Secciones
Oficios

El mundo a tus pies

José López tiene 75 años y desde los 8 se inició en el oficio de zapatero. En su taller hace calzados de cuero y se especializa en calzados de talla grande, hasta el número 54. Sus piezas artesanales son requeridas por basquetbolistas y travestis. MIRÁ EL VIDEO

Domingo 26 de Mayo de 2019

El olor a cuero se mezcla con el de los pegamentos y las tinturas y conforman un aroma muy particular. Hay pilas de zapatos que esperaban el arreglo por un lado; pilas de zapatos ya listos para ser retirados por el otro, y alrededor de todo eso frascos con pomadas, latitas con tachuelas y clavos, suelas de diferentes materiales, cierres y cordones de todos los colores. Los pies de muchísimos ciudadanos están en sus manos. José López tiene 75 años y hace tan sólo cuatro meses llegó a la capital entrerriana desde Crespo. En su taller de avenida de Las Américas hace zapatos de cuero y el proceso está a su cargo de principio a fin, desde el diseño y la moldería hasta terminar con la confección de la pieza. Se especializa en calzados a medida hasta el número 54, de ahí el nombre del local: Pie Grande

MIRÁ EL VIDEO >>>>>

Embed




"Tenía ocho años, vivía en Capital Federal y todos los días a las 15 de la tarde me paraba frente a una casa de ortopedia, miraba la vidriera y a quienes estaban trabajando. Un buen día vino un hombre y con las manos cruzadas en la cintura me dijo 'Mocoso, ¿qué mira?'. 'Lo que hacen, porque yo quiero aprender y trabajar, le dije'. '¿Usted tiene padre y madre?'. 'Sí, le contesté'. 'Entonces venga con uno de ellos y yo le voy a dar trabajo', me dijo". Así fue que José se inició en el oficio. Cada día, ingresaba a las 15 y salía a las 19, directo a su casa para hacer la tarea de la escuela.

"Empecé como cadete, comodín. Con el tiempo logré parar, cortar, armar, pegar la suela, pulir, hacerle tinta y lustrar el calzado. Aprendí de oficio siendo muy chiquito. Al terminar la escuela secundaria decidí especializarme por eso cursé la Tecnicatura de Diseño Industrial, dentro de la industria del zapato", relató el entrevistado.
zapatero (24).JPG
zapatero (25).JPG
zapatero (26).JPG
zapatero (27).JPG
zapatero (28).JPG
zapatero (29).JPG
zapatero (30).JPG

José López asegura que el del zapatero es un oficio con muchas curiosidades y misterios. "No es tan fácil. Yo hoy arreglo y hago zapatos, y sobre todo puedo fabricar calzado especial para basquetbolistas y para travestis. Tengo clientes de Santa Fe, Paraná, de Diamante, Nogoyá, Villaguay y Victoria".

El artesano cuestiona la pérdida de los trabajos manuales y es que no es ajeno a la realidad que muestra como oficios como sastrería, zapatería, modistería y las demás profesiones en las que se necesitan ciertas destrezas en el uso de las manos, están al borde de la extinción en Argentina.

Ante la situación, con el auge de la tecnología, con tan pocos aprendices disponibles y la competencia en serie: "En estos momentos tener un oficio es como tener el mundo en la mano", consideró.

zapatero (17).JPG
zapatero (18).JPG
zapatero (19).JPG
zapatero (20).JPG
zapatero (21).JPG
zapatero (22).JPG
zapatero (23).JPG


Su vida, toda

López dedicó su vida a la rehabilitación de zapatos, botas y zapatillas. A sus 75 años, recuerda con anhelo los tiempos de bonanza, aquellos donde su trabajo era requerido para embellecer el calzado de las personas para fechas especiales. Era moda en los 70, forrar los zapatos con las telas de los vestidos de fiesta.

El zapatero siempre será necesario. "El zapato bueno necesita arreglos; el chino, ya se sabe, no", recalca. Hace años que mete su mano dentro del zapato de otro. Trata el cuero, gruesos textiles, suelas de zapatos de diversos materiales, remienda bolsos, cinturones "Es lo que me gusta". Lo dice con convicción; rodeado de zapatos, suelas y tacones, trabaja cada día hasta 10 horas. Se considera un artista. "No podría estar aquí solo por dinero".

José se encarga de la confección del calzado de principios a fin y por estas horas los pies de muchos vecinos del barrio están en sus manos.

zapatero (16).JPG

zapatero (14).JPG
zapatero (15).JPG


Paso a paso:

*Diseño

*Patronaje (el diseño que se hace sobre la horma se vuelca en una cartulina. De ahí salen los patrones para el corte (exterior del calzado), forrería (interior), enfranque (es la parte más estrecha de la suela del calzado, entre la planta y el taco) y el tacón.

*Corte: Elegí los materiales en un mueble cargado de cueros de diferentes grosores, texturas y colores. Con los moldes sostenidos bajo una antigua pesa, corté con una filosa cuchilla. Y rebajé los cueros a mano para facilitar la costura .

*Aparado: dar puntadas en una máquina de coser.

*Montado: Requiere de mucha paciencia. Se trata de unir el corte y la forrería en torno a la planta. Se usa pegamento, tenaza para tensionar bien el cuero, clavos y martillo de zapatero, de cantos redondeados, que no lastiman el cuero.

zapatero (1).JPG
zapatero (2).JPG
zapatero (3).JPG
zapatero (4).JPG
zapatero (5).JPG
zapatero (6).JPG
zapatero (7).JPG
zapatero (8).JPG
zapatero (9).JPG
zapatero (10).JPG
zapatero (11).JPG
zapatero (12).JPG
zapatero (13).JPG
zapatero (14).JPG
zapatero (15).JPG



En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario