Delitos de Lesa Humanidad
Viernes 27 de Abril de 2018

Exigieron prisión perpetua para el médico militar Jorge Capellino

Los abogados querellantes presentaron un escrito. El acusado es responsable de haber tenido intervención como coautor en las desapariciones

Abogados querellantes presentaron el escrito mediante el cual pidieron la pena de prisión perpetua para el represor Jorge Horacio Capellino, quien durante la última dictadura cívico militar se desempeñó como jefe de Clínica Médica del Hospital Militar de Paraná.

El acusado es responsable por haber tenido intervención como coautor en los homicidios y posteriores desapariciones forzadas de Pedro Sobko, Juan Alberto Osuna y Carlos José María Fernández, y en la detención ilegal, torturas, vejámenes y apremios ilegales que sufrió un militante sobreviviente. "En ese escrito exigieron, y exigimos, la única pena posible para un genocida culpable de tan graves crímenes de lesa humanidad: la prisión perpetua e inhabilitación absoluta perpetua, de cumplimiento efectivo en cárcel común. Además peticionamos que sea condenado por el delito internacional de genocidio, o al menos que el juez federal Pablo Seró deje plasmado en su veredicto que los crímenes fueron cometidos en el marco del segundo genocidio nacional", planteó en un comunicado la agrupación Hijos Paraná.

La causa Capellino se tramita por el antiguo y ya derogado Código de Procedimientos en Materia Penal, un beneficio que en estas y otras causas tienen los genocidas enjuiciados en Entre Ríos.

Por este motivo el pedido de pena fue efectuado por escrito y no en el marco de un juicio oral y público y a la vista de toda la sociedad, como hubiera correspondido. Se trata de un desprendimiento de la megacausa Área Paraná, que concentró a la mayor cantidad de hechos ocurridos en esta zona de la provincia, y que se iniciara en los inicios de la recuperación de la democracia.

"O sea que los familiares de las víctimas llevan 35 años esperando el veredicto del Poder Judicial. El mismo tiempo que Capellino y sus pares genocidas llevan manteniendo el pacto de silencio e impunidad", expresaron.

En el escrito presentado por Sofía Uranga, por Hijos; Marcelo Boeykens, en representación de Clarisa Sobko, y Ana Lucía Tejera por la Secretaría de Derechos Humanos y Pluralismo Cultural de la Nación, "los abogados consideraron probado que el imputado tuvo directa relación con los hechos ilícitos que se le imputan, llevados a cabo en el ámbito del II Cuerpo del Ejército Subzona 22".

Comentarios