Secciones
Municipalidad de Paraná

El varisquismo pateó la discusión salarial para dentro un mes

Dicen que el aumento fue mayor a la inflación acumulada. Junto al Suoyem intentaron involucrar a la gestión que asumirá a fin de año

Jueves 29 de Agosto de 2019

No hubo acuerdo esta mañana en la reunión que se celebró en la Secretaría de Trabajo de la Provincia entre la conducción de los cuatro gremios con representación en el municipio de Paraná y funcionarios de la administración encabezada por Sergio Varisco.

La reunión se había postergado el martes, tras el faltazo de las autoridades municipales, que presentaron una nota pidiendo cinco días de prórroga, aunque los referentes sindicales acordaron esperar dos días. A la luz del resultado, no se entiende demasiado por qué el encuentro no se hizo el mismo martes, ya que la postura del municipio fue oponerse a anticipar la revisión de la pauta salarial.

Del encuentro participaron los Jorge Brocado, Gustavo Tornacué y Fernando García, en representación del Sindicato Unión Obreros y Empleados Municipales (Suoyem); Daniel Giménez, por el sindicato de Obras Sanitarias; Pedro Zuchuat, Liliana Caraballo y Claudio Blanco, por la Asociación Trabajadores del Estado (ATE); y Alejandra Levrand y Ariel Garay, por la Asociación del Personal Superior (APS). En representación del gobierno municipal estuvieron el secretario Legal y Técnico, Walter Rolandelli, y el secretario General y de Derechos Humanos, Eduardo Solari.

Los dirigentes de Suoyem y ATE pidieron que la gestión Varisco exprese por escrito el compromiso de pagar en tiempo y forma los haberes y adicionales al personal hasta diciembre; “o en su defecto el cumplimiento de una cláusula gatillo automática que evite la pérdida del poder adquisitivo” de los salarios.

Igualmente denunciaron el “vaciamiento de mobiliarios en diferentes unidades del municipio”, especialmente en la número dos y reclamaron por “la falta de condiciones de higiene y seguridad en diferentes reparticiones que ponen en peligro la vida de los trabajadores”, entre otros aspectos.

La respuesta de los funcionarios Rolandelli y Solari fue que el municipio paranaense ya otorgó en el año un aumento del 33,1% y que por eso, los salarios aún están tres puntos porcentuales por arriba de la inflación, y que entonces no es necesario reabrir la paritaria salarial. En ese sentido, propusieron que el próximo encuentro sea después de mediados de setiembre, cuando ya se conozca el índice inflacionario de agosto. También sostuvieron que los adicionales se seguirán pagando y que están garantizados todos los contratos de servicios y de obras en vigencia en el municipio.

Frente a esta posición, se pronunciaron en contra de dilatar la instancia de diálogo salarial los gremios ATE, APS y de Obras Sanitarias; mientras que el Suoyem lo aceptó. La postura fue expresada por el secretario General de este gremio, Jorge Brocado.

Los tres gremios que rechazaron la propuesta señalaron que el gobierno de Sergio Varisco incumplió el compromiso asumido el noviembre del año pasado de volver a reunirse en junio y dar a conocer una oferta salarial; y también dijeron que del 33,1% de aumento que aseguran haber otorgado este año los funcionarios municipales, un 10% corresponde a 2018.

Coincidencias

Sobre el cierre de la reunión se produjo otra llamativa coincidencia entre el Suoyem y los funcionarios varisquistas, proponiendo ambos que en el próximo encuentro de discusión salarial estén presentes representantes de las autoridades electas “para que brinden opinión al presente conflicto”. La propuesta fue rechazada por los otros tres gremios que sostuvieron que “las autoridades actuales son las responsables del municipio y en consecuencia de sus trabajadores”.

Entienden estos dirigentes que existe una actitud premeditada de parte de la actual gestión para dilatar el proceso e intentar involucrar, al menos ante la opinión pública, al equipo de la próxima gestión, buscando con ello diluir las responsabilidades de la actual administración municipal. Poco se entiende, de acuerdo a su razonamiento, plantear que concurran a la reunión eventuales funcionarios del próximo presidente municipal (Adán Bahl) cuando es conocido que aún no han podido acceder plenamente a la información que permita llevar adelante una transición ordenada.

Hace dos meses y medio que el actual vicegobernador e intendente electo remitió una nota a Varisco solicitando poner en práctica la transición, sin haber obtenido la respuesta adecuada, según reveló Bahl hace un par se semanas, cuando expuso que hay “falta de predisposición” de la actual gestión municipal para brindar información.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario