Secciones
La Provincia

En Paraná difieren tasas para sectores afectados

Hoteles, bares, transporte público, gimnasios, actividades culturales y recreativas podrán regularizar obligaciones hasta el 31 de diciembre.

Sábado 25 de Julio de 2020

Para atender la situación de crisis en distintos sectores afectados por la falta de actividad debido a las restricciones para evitar la propagación del Covid-19, la Municipalidad de Paraná dispuso el diferimiento de las tasas municipales. De acuerdo con la medida dispuesta por el intendente, Adán Bahl, hasta el 31 de diciembre tendrán tiempo para regularizar sus obligaciones los contribuyentes de rubros como bares, hoteles, salones de fiesta, clubes, servicios varios vinculados a la educación, cultura, la recreación, el deporte y el turismo.

“Sabemos que la situación es muy difícil y el panorama es complicado para diversos sectores de la economía que vieron restringidas sus actividades durante este tiempo, por eso desde el Estado municipal estamos acompañando con el diferimiento de las obligaciones municipales hasta que la rueda de la economía comience nuevamente a girar. Esta situación nos obliga a ser más austeros y cuidadosos con el dinero de los contribuyentes, planificando y acompañando a todos los sectores”, dijo el jefe comunal.

“Comprendemos los problemas de cada uno de los sectores afectados por la pandemia y, por esta razón, es que decidimos, con responsabilidad, instrumentar esta medida”, sostuvo.

El beneficio alcanza a la tasa por Inspección Sanitaria, Higiene, Profilaxis y Seguridad; el Derecho de Ocupación de la Vía Pública; y el Derecho de Publicidad, por los períodos devengados desde julio a noviembre de 2020 para aquellos contribuyentes que desarrollen actividades de turismo, deporte, transporte, bares y restaurantes, culturales y de esparcimiento.

Se trata, fundamenta la norma, de desplegar instrumentos destinados a proteger la viabilidad de las empresas. En ese sentido, acota que hay sectores más afectados por la pandemia, dado que su desarrollo exige una alta interrelación personal y aglomeración de personas que dificulta el distanciamiento social, otras con alta dependencia del transporte y movimiento de personas, actualmente restringido.

Ello incluye a hoteles, bares, agencias de viaje, gimnasios, espectáculos y enseñanza artística, transporte escolar y turístico, entre otros.

Alcances

La medida será instrumentada y reglamentada por la Administración Fiscal Municipal (AFIM), y se hará efectiva con los primeros vencimientos de agosto.

En el rubro Deportes y Esparcimiento, la medida alcanzará a salones de fiestas, clubes (servicios de organización, dirección y gestión de prácticas deportivas y explotación de las instalaciones), polideportivos, canchas y piletas de natación. Además, salas de entrenamientos/gimnasios, que agrupa los servicios de alquiler de instalaciones destinadas a prácticas deportivas, de organización, dirección y gestión de prácticas deportivas y explotación de las instalaciones (incluyendo clubes y gimnasios y otras instalaciones).

También la enseñanza deportiva, es decir, los servicios prestados por profesionales y técnicos para la realización de prácticas deportivas.

En el ámbito de la cultura, abarca a cines, teatros y producción de espectáculos teatrales y musicales; la enseñanza artística y actividades culturales varias, como la composición y representación de obras teatrales, musicales y artísticas; servicios de espectáculos artísticos y de diversión.

La decisión fiscal beneficiará también a los servicios de transporte automotor urbano e interurbano de pasajeros, de transporte escolar y para el turismo.

En el rubro turismo, podrán regularizar antes de fin de año sus compromisos, las agencias de viajes, hoteles, hosterías y residenciales similares. Y también bares, restaurantes, servicios de expendio de comidas y bebidas en establecimientos con servicio de mesa y/o en mostrador –excepto en heladerías–, y servicios de catering de provisión de comidas preparadas para empresas.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario