Transporte público
Martes 29 de Mayo de 2018

El boleto se va a 12,40 pesos y se subsidiará a las empresas para frenar suba superior

El Concejo aprobó por mayoría un aumento del 40% desde junio. Ese aporte se quitará en octubre; el pasaje costará 14,85 pesos

Luego de una jornada bochornosa en la capital provincial, como suele acostumbrar a la población cada modificación del cuadro tarifario del servicio de colectivos urbanos desde hace muchos años, el Concejo Deliberante finalmente sesionó y aprobó por mayoría los nuevos valores de los distintos tipos de boletos. Tal como pretendía el Departamento Ejecutivo Municipal (DEM), y empujó el oficialismo del cuerpo, desde junio el boleto general pasará a costar 12,40 pesos para el usuario, aunque el valor técnico será 13,50 pesos, tal como establecía el proyecto de ordenanza. La diferencia, de 1,10 pesos, será aportada por el municipio.


La variación representa un 40% de incremento sobre su valor actual, de 8,75 pesos, sin contemplar el subsidio municipal, que por mes representará más de 1 millón de pesos, y se entregará hasta octubre, cuando el boleto llegue a 14,85 pesos, acumulando un alza total del 70%.
Del mismo modo que en la previa a la sesión, durante el día pasó casi de todo, entre denuncias e intentos de fracaso de la sesión. También se vivieron situaciones que distan del marco de convivencia y discusión pacífica de los asuntos públicos. La sesión se desarrolló en un clima de alta tensión, entre constantes gritos e insultos del público contra los concejales del Frente Para la Victoria, los dos ediles del bloque Paraná de Pie, escindidos de Cambiemos, y particularmente, contra la presidenta del cuerpo legislativo, Josefina Etienot.


Convocados a defender la gestión del intendente, militantes y trabajadores municipales bloquearon en las primeras horas de la mañana los ingresos al recinto, y posteriormente participaron activamente de la discusión en el recinto, que comenzó cerca de las 10.30, con la sesión extraordinaria para convocar a una nueva sesión a partir de las 11.30, y del debate que se extendió hasta cerca de las 14.

Entre los despachos a tratarse para el aumento del boleto, finalmente el que logró la adhesión de una mayoría fue la iniciativa de un aumento gradual, gestada desde el bloque UNA Frente Renovador –compuesto por los ediles Silvina Fadel y Luis Díaz– y de Cambiemos, Karina Llanes, Emanuel Gainza, María Marta Zuiani, Carlos González, Pablo Hernández y Claudia Acevedo.

El esquema tarifario regirá desde el 1º de junio para el caso de los subsidios nacionales, aunque para los usuarios el incremento tardará unos días más en llegar, entre 15 o 20 días, según lo que demanden los ajustes técnicos del Sistema Universal de Boleto Electrónico (SUBE). Además del boleto general en 12,40 pesos, el Primario pasará a costar 1,35 pesos; el Secundario, 3,38 pesos; el terciario-universitario, 4,05 pesos; el obrero, 8,78 pesos; el jubilado a 6.07 pesos. En tanto, cuando se ponga en marcha el nuevo sistema de funcionamiento de colectivos –que incluirá nuevos recorridos–, previsto desde las vacaciones de julio, el servicio nocturno de colectivos –que funcionará de 22 a 5– costará 17,50 pesos; mientras que en la franja horaria de 8.30 a 11.30, será de 10,80 pesos.

Embed

Mal de época
La intolerancia, los enfrentamientos políticos internos e ideológicos, la imposibilidad de una discusión real, derivó en situaciones contrarias a las que deberían primar en un ámbito emblema de la convivencia social. La grieta llevó a que lo que debía ser un asunto ciudadano, se convirtiera en una lucha política para ver quién imponía una mayoría. Prosperó un incremento tarifario casi extremo, con fuerte impacto en los sectores de ingresos fijos, que utilizan el servicio de colectivos a diario; pero también es cierto que la iniciativa de un congelamiento de tarifas resulta inviable ante un servicio sin modificación desde hace más de un año, con recorte despiadado de subsidios por parte del gobierno nacional, aumento de costos operativos, insumos y salarios de trabajadores. El término medio no pudo prosperar.

El Concejo Deliberante, luego de tres gestiones municipales justicialistas, recuperó su facultad de disponer los valores del servicio de colectivo, en el marco de la nueva concesión licitada. Luego de casi un mes de debate, sobre el fin de semana empezó la puja por la negativa de ceder el Teatro 3 de Febrero, para realizar la sesión del Concejo. Ello ponía en riesgo la realización del encuentro, y más aún, dejaba abierta la posibilidad para que el Ejecutivo disponga el incremento por decreto.

Ante la potencial frustración de esa sesión ordinaria especial, por unanimidad de los 15 integrantes del Concejo Deliberante, el cuerpo legislativo de la capital entrerriana aprobó el cambio de lugar de la sesión especial. Al pedir el uso de la palabra, la concejala María Marta Zuiani (Cambiemos) reconoció: "Nos equivocamos al haber aprobado la realización de la sesión del Concejo en Tu Barrio en el Teatro 3 de Febrero".

Embed

La edila sostuvo el acompañamiento de su bloque a la decisión del intendente, Sergio Varisco, quien en su negativa del jueves argumentó que el coliseo paranaense fue declarado Patrimonio Histórico, y resaltó el riesgo que representaba realizar el plenario legislativo en ese lugar. En este sentido, dijo que cualquier problema que pudiera surgir caería "sobre la cabeza" del jefe comunal, en virtud de expresas normas legales que lo responsabilizan de la preservación del Teatro, tanto de la Ley nacional N° 12.665 de Monumentos Históricos, como de las que provienen de la Ley provincial N° 3.001 de Municipios.

Los distintos ediles expresaron sus opiniones sobre la tarifa del colectivo entre gritos e insultos, para unos, y aplausos para otros.

Entre bochornosas e insólitas situaciones, se dio por ejemplo la presentación –haciendo uso del Instituto Voz y Opinión Ciudadana– de la Asamblea Ciudadana Vecinalista de Paraná. Alicia Glauser, Mora Uriburu y Leonel Parroni leyeron un comunicado donde expresaron sus puntos de vista sobre la tarifa del boleto y el servicio del transporte público de pasajeros en colectivos, entre los gritos del público que apoyaba al Ejecutivo, muchos de los cuales seguramente utilizan y sufren por el mal servicio de transporte.

Al término del caliente debate, la presidenta del Concejo Deliberante cerró la sesión. Entre otras palabras, dijo: "Quiero que quede claro que el boleto aprobado es más de 2 pesos superior a lo que arrojaron los informes técnicos del perito del bloque de Cambiemos", marcando su postura.

Comentarios