Secciones
La Provincia

Escandalosa definición en la interna por autoridades radicales

Tras la aceptación de la impugnación de varias mesas, está en discusión el triunfo del sector de Benedetti y no habrá asunciones hasta que se vote de vuelta. Declaraciones cruzadas y reproches.

Domingo 25 de Noviembre de 2012

La pelea en el radicalismo por la definición del resultado de la interna realizada el 11 de noviembre, para elegir a las autoridades partidarias, tomó ayer ribetes de escándalo con un cruce de durísimos comunicados sobre el resultado electoral.
 

El viernes por la tarde el Tribunal Electoral y de Disciplina de la UCR decidió hacer lugar a los pedidos de impugnación y nulidad de varias mesas del departamento Diamante realizados por la lista Nº 38 Unidad y Renovación Radical.
 

Ese tribunal, con los votos de Elsa Bertozzi, Aída Crolla, Néstor Bellmann Eguiguren y Miguel Ángel Aranguren decidió impugnar la mesa 114 de la ciudad de Ramírez (Departamento Diamante). Además los miembros de ese cuerpo partidario (algunos de ellos posiblemente enrolados en el benedettismo) decidieron declarar nulas las mesas Aldea Spatzenkuter, Pueblo Nuevo (Alvear), Grapschental, Aldea Salto, Colonia Ensayo, Aldea Protestante, Costa Grande, Libertad General San Martín, Camps y Valle María.
 

Todas las situaciones irregulares -a criterio del tribunal- se dieron en el Departamento Diamante, el territorio político del exdiputado nacional Rodolfo Parente y del diputado provincial Jorge Monge, entre otros.
 

Por ejemplo, en el caso de Ramírez, la impugnación aceptada se sostuvo en el porcentaje inusual de votantes, del orden del 70% cuando la media provincial anduvo en el 15%. Pero el hecho es de tal magnitud que incluso se consideró “engañosa” una colecta que se hizo en esa ciudad entre los que fueron a votar -en otra urna- en beneficio de un supuesto matrimonio con problemas de salud.

Benedetti, durísimo
Tras conocerse la decisión del tribunal, e incluso instado los mismos dirigentes del Departamento Diamante, el principal referente del sector cuestionado, Atilio Benedetti, atacó a algunos de los integrantes de la lista opositores. “Hay radicales que aplican los mismos métodos del kirchnerismo, ya que no aceptan otra realidad que su propio relato”, señaló.
 

El vicepresidente del Comité Nacional de la UCR recalcó: “Ya habíamos dicho que en esta elección también nos enfrentábamos a Urribarri, además de sus admiradores dentro del partido, y que si no ganaban iban a intentar embarrar la cancha”.
 

Tras eso, elogió a algunos dirigentes del sector opositor como el candidato a presidente del partido Guillermo Vázquez, Alberto Rotman, Hugo Lesca o Cristian Fernández; apuntando sus mayores críticas al diputado nacional Fabián Rogel y al dirigente paranaense Sergio Solari.
 

Además, Benedetti criticó la impugnación del otro sector con algunos ejemplos de situaciones que serían igual pero en sentido contrario. “En Federación nos ganaron 617 a 88, y en Sauce de Luna 334 a 4. A nosotros nunca se nos ocurrió impugnar esas mesas. Pero en Ramírez ganamos nosotros 446 a 27 y, a pesar de que su propio fiscal firmó el acta e hizo declaraciones en todos los medios diciendo que no hubo irregularidades, nos anularon todos los votos de esa ciudad”, indicó.
 

Finalmente dijo que “intentar imponer un resultado por cualquier método es una actitud típicamente kirchnerista, y nosotros somos radicales. Es inaceptable que alguien haga anular 11 mesas de Diamante, y dos en Nogoyá porque perdió. Aún así, descontando esas mesas, seguimos ganando la elección”, subrayó.
 

Pocas horas después los dirigentes de la ex lista 38, incluidos los que Benedetti había elogiado, salieron a responderle con un comunicado (ver recuadro) donde manifestaron su “repudio y rechazo a las declaraciones vertidas por el diputado nacional y vicepresidente del Comité Nacional, Atilio Benedetti”.

El escenario
Poco después de conocerse que el Tribunal Electoral y de Disciplina había hecho lugar a la impugnación, e incluso había tomado algunas decisiones por sí mismo; un grupo de referentes del sector de Benedetti se hicieron presentes para reclamar una constancia de lo que señala el escrutinio “definitivo” pero por ahora no válido, en el sentido de que el candidato a presidente de la UCR propuesto por el benedettismo, Jorge D’Agostino, ganaba por 340 votos.
 

El extraño planteo, realizado por el apoderado legal del sector, Pablo Oroño, el diputado provincial Agustín Federik y los dirigentes Gustavo Curvale y Roberto Sabbione, entre otros; tendría como objetivo tener una documentación que respaldara el acto de asunción de las autoridades que iba a desarrollarse en Nogoyá. Si bien se trataría de un acto “político” y no de la asunción formal, la intención del sector era contar con alguna documentación respaldatoria.
 

Desde el sector opositor a Benedetti se destaca que el apuro por realizar una asunción, que a la vez apurara los trámites formales del partido, tiene que ver con una “estrategia de atropellada” del benedettismo para lograr reunir antes de fin de año al congreso -aprovechando el impulso político del triunfo- y aprobar allí las polémicas reformas a la carta orgánica partidaria que proponían, entre otros puntos, la reducción del número de congresales partidarios y la posibilidad de sesionar sin quórum. También se planteaba que la lista de candidatos a diputados provinciales fuera elaborada de manera completa por el mecanismo de distrito único, es decir, designados por el candidato a gobernador. Según los opositores al excandidato a gobernador. Este constituiría uno de los pilares de construcción de benedettismo con vistas a 2015.
 

Igualmente -aseguran- se pretende aprobar la eliminación del requisito del 66% en la elección interna para ser candidato a la reelección en un cargo legislativo, que sería otra disposición a medida de Benedetti; y finalmente aprobar una amplía política de alianzas que le permitiera reeditar los acuerdos logrados, por ejemplo, con el socialismo.
 

Los ribetes escandalosos llegaron incluso a oídos de las principales autoridades partidarias de la UCR a nivel nacional. Se comentó, por ejemplo, que el presidente del partido Mario Barletta llamó a algunos e los miembros del tribunal para interiorizarse del tema. Motivos le sobran, ya que Benedetti es vicepresidente de la UCR a nivel nacional.

“La UCR no es una empresa de alquiler”
Los dirigentes radicales Alberto Rotman, Sergio Varisco, Hugo Lesca, Ricardo La Barba, Antonio Salas, Elbio Salcedo, Fabián Rogel, Domingo Murature, Ricardo Troncoso, Carlos Cecco, Cristian Fernández, Fabián Murilla, Jorge Holtman, Arturo Vera, Marcelo López, Colli Gladis, Alfredo Blochinger, Jorge Lacoste, Luis Kirpach, Sergio Solari y Dardo Ramos, entre otros que compitieron en la Lista Nº 38 en las últimas internas partidarias, emitieron ayer un documento en respuesta a los dichos del excandidato a gobernador radical.
 

“Parece mentira que quien llevó al radicalismo a la peor derrota de su historia se pronuncie desconociendo el evidente y escandaloso fraude electoral ocurrido en varias localidades del departamento Diamante”, sostiene el comunicado.
 

Al respecto agrega que “la oportunidad de ser oposición la ha tenido Benedetti durante estos dos años conduciendo el Comité Provincial y el actual bloque de diputados provinciales, quienes han mantenido un cortés y respetuoso silencio frente a todos los errores cometidos por el gobierno provincial y nacional. Llama la atención que quien durante toda la campaña electoral para gobernador evitó confrontar con Urribarri y no se registra en ningún diario y/o página digital un discurso que lo haya colocado como candidato de la oposición, llegando inclusive a emparentarse con un crédito otorgado por el gobierno kirchnerista a tasa subsidiada con fondos de la Anses, que en muchos casos nos dejaba sin argumentos en plena campaña electoral”.
 

“El domingo 11 se definían dos modelos de partido: quienes queremos dejar de ser el partido de la minoría y ganarle las elecciones a Urribarri para transformar esta provincia dependiente del modelo nacional y quienes faltando dos meses para las internas se hacen los opositores, ponen plata para ganar las internas y entregarse mansamente después al peronismo”, sostiene la nota.
 

En allí donde los dirigentes expresan que “la Unión Cívica Radical mal que le pese a Benedetti, no es una empresa en alquiler, las elecciones hay que ganarlas colocando las boletas dentro de un sobre, doblarlas previamente y la concurrencia de votos debe guardar una mínima relación con la del resto de la provincia. Todo lo demás no es legal, no es radical, no es ético y eso si juega a favor del peronismo y a favor de Urribarri otorgándoles mayor chance para el año que viene”.

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario