La Provincia
Sábado 13 de Abril de 2019

Dictaron el sobreseimiento a ruralistas por el violento tractorazo en Casa Gris

La Justicia provincial dictó el sobreseimiento para los dirigentes rurales que habían sido imputados por lesiones e incitación a la violencia durante la violenta manifestación en Casa de Gobierno ocurrida el 3 de septiembre de 2015. En aquel momento los dirigentes del campo movilizaron a productores junto a maquinaria agrícola y elementos que luego utilizaron para atacar a un grupo de policías: piedras, huesos de vacunos y líquidos que habían traído en las camionetas que llegaron en apoyo a los tractores.

El trasfondo de la protesta era el reclamo al gobierno provincial de un plan de salvataje para las entidades del campo.

En primer lugar las partes avanzaron con una mediación penal, donde los dirigentes imputados, Alfredo Bel, Atilio De Ángeli, Juan Echeverría y Elvio Guía, hicieron un pedido de disculpas a los policías, se responsabilizaron de lo ocurrido y a la vez brindaron una reparación económica a ocho efectivos de la fuerza. Cabe mencionar que el acuerdo estipuló el pago de 40.000 pesos a cada a uno de los policías afectados, se indicó a UNO.

En virtud de ese convenio es que la Justicia dictó el sobreseimiento teniendo en cuenta que los uniformados aceptaron las disculpas y la reparación económica, salvo dos policías que eligieron continuar el reclamo por la vía Civil.

"Esas dos personas están reclamando daños y perjuicios", confirmó el querellante que representa a los policías, Marcos Rodríguez Allende. Y se lamentó por la decisión adoptada: "La mejor alternativa de resolución de conflictos es la mediación penal".

La furia de aquella jornada dejó como saldo a siete policías heridos de diferente gravedad, pero que luego pudieron recuperarse.

Los ruralistas fueron representados por los abogados Julio Federik y Leopoldo Lambruschini, mientras que por el Ministerio Público Fiscal intervino Santiago Brugo.

Comentarios