Arquidiócesis de Paraná

Estanislao Esteban Karlic presidirá misa por sus 45 años episcopales

Estanislao Esteban Karlic, de 96 años, es el miembro de mayor edad del episcopado argentino. La celebración será el lunes 15 en la aldea María Luisa

Viernes 12 de Agosto de 2022

El cardenal Estanislao Esteban Karlic, el miembro de mayor edad del episcopado argentino, celebra este lunes 15 de agosto, solemnidad de la Asunción de la Virgen, su 45° aniversario de ordenación episcopal. Por ese motivo, dará gracias a Dios celebrando una misa el lunes a las 11 en el Monasterio Benedictino Nuestra Señora del Paraná, de Aldea María Luisa.

karlic.jpg

Breve reseña biográfica

Nació el 7 de febrero de 1926 en Oliva, provincia de Córdoba. Sus padres fueron Juan y Emilia. Su padre era constructor, idóneo, un maestro mayor de obra hecho en el oficio.

Estudió en el Seminario Mayor de Córdoba, y en la Universidad Pontificia Gregoriana de Roma, donde obtuvo una licenciatura en Teología. Después de su ordenación sacerdotal, se desempeñó como superior de la sección de filosofía del Seminario Mayor de Córdoba.

El 6 de junio de 1977, fue nombrado por el papa Pablo VI, obispo titular de Castrum y auxiliar de Córdoba, acompañando al arzobispo, cardenal Raúl Primatesta. Fue ordenado obispo el 15 de agosto de ese año por el cardenal Primatesta. Seis años más tarde fue promovido a arzobispo coadjutor y administrador apostólico de Paraná el 19 de enero de 1983, para finalmente suceder en el puesto a su arzobispo, monseñor Adolfo Servando Tortolo, el 1º de abril de 1986. De 1986 a 1992, fue miembro de la Comisión para la redacción del nuevo Catecismo de la Iglesia Católica. Se desempeñó como Presidente de la Conferencia Episcopal Argentina durante dos períodos consecutivos (1996-1999 y 1999-2002) antes de dimitir como arzobispo de Paraná el 29 de abril de 2003, después de diecisiete años de pleno y comprometido servicio al frente de la diócesis.

Fue creado cardenal del título de la Santísima Virgen María de los Dolores en la Plaza Buenos Aires, por Benedicto XVI el 24 de noviembre de 2007.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario