Secciones
Ciclistas

Hugo Horts fabricó una bici adaptada y se la donó a un ciclista de fierro

La empatía de El Rengo lo llevó a crear un rodado experimental para que Alberto Núñez, que sufrió poliomielitis, se traslade sin problemas.

Viernes 14 de Diciembre de 2018

Hugo El Rengo Horst asegura que nunca imaginó la repercusión que tuvo la donación de la bicicleta adaptada que fabricó con sus propias manos en el taller de Ramírez. Lo dice y no es falsa modestia porque le brotó la iniciativa del corazón.


Entiende que la empatía nació porque él también tiene una discapacidad. Es rengo y utiliza una prótesis en la pierna izquierda. "Anduve cinco años con muletas hasta que conseguí la pierna ortopédica. Yo sé lo que cuesta y lo que siente una persona discapacitada".

Embed


Más allá de sentir el sufrimiento del prójimo, El Rengo es tornero de profesión por lo que tiene el conocimiento necesario para fabricar una bicicleta experimental. Hoy divide el tiempo entre el emprendimiento de seguridad industrial, el maxikiosco y la familia. Durante un año soldó en silencio, probó, encontró los errores, los corrigió y siguió hasta que el invento se volvió ciclable.


"Vivimos la discapacidad de otra manera, si bien nunca me sentí discapacitado, vos lo ves y sabés lo que le pasa a un tipo que trata de andar en una bici playera con las muletas", recuerda sobre la primera vez que lo vio a Alberto Núñez en Carlos Pellegrini, Santa Fe.


La promesa

La historia comenzó cuando El Rengo llegó con el Cicloturismo a la comuna del centro oeste santafesino, en donde viven 6.987 personas, y observó al muchacho que se trasladaba en una bicicleta playera ayudándose con las muletas. Hugo lo llamó, se presentó y en ese mismo momento le prometió que le iba a construir una bicicleta para que él pudiera ser parte de las pedaleadas masivas o por los menos que pueda disfrutar de trasladarse por las calles de Carlos Pellegrini.

Volvió a Ramírez y cuando comenzó el proyecto se acercaron Mariano Jesús, un chico con Síndrome de Down, que le donó las dos llantas traseras y Flavio Gastiazoro, que vive en Paraná, es ciego, anda en bici en tándem y le donó algunos accesorios.

bici.jpg
Mariano Jesús, donó las llantas, y al final del Cicloturismo se ganó una bicicleta.
Mariano Jesús, donó las llantas, y al final del Cicloturismo se ganó una bicicleta.

"Entre tres discapacitados ayudamos a otro rengo", le cuenta a UNO riéndose porque a los 51 años sabe que ya cumplió muchas de las metas que se propuso más allá de cualquier impedimento.


"Cuando das te vuelve el doble. Mariano (que donó las llantas), el domingo, se ganó la bicicleta nueva que sorteamos", recordó sobre el final del encuentro que organizó con Ramírez Pedalea en donde participaron cerca de 250 ciclistas de diferentes puntos del país. Ese domingo fue uno de los más emotivos de los últimos tiempos porque además Alberto Núñez recibió la bici adaptada. El muchacho santafesino realizó declaraciones en Aire Digital en donde contó su parte de la historia.

bici 2.jpg
La bicicleta adaptada.
La bicicleta adaptada.


"Cuando era muy chico tuve poliomielitis y hoy me movilizo con bastones. La gente de la organización del encuentro de Cicloturismo me invitó a participar y ahí lo conocí a Hugo". Sobre aquella tarde en Ramírez, Alberto reconoció: "Fue un momento muy fuerte porque realmente me emocioné. Ante tamaña generosidad lloré muchísimo. No me va a alcanzar el resto de la vida para agradecer lo que hizo esta persona (El Rengo) que ni siquiera me conocía", aseveró.

Proyecto

El jueves Hugo El Rengo Horst adelantó a UNO que recibió llamados en donde le piden los planos de la bicicleta. En estos días comenzará a contestar porque la logística para organizar el encuentro de cicloturismo le demandó mucho esfuerzo. Como para ir avanzando, asegura que lo ideal será recibir donaciones de los materiales para poder fabricar algunas más. Siempre con la intención de mejorar la vida de las personas, en este caso, con la bicicleta en el centro de la escena.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario