Secciones
La Provincia

Florencia, sobreviviente de la tragedia de Once: “Quiero que esto termine de una vez”

A pocos días de cumplirse cinco meses del choque de la formación de la empresa TBA, en el que murieron 51 personas y más de 670 resultaron heridas, 91.7 La Red Paraná se comunicó con una chajariense que, esa mañana fatal, viajaba en el primer vagón del interno del Ferrocarril Sarmiento.

Martes 17 de Julio de 2012

A pocos días de cumplirse cinco meses del choque de la formación de la empresa TBA, en el que murieron 51 personas y más de 670 resultaron heridas, 91.7 La Red Paraná se comunicó con una chajariense que esa mañana fatal, viajaba en el primer vagón del interno del Ferrocarril Sarmiento.

En diálogo con Maldición, va a ser un día hermoso, Florencia Vidales expresó: “La vida sigue. Tengo que seguir, al igual que todas esas personas que estaban en el tren, o tuvieron otro accidente. Tengo que seguir”.

Florencia, de 24 años sobrelleva sus secuelas físicas y psicológicas como puede. No quiere ver noticias del accidente y ya empieza a tener las fobias propias de quienes sufrieron algún trauma.

22/2
El 22 de febrero la joven de 24 años, nacida en Buenos Aires pero criada en Chajarí, decidió tomarse el tren y evitarse los 40 minutos que tarda el colectivo desde Caballito hasta su trabajo, a ocho cuadras de estación Once. “El tiempo en Buenos Aires es fundamental”, afirmó quien se desempeña como técnica en nutrición. 

Según describió, ese día el tren iba repleto. “Era el horario pico de las 8.30 y había mucho más gente de lo normal”, aseguró.

De repente se sintió una explosión, una avalancha y gritos de gente lastimada y de personas que se estaban asfixiando. Salió por sus propios medios –"a los empujones", describió– y vio a los primeros paramédicos. “El SAME fue una luz, si bien los enfermeros no daban abasto, estuvieron ahí al minuto del accidente”, aseguró. 



A pesar de estar shockeada, mandó un mensaje a una amiga quien la pasó a buscar en auto y la llevó a una clínica privada donde la atendieron y le hicieron los primeros estudios para comprobar si no tenía daños internos.

Relató que tomó dimensión de la tragedia cuando volvió a su casa, vio las imágenes por televisión y se enteró de la cantidad de fallecidos.

Actualmente continúa con su rehabilitación (tiene aplastamiento de dos discos cervicales), su tratamiento sicológico y su demanda civil, que puede demorar hasta cinco años, según le advirtieron sus abogados. “Quiero que esto se termine de una vez, sin embargo no puedo ni siquiera sacarmelo del cuerpo”.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario