Gustavo Bordet
Domingo 28 de Abril de 2019

Inician el proyecto de estabilización de barrancas de Santa Elena y Diamante

EL CFI financiará el trabajo de un equipo de profesionales en la materia. Se requieren 3,7 millones de pesos para cada trabajo

Especialistas en geología, hidráulica y suelos, geotécnicos, hidrólogos, analistas económicos y ambientales comienzan a elaborar los proyectos ejecutivos para consolidar las barrancas de Diamante y Santa Elena. El trabajo será financiado por el CFI a partir de un convenio firmado con el gobernador Gustavo Bordet y Fundagro.

Fundagro es una entidad constituida por un grupo de docentes universitarios con sede en la facultad de Ciencias Agropecuarias (UNER) en la localidad de Oro Verde que funciona como unidad de vinculación tecnológica y como consultora ambiental.

El gobernador Gustavo Bordet firmó con el titular del Consejo Federal de Inversiones, Juan José Ciácera, e integrantes de la Fundación el convenio que permite llevar adelante el proyecto ejecutivo e iniciar luego la gestión del financiamiento para poder realizar las obras.

El mandatario destacó el hecho de que el proyecto se lleve adelante con la ayuda y el asesoramiento de la Universidad Nacional de Entre Ríos y destacó la importancia de "hacer un proyecto que posibilite después hacer un buen trabajo, que incluya estudios topográficos, estudio de la calidad de los materiales que se necesitan para hacer obras fundamentadas".

El objetivo es contar con "un plan que dé sustentabilidad a las barrancas, que dé previsibilidad y seguridad", indicó Bordet y aclaró: "Esto contempla estudios geológicos ya que se busca generar un trabajo que pueda tener la estabilidad en el tiempo. Cualquier intervención que se haga sin tener una planificación hecha por especialistas no tiene duración en el tiempo", advirtió.

Bordet explicó que realizar estos proyectos implica 3,7 millones de pesos cada uno. "Lo está financiado ese organismo que es federal (por el CFI) y del cual las provincias nos sentimos parte".

En tanto que el titular del CFI destacó: "Es un importante proyecto que va a llegar a nivel de proyecto para licitar. Se requiere del trabajo de un equipo interdisciplinario. "Son 15 profesionales de diversas disciplinas, con economistas para determinar el impacto económico; todo lo que es el cuidado del medio ambiente".

"La idea es tener una solución definitiva sobre este problema. El equipo que hemos contratado es de la Universidad Nacional de Entre Ríos, lo que hace que sea mucho más comprometido el estudio porque son profesionales que pertenecen a la universidad que tienen mayor compromiso y pasión en el trabajo", explicó.

En los primeros tres meses, se deberá presentar el informe de Diamante y para el mes seis la consultoría debería tener el de Santa Elena.

Expresiones de satisfacción
El intendente de Santa Elena, Silvio Moreyra, afirmó que la estabilización de las barrancas "es un reclamo que veníamos haciendo y que la Provincia lo toma, lo trabajamos con tiempo".

Luego recordó: "En Santa Elena venimos de una obra que fracasó, por lo que esta cuestión que duele a todos los santaeleneses porque teníamos muchas expectativas de que le íbamos a encontrar solución".

Finalmente, aseguró: "Hoy volvemos a comenzar y encontrar el respaldo del gobernador de la provincia a través del CFI que se vuelve a hacer un nuevo proyecto para una nueva obra de estabilización de barrancas que es lo más importante".

Por su parte el diputado provincial y exintendente de Diamante, Juan Carlos Darrichón, señaló: "Es una alegría enorme. Para nosotros es muy importante porque hay una incertidumbre importante en nuestra comunidad en este momento precisamente que están ocurriendo deslizamientos cerca de la zona donde habían ocurrido algunos meses, así que esto nos da tranquilidad".

El legislador afirmó: "Quiero transmitirle a nuestra comunidad que se está trabajando con el apoyo importantísimo de la provincia".

En tanto que la titular del Instituto Becario y ex intendenta de la Ciudad Blanca, Claudia Gieco, indicó: "Hoy lo que hay es una gran intranquilidad social por todos los vecinos que tienen sus asentamientos históricos sobre la barranca".

Gieco explicó: "Diamante nace desde el lado del río y ahí se han asentado muchísimos habitantes que tienen esa gran preocupación, tanto ellos como nosotros. La municipalidad ha tomado medidas paliativas".

Luego, dijo que en la zona "también se encuentra el centro social San Roque que da alimento en forma diaria a 120 niños que hoy está cerrado no ha podido cubrir con esta necesidad, lo que genera una expectativa positiva, esperanzadora de que las familias puedan tener la seguridad que quieren".

"Las barrancas para Diamante han generado identidad, cultura y saber que hay un plazo corto de 30 días para un trabajo firme y sostenido y que va a venir de la mano de un proyecto ejecutivo que va a llevar a una licitación nos llena de esperanza para que esa gente que está muy preocupada pueda tener tranquilidad", indicó.

Comentarios