diciembre el movimiento fue menor. Y en general, en términos de moneda extrajera, hubo una disminución notable en la venta: estamos hablando de que cada persona compró menor cantidad, el promedio se achicó y tenemos una disminución de tres a cuatros veces menos respecto al año pasado".
En referencia a otras monedas que en los últimos años también fueron muy requeridas, sostuvo: "El peso chileno directamente dejó de tener demanda. Este año hubo contadas operaciones con esa moneda, pero por viajes relacionados a eventos deportivos o cuestiones de esas características, y no por vacaciones en ese país".
"En el caso del peso uruguayo, se vende mucho menos que en 2017, ya que hay menos gente que viaja a Uruguay, pero además hay muchísima más aceptación del peso argentino y de los dólares. Sabemos por los testimonios de los clientes que en general cuando llevan dólares a Brasil se les complica mucho cambiarlos o tienen que hacer un trámite adicional. En Uruguay ocurre que al dólar lo toman en cualquier comercio y entonces la gente compra pocos pesos uruguayos para viajar a ese país".
Por otra parte, las constantes fluctuaciones de las divisas generaron que, a diferencia de otros tiempos, comprar con tarjeta de crédito e incluso con débito ya no sea tan conveniente y por este motivo quienes viajan a Brasil están optando por munirse de dinero en efectivo para afrontar los gastos cotidianos, al igual que ocurre con otros destinos del exterior. "Antes se compraba más con tarjeta de crédito cuando se iba a otro país. Creemos que ahora prefieren ir a lo seguro, ya que las últimas dos devaluaciones grandes, tanto del gobierno anterior como de este, han sido en verano. Eso queda en la memoria colectiva de la gente y en realidad eso hace que cada uno quiera asegurarse el tipo de cambio o la cantidad de moneda extrajera a la hora de viajar y eso motiva también un poco la compra actual", reflexionó Kuroski.
Por otra parte, adelantó que a partir del año que viene, previa aprobación de una resolución de la UIF (Unidad de Información Financiera), se ampliará el monto máximo que puede adquirirse presentando solamente el documento de identidad, sin necesidad de otra documentación que respalde el origen de los fondos: "No tenemos mínimo de compra, pero sí un máximo establecido por una normativa de la UIF, que en 2019 va a ampliar el límite de 100.000 a 200.000 pesos en el mes; y de 150.000 a 400.000 pesos en el año", explicó.

Mayor oferta
Si bien en estos días y en otras fechas particulares se registró en Paraná una mayor demanda de dólares, Kuroski confió que también hubo una oferta inusitada de la divisa: "Este año fue record. Nunca pasó antes, desde la apertura de la sucursal, que se compren en plaza más dólares de los que se venden, y hemos tenido períodos sin pesos. Excepto esta última semana que se dio una demanda estacional, en los dos últimos meses sobre todo tuvimos muchísima gente vendiendo sus dólares", comentó.
En este marco, concluyó: "Sondeando el testimonio de los clientes, esto tiene que ver con que a los pequeños ahorros que tenían guardados los están utilizando para cancelar deudas que con las tasas de intereses actuales se hacen mucho más pesadas, o directamente porque con el aumento de precios y el valor de los salarios, en lugar de ahorrar usan ese respaldo para cumplir con obligaciones".



$ 11 Es el precio para la venta del real en Paraná, la moneda más demandada durante la última semana. Quienes planean viajar a Brasil a pasar unos días de vacaciones entienden que es más conveniente usar efectivo y no tanto la tarjeta de crédito o la de débito.

$ 39,10 Es el precio del dólar a la venta ayer en Paraná. La divisa registró sucesivos incrementos a lo largo del año y duplicó su valor. Muchos de los que ya cobraron su medio aguinaldo prefieren destinarlo a la compra de esta moneda a modo de ahorro.

$ 45,25 Es el precio con el que se comercializa el euro en la capital entrerriana. Hasta mediados de año promedió los 30 pesos, y si bien no es la época de mayor demanda, quienes ya planificaron un viaje a Europa aprovechan el aguinaldo para adquirir esta moneda.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});