Concepción del Uruguay
Jueves 21 de Marzo de 2019

El ocaso del ex-Ministerio y un cierre que se ve inexorable en Concepción

Supo tener cerca de 2.000 empleados, hoy son una decena y no tienen presupuesto ni para las baterías de las embarcaciones.

Ocupando un inmenso predio al sur del puerto de Concepción del Uruguay se ubican las instalaciones de la delegación Uruguay de la Dirección Nacional de Vías Navegables, hoy convertido casi en un depósito de materiales vetustos, boyas desperdigadas y embarcaciones en desuso. Conocido históricamente como "el Ministerio", por haber sido originalmente la sede del Ministerio de Obras Públicas en la ciudad, se lo recuerda aún por haber albergado cerca de 2.000 trabajadores que movilizaban la ciudad, generaba empleo, formaba en oficios y era un orgullo para la región.
Hoy es solo un recuerdo, y apenas un puñado de empleados intentan mantenerlo con las puertas abiertas ante lo que se avizora como un final anunciado.
En varias oportunidades se intentó hacer el dragado del río Uruguay a través de las dragas y el equipamiento del Estado, sin embargo nunca se llegó a los resultados esperados. Esta obra finalmente se encargó a una empresa privada que finalizó las obras a fines del año pasado.
Una de las tareas que se les podría haber encargado era el balizamiento del canal navegable, ya que dispone del personal y el equipamiento, sin embargo, desde el Estado Nacional, se dio la orden de que esa tarea la realice un buque de la Armada Argentina, labor que está hoy en marcha.
"La ultima vez que hicimos este tipo de trabajo fue en junio de 2017, pero nosotros tenemos el personal y la embarcación para balizar, hoy solo estamos colaborando con la gente de la Armada en temas vinculados al taller y cuestiones de seguridad", señalaba en las últimas horas Rubén Cabra, patrón balizador de Vías Navegables.
Desde los años 90 se fue dejando de lado el trabajo de esta repartición ubicada sobre el río Uruguay. En los últimos años este esquema de inactividad se agudizó y hoy las embarcaciones que el Estado tiene allí ni siquiera disponen de presupuesto para los services de cambios de aceite y filtro, muchas de ellas no tienen baterías y falta equipamiento esencial para trabajar.
"Nosotros no sabemos dónde vamos a terminar, que es lo que haremos, porque esto apunta a terminar con nuestra fuente de trabajo, hay un vaciamiento de la repartición, esto es evidente", señalan los trabajadores.

Sin respuestas
Después de haber sido una fuente laboral multitudinaria de La Histórica, hoy esta repartición del Estado Nacional tiene 11 empleados como personal embarcado, y cuatro en el área talleres y administrativos.
"No usar la Dirección Nacional de Vías Navegables para balizar el río Uruguay es la estocada final que está dando el gobierno nacional para cerrar de forma definitiva la repartición", señala Víctor Bargas, delegado del sindicato de Dragado y Balizamiento en Concepción del Uruguay.
De igual manera se resalta que se han conocido definiciones de parte del Gobierno que ha ordenado el desguace y remate de mucho del equipamiento que está instalado en este lugar.
"Nosotros seguiremos luchando, hemos enviado notas, reclamos, pedido de insumos, reactivación, pero nunca hemos tenido una respuesta a todo esto", destaca Bargas.


Obras históricas

Los trabajos hechos por este organismo del Estado en Concepción del Uruguay fueron excepcionales. Desde la canalización de la Isla del Puerto que dio lugar al actual canal de acceso, pasando por importantes obras de infraestructura para la ciudad, como son la pavimentación del bulevar Irigoyen y la avenida Paysandú, la construcción de puentes y la conformación de la estructura de muelles del puerto de la ciudad, la actividad del "Ministerio" ocupó gran parte de su personal especializado en la construcción y reparación de embarcaciones, balizamiento y dragado del río, y formación permanente de su personal.
El personal de esta repartición fue el encargado de la construcción de los puertos de Concepción del Uruguay, Colón y Gualeguaychú, y las avenidas costaneras de las tres ciudades. Conformó la escollera que hoy alberga en su extremo al faro con la imagen de la virgen Stella Maris, y participó activamente ayudando a los damnificados en las grandes crecidas del 1941 y 1959.
El trabajo de mayor relevancia de los últimos años llevado adelante por la Dirección de Vías Navegables fue en el año 1995, cuando se realizó el dragado total del río Uruguay, desde el Km 0 en Punta Gorda hasta el Km 184 frente al puerto de Concepción del Uruguay con 23 pies de profundidad. Desde esa fecha, hasta el dragado realizado por la empresa belga Jan De Nul hace apenas cuatro meses, Vías Navegables solo hizo trabajos parciales que nunca permitieron una navegación plena.

Comentarios